Posts etiquetados como ‘vipassana’

El sufrimiento puede llevarte hacia la compasión.



La compasión es un sentimiento profundo que aspira a liberar a los demás del sufrimiento. Este sentimiento es un movimiento positivo de tu mente y de tu cuerpo, la respuesta espontánea de un corazón abierto que anhela mitigar el dolor y el sufrimiento de todos los seres.

El sufrimiento impregna todo nuestro mundo, desde las injusticias, el hambre de los pueblos, las guerras, la violencia, la discriminación son algunas de las formas más temibles del sufrimiento.
Aunque vivamos en una isla de relativa paz y abundancia, no tardaremos en observar la presencia, velada o manifiesta del sufrimiento. La enfermedad, la vejez y la muerte, forman parte intrínseca del proceso mismo de la vida. Todos somos iguales ante este hecho.
Del mismo modo cuando prestemos atención plena a nuestra mente , descubriremos también la presencia de diferentes tipos de malestar. Los hábitos y las rutinas tal vez nos hagan sentir cómodos y tranquilos pero bajo su confortable fachada, suele agitarse la inquietante y difusa sensación de que nuestra vida es básicamente incompleta, problemática y no funciona del todo bien. Tal vez se trate de un vacío, de una desesperación existencial, de la insatisfacción , del miedo que nos impulse a llenar nuestro tiempo con todo tipo de actividades. Pero cuál es el verdadero origen de todas estas sensaciones?.
Cuando afrontamos el sufrimiento del mundo, de nuestra vida, de nuestro cuerpo y de nuestra mente, nos damos cuenta de que no se trata de un problema individual sino de una experiencia universal. Por qué, entonces,el mundo no es un lugar amable en el que todos comprendamos desde la compasión, el sufrimiento que nos atraviesa?.
Lo cierto es que nuestro corazón no siempre está dispuesto a abrirse al dolor y continuamente trata de huir de él, de cerrarse y de escapar al sufrimiento. Sin embargo cuando le cerramos la puerta al sufrimiento, obstruimos la puerta hacia la compasión.
La compasión es la respuesta más espontánea de un corazón abierto. Pero el manantial de la compasión permanecerá cerrado mientras sigamos tratando de escapar del sufrimiento ,por que cuando negamos su existencia nos alejamos de la realidad y terminamos enredados en un mar de racionalismos o emociones que sólo son reacciones a esta sufriente realidad .
Hace un tiempo comenzamos a bendecir la mesa con mi familia. Ese acto de dar gracias por los alimentos que han sido traídos a tu mesa, también son la expresión de algún tipo de sufrimiento que han tenido que atravesar todas personas implicadas en la elaboración de esa rica comida que hoy saboreas. No son grandes actos los que te devuelven al momento presente, son pequeñas llamadas de atención que puedes hacerte a ti mismo, como lo enseña claramente el maestro zen vietnamita Thich Nhat Hanh en sus versos para el despertar.

1

Al despertarse

Despertándome con una sonrisa,

sé que tengo 24 horas nuevas para mí.

Prometo vivirlas con plenitud,

y ver a todos, con los ojos de la compasión.

14

PREPARANDO LAS VERDURAS

En estos vegetales frescos

veo un sol verde.

Todos los Dharmas se juntan

para hacer posible la vida.

Las Cinco Contemplaciones

Esta comida es el regalo de todo el universo –la Tierra, el cielo y mucho trabajo duro.

Que comamos con atención de manera de ser dignos de recibirla.

Que transformemos nuestros estados mentales poco hábiles y aprendamos a comer con moderación.

Que sólo tomemos alimentos que nos nutren y previenen enfermedades.

Aceptamos esta comida para llevar a cabo el camino del entendimiento y el amor.

12

CONDUCIENDO

Antes de arrancar el coche,

sé adonde voy.

El coche y yo somos uno.

Si el coche va rápido, voy rápido.

Si el coche va lento, voy lento.

5

SIRVIENDO LA COMIDA

En esta comida

veo claramente la presencia

de todo el universo

manteniendo mi existencia.

10

TOMANDO TÉ

Esta taza de té en mis dos manos–

¡la atención se mantiene

en posición vertical!

Mi mente y cuerpo moran

en el aquí y el ahora.

EMPEZANDO A COMER

Con el primer bocado, prometo ofrecer alegría.

Con el segundo, prometo ayudar a aliviar el sufrimiento de los demás.

Con el tercero, prometo ver el gozo ajeno, en el mío propio.

Con el cuarto, prometo aprender el camino de desapego y ecuanimidad.

8

TERMINANDO MI COMIDA

El plato está vacío.

Mi hambre satisfecha.

Prometo vivir,

por el beneficio de todos los seres.

Cuando nos demos cuenta que la felicidad no consiste en la acumulación de acciones placenteras, cuando nos demos cuenta que el ansia de gratificación sensorial no puede aportarnos la plenitud ni la satisfacción, sino por el contrario, más apego y más rechazo, nuestra ignorancia se verá reemplazada por la sabiduría. La experiencia directa de la felicidad no tiene tanto que ver con acumular, como con desprenderse, de abrirse al dolor para que pueda emanar de nuestro centro ,el fruto más dulce de nuestra sensibilidad humana,…la compasión.
Adriana Paoletta

El estrés.La mente mata, la mente cura.




Francia sufre de una grave enfermedad del espíritu: el suicidio, que es la tercera causa de muerte nacional, tras las enfermedades coronarias y el cáncer.
Desde 1980, en Francia se suicidan cada año entre 11.000 y 12.000 personas.
La Organización Mundial de la Salud nos advierte sobre esta pandemia que se transformará en la segunda causa de muerte en el mundo para el año 2020.
Estamos hablando de Francia un país que pertenece al grupo de los 8 países mas poderosos de mundo, del país donde surgieron las nuevas ideas que proclamaban la ¨igualdad,libertad y fraternidad¨.
Qué es lo que ocurre entonces. Que variable alejó a estas personas de la opulencia económica en que viven y de la posibilidad de desarrollar su intelecto.Qué está actuando sobre su población para transformar a este país en una pavorosa potencia suicida.
Los especialistas en sociología, Christophe Dejours y Florece Bègue han establecido una primera tipología de los suicidas en Francia, que obedecen a tres tipos de dramas y razones:
Víctimas del stress, víctimas de la “vulnerabilidad psicológica”, y víctimas de las “presiones del medio”. Quizá se trate de razones íntimamente interrelacionadas , que alimentan una enfermedad del espíritu de nuevo cuño.

El cerebro es un experto en detección de amenazas o información amenazante.
Cuando el cerebro capta algun hecho o información como amenazante todos los demás pensamientos se tiñen del color del estrés y pasan a un segundo plano.
Debe haber cuatro características en una situación, para que esta provoque estrés; no es necesario que estén las cuatro simultáneamente presentes , pero cuanto mas de estas estén presentes en un determinado momento mas estresante será la situación.

Estas cuatro características son:
1) Novedad: debemos percibir la situación como nueva
2) Inpredecibilidad
3) Descontrol :D ebemos percibir la situación como fuera de control
4) Amenazante :La situación debe representar una amenaza para nuestra vida, personalidad o EGO.

Cuando meditamos, desarrollando la capacidad de observar nuestra mente, podemos acercarnos a la claridad mental mediante la toma de conciencia las cualidades de todo lo existente como diría Buda:

1)Todo está atravesado por el sufrimiento.
2)Nada es permanente y está sometido al cambio.
3)La ausencia de identidad del Ego

La práctica consiste en profundizar continuamente nuestra sensación personal e inmediata de estas tres características fundamentales, esa experimentación continua y consciente nos permitirá construir un marco de referencia duradero y poderoso.

En el Mahabharata se dice que la cosa más sorprendente del mundo es que los seres humanos puedan darse cuenta de la enfermedad, la vejez y la muerte de sus semejantes creyendo a su vez que eso nunca le ocurrirá a ellos.

Vivir plenamente es morir a la fugacidad de cada instante para renacer nuevamente al instante siguiente. Nuestro error fundamental es creer en la solidez y la seguridad de las cosas. De este modo creamos una ilusión mental de estabilidad . La experiencia pura de nuestra vida, su materia prima, las imágenes , los sonido etc,están continuamente en proceso de cambio . ¿Dónde existe algo sólido y permanente?. Lo tenemos a la vista. No podemos detener los cambios de nuestro cuerpo (envejecimiento, enfermedad)ni tampoco el curso de nuestra mente.

En lugar de seguir negando el flujo del cambio podemos renunciar al intento de crear “cosas” sólidas, relaciones sólidas y un mundo sólido al que aferrarnos y entregarnos a lo que la vida nos presenta instante tras instante, es decir ,a la “sabiduría de la inseguridad”, una actitud que no se resiste a la desaparición de las cosas.

Nuestra vida es como una película compuesta en realidad de una multitud de imágenes que se suceden formando un contínuo.La concentración puede llevarnos a instante mismo del impacto sensorial y ayudarnos a reconocer nuestra reacción, es decir separar fotograma por fotograma.

En este nivel de práctica sentiremos una sensación inigualable de liberación, ya que todo se disuelve en momentos microscópicos , gránulos de vida que aparecen y desaparecen de continuo y en donde nosotros mismos como observadores nos disolvemos.

Ahora hagan todas las combinaciones posibles entre las caracteristicas de nuestra mente frente al estrés y verán como vivimos a diario decenas de estas situaciones .Estemos alertas acerca de que , el que determina cuál es una amenaza y cual no ,es nuestro EGO, ese ego que se hace cada vez mas sensible a describir como amenazantes situaciones absolutamente inofensivas para nuestra vida .


Creo que es indispensable curarnos en salud , es decir usar herramientas milenarias como la meditación y el Yoga que nos permiten el autoconocimiento, la valoración justa de los hechos y la preservación de la salud mental y espiritual. En caso contrario el sufrimiento nos espera tras cada intento personal de perpetuarnos a través de los objetos o las personas.

Adriana Paoletta


LEA SOBRE LOS SIGUIENTES TEMAS

La ausencia de identidad del ego.



Cuando hablamos de características de la meditación estamos hablando a estadíosa los que nos va conduciendo la práctica, hemos visto ya la impermanencia y elsufrimiento, la tercer característica básica es la ausencia de identidad del ego, ,esto es que no existe identidad separada del flujo de la experiencia, o lo que es lo mismo no existe NADIE al que le sucedan las cosas…


La práctica de la meditación nos permite acceder muy rápido a esta profunda verdad .

Cuando nos ponemos a meditar, las experiencias pueden ser diversas , podemos encontrarnos con una mente tranquila y silenciosa y de pronto aparece una sensación de miedo y ansiedad ,llenándole todo de ideas,proyectos,opiniones etc.


Esta es una experiencia muy reiterada., pero ¿es que tenemos miedo a una mente silenciosa?

Veamos, nuestra ilusión fundamental es la creencia en la existencia de un YO, de una identidad, de un EGO SÓLIDO que se halla separado de todo lo demás.

Pero ese YO carece absolutamente de substancia, es solo una burbuja del pensamiento..

La única manera de mantener sólido ese YO es mediante una mente que produzca pensamientos tales como,planes,programas,proyectos,miedos ,apegos etc

Pero si silenciamos la mente a esos pensamientos , si no nos quedamos atrapados en el mundo de la burbuja de pensamientos, lo único que quedará es laexperiencia directa del momento, es decir el aquí y el ahora, es decir ,ver, escuchar oler, gustar y tocar.

No tenemos que intentar vaciar la mente de pensamientos poniendo toda nuestra voluntad en ello sino darnos cuenta que los pensamientos son el vacío, ya que no contienen nada nuestro., es decir esto nos ahorra un largo camino porque no tenemos que buscar la vacuidad porque la vacuidad está en nuestros pensamientos,solo tenemos que rendirnos a experimentar el momento presente porque cada momento es una manifestación de la naturaleza vacía e inasible de la realidad.

Experimentémoslo, pongámonos a meditar y verán como al instante nuestra mente funciona como una radio mal sintonizada donde apenas podemos captar diferentes frases de diferentes emisoras de radio.

La radio se encendió sola , no pedimos escucharla, pues entonces nuestra tarea es en primer lugar sintonizarla bien “escuchar los pensamientos” lo mas “nitidamente” posible y finalmente apagarla. Al “apagar” los pensamientos nos daremos cuenta que nosotros no somos esos pensamientos y que tampoco dependen de nuestro control en nuestro estado ordinario de consciencia. Lo mismo ocurre con las sensaciones corporales,surgen y se modifican espontáneamente de acuerdo a su propio ritmo.


Es decir si no le podemos suplicar a la mente que no piense y al cuerpo que no envejezca., entonces ¿dónde está el yo sólido? ¿Dónde está aquello que es mío?Simplemente no existe pues somos un flujo de experiencias y nada substancial o sólido.

A medida que seguimos con nuestra práctica meditativa esta verdad es cada vez mas evidente, vemos que el pensamiento , el sentimiento y el proceso sensorial siguen sus propias leyes.

Solo existen objetos de experiencia que se diluyen inmediatamente junto al proceso de conocimiento .Esta experiencia es como tomar conciencia de la naturaleza corpuscular de la luz .

La práctica de la meditación consiste en llegar a experimentar que ninguno de los cinco procesos que configuran nuestra vida, el cuerpo, las percepciones, las reacciones y la misma conciencia son permanentes. Somos una mera corriente en movimiento.

Nuestra historia personal son muchos años de estar aferrados a nuestros hábitos, condicionamientos y pensamientos, aferrados a algo que es impermanente e inasible y en consecuencia nuestra identificación con ellos es la razón de nuestro sufrimiento. Cada uno de nuestros pensamientos es como un fuego artificial que se desvanece poco después de aparecer. Todo procede del vacío,cada instante surge de la nada y regresa nuevamente a la nada.


MEDITACIÓN EN GRUPO



Celina Peña, de 56 años, medita desde hace 15. Ha practicado tanto la meditación vipassana como zen. Mar tiene 39 años. Nunca ha meditado y quiere empezar a hacerlo. Matías, de 41 años, las acompaña. Él ha hecho más relajación que meditación. Vinieron juntos a Barcelona el pasado 12 de julio para participar en una meditación global preparada por el programa L´Ofi ci de viure de Catalunya Ràdio bajo el marco del Festival Inspira Conciencia organizado por Alambar Sinapsis. Un sábado, verano y la hora (a las tres de la tarde) no parecía que fueran factores que acompañaran a esa llamada. Pero más de dos mil personas llenaron el auditorio del Fòrum de les Cultures para participar en esta meditación global. Lleno total, con colas en la entrada que llamaban la atención de los esporádicos transeúntes (era la hora de comer y el sol picaba). Joan Melé, director de la delegación territorial de Catalunya y Baleares de Triodos Bank (una de las entidades colaboradoras del evento), se mostró gratamente sorprendido por el éxito de la convocatoria. Melé medita desde hace muchísimos años. “Citas como estas son necesarias siempre y cuando la gente tenga claro que meditar no es un fi n, sino un instrumento para incidir en la sociedad y mejorarla. La transformación personal pasa por ir transformando la sociedad. Si falla cualquiera de las dos, no vamos del todo bien”, asegura Joan Melé, quien desde Triodos Bank apoya proyectos sociales viables. También lo tiene así de claro Miriam Subirana, que también asistió al encuentro. “Cuando meditamos nos volvemos más activos. Y para mejorar el mundo es necesario esta actitud activa”. Por eso, desde 1937, la Universidad Espiritual Mundial Brahma Kumaris creada en India por Dada Lekhaj fomenta la meditación raja yoga de forma totalmente gratuita. También ofrece programas de investigación y aplicación de los valores en diferentes ámbitos sociales y profesionales. No son sólo palabras. Esta entidad tiene estatus consultivo en la ONU. Y hace lo posible para que todo el mundo incorpore el hábito de frenar la mente un momento cada día para tomar las riendas de uno mismo, para que se aprenda a meditar, vaya. Volviendo al encuentro de la meditación global, que fue dirigida por Ricard Rotllan, monje budista, tanto a Celina como a Mar y a Matías les gustó: “En una meditación con mucha gente se crea una atmósfera especial y el silencio entonces es impresionante”. De fondo sólo se escuchaban las palabras del monje que dirigían la meditación y los sonidos penetrantes de los cuencos de cristal de cuarzo del grupo musical Shirai acompañando en ese viaje interior. El objetivo de esta meditación fue aportar un granito de arena “para conseguir una sociedad emocionalmente saludable”. Lástima que al fi nalizar la meditación se tuviera que abandonar la sala precipitadamente porque tenía que empezar otra actividad en el auditorio del Fòrum de les Cultures. Todo son retos para la mente inquieta, incluso cómo preservar la serenidad ante la precipitación de los tiempos. Menos mal que camino a casa se puede seguir entrenando la atención plena.

VIA:LA VANGUARDIA.ES

LEER MAS SOBRE ESTOS TEMAS EN YOGA Y MEDICINA ORIENTAL


La muerte y el concepto de impermanencia

Cada faceta, cada aspecto de nuestro cuerpo y nuestra mente(sensaciones, pensamientos, impresiones sensoriales, emociones, fantasías y todos los elementos que componen nuestro mundo) se hayan sometidos a un proceso de cambio constante;todo está sujeto al nacimiento, decadencia y muerte. En Occidente no solemos mirar cara a cara a la muerte, no nos agrada observar el proceso de la enfermedad y la vejez y rara vez tenemos la oportunidad de ver un cadáver. Una de las meditaciones del budismo ( que describiré en otro post) consiste en tomar conciencia de la degradación de nuestro cuerpo en el proceso de la muerte. A primera vista, esto parece morboso, pero lo cierto es que constituye una fuerza enorme para hacernos conscientes de la realidad de la muerte, de abrirnos a la verdad de lo que le ocurre a nuestro cuerpo y de permitirnos trascender cualquier ilusión a este respecto.

¿Por qué le tenemos miedo a la muerte?. Esto ocurre debido fundamentalmente a que no comprendemos con claridad la naturaleza de nuestra mente y de nuestro cuerpo. Creemos que nuestro cuerpo-mente es algo sólido y seguro y aún más ,solemos identificarnos con ello; desde este punto de vista la posibilidad de la muerte del yo, de la muerte del ego resulta aterradora y es experimentada como una traición a nuestras creencias sobre quienes somos y sobre quién es el que controla la situación.

Cuando nos abrimos a la naturaleza del proceso de nuestra mente y de nuestro cuerpo descubrimos que este está naciendo y muriendo a cada instante, es decir no existe nada sólido, estático, ni estable que perdure año tras año, mes tras mes o ni siquiera instante tras instante.

Nuestro cuerpo y nuestra mente están creándose y disolviéndose a cada momento .Démonos cuenta que de todas nuestras experiencias (imágenes, sonidos, pensamientos, emociones,sensaciones, olores o sabores) tienen una existencia meramente transitoria. Momento a momento nuestras experiencias aparecen y se desvanecen, nacen y mueren. Lo único que existe es un proceso de transformación constante, inmediato y continuo.Por más desesperadamente que lo intentemos no tenemos la menor posibilidad de detener ese proceso.

El darnos cuenta, es decir, el experimentar directamente ese proceso de transformación, hará que el miedo a la muerte comience a desvanecerse porque en ese mismo instante comprenderemos que jamás ha existido nada sólido a lo que aferrarse, dejaremos de considerar a la muerte como una especie de error del orden natural de las cosas , la integraremos a la vida y podremos llegar a Vivir en paz.

Por ello la meditación cotidiana nos vuelve concientes de este permanente devenir de la rueda de samsara,de la impermanencia de los pensamientos, emociones y procesos corporales. Estando despiertos a este flujo constante , el sufrimiento por las pérdidas materiales, la muerte de un ser querido, el cambio de la imagen corporal serán vistas como parte de ese flujo de transformación y pondrán un límite a nuestra vivencia del sufrimiento.

| | | |

Ejercicio de Meditación Vipassana




¿Cuáles son las dificultades a las que deberás enfrentar al comenzar la práctica de la meditación?

Te encontrarás pensando “ahora tengo que hacer algo más urgente”, mejor me pongo a leer o a ver la tele” o “lo haré por la tar­de” acaban por imponerse hasta que se olvida por completo el tema de la me­ditación con el tiempo sabrás que estos pensamientos son estrategias de la mente para no ser sosegada.

Lo primero que hay que entender es que no se trata de una práctica que se pueda hacer durante un tiempo, obtener un beneficio y, luego, abandonarla. Eso es lo que estás acostumbrado a hacer con las cosas y con las personas pero no se hace con la meditación.

Otro obstáculo es que la atención se desvíe una y otra vez y aparezcan pen­samientos como”esto no funciona”,”tengo tantas cosas que hacer”.

En realidad es una resistencia frecuente que hay que tratar como cual­quier pensamiento que surge durante la me­ditación: “dejarlo pasar” ya verán que con la práctica, la mente se aquietará.

Un gran error es la idealización de la meditación .Buscar una experiencia extraordinaria, el bienestar absoluto, la sabiduría o la felicidad son los caminos mas comunes para hacer fracasar la meditación.

Al­lgo de eso seguramente ocurrirá, pero durará un instante, sucedería probablemen­te sin necesidad de meditar. No hay nada que buscar porque todo esta aquí, sólo hay que entregarse, la meditación es una ayuda incomparable -sino im­prescindible- en el proceso de autoco­nocimiento y crecimiento personal.

Es bueno tener un maestro que te guíe. Los mejores no alientan la dependencia ni los sentimientos de inferioridad en sus discípulos por el contrario, ayudan a encontrar el propio camino y por los propios medios.

Usar la atención plena todo el día

Además del tiempo que permanece­mos formalmente en actitud medita­tiva, en determinados momentos a lo largo del día y en numerosas cir­cunstancias de nuestra vida cotidia­na, podemos recuperar las técnicas de la atención plena.

Mientras realizamos algunas ac­ciones rutinarias, como por ejemplo cepillamos los dientes, damos una ducha o ir en autobús, gozamos de la posibilidad de centrar la atención en lo que realmente está ocurriendo en ese instante.

Podemos empezar preguntándo­nos si realmente estamos aquí, en la ducha, en el trabajo, con la familia o los amigos, pues, si la dejamos, la mente nos llevará a pensar en algo que tenemos previsto hacer o algo que nos ha ocurrido o lo que es peor a pensar en algo que nunca ha ocurrido ni ocurrirá.

La meditación nos enseña a man­tener la atención en cualquier activi­dad. Esta capacidad es muy importante, porque la dispersión es una característica de la mente, exacerbada por la sociedad actual.

El secreto del equilibrio es decidir conscientemente en cada momento qué es lo que queremos hacer. Aconsejo fervientemente que en momentos como aquellos en los que el aburrimiento nos abate recurramos al ejercicio que describo más abajo y que descubramos el contenido de nuestra mente en ese momento.

De­bemos tener tiempo para meditar, para reflexionar, para hacer planes, para trabajar, para relacionamos y para disfrutar.

Una vez que la práctica forme parte de nuestra rutina diaria veremos los beneficios y seremos conscientes que el dia que no meditamos sentimos nuestra mente sucia, como ocurre con nuestros dientes cuando no los cepillamos.

Ejercicio de meditación.1. Atención plena

Sentémonos cómodamente con los ojos cerrados y la firme resolución de permanecer cinco minutos observando tan solo el proceso de los pensamientos. Si quieres usa el temporizador de meditación que está en la barra derecha del blog.

Contemos, durante esos cinco minutos el número de pensamientos tanto imágenes como palabras o ambas cosas a la vez que aperezcan. Tengamos también cuenta que ciertos pensamientos pueden ir asociados a determinadas sentimientos o sensaciones cinestésicas (corporales).

Dejemos que nuestra mente permanezca tan vacía como una pantalla en blanco o como el cielo más despejado que recuerdes, permanezcamos atentos, como un gato a la entrada de una ratonera esperando la aparición de un pensamiento . Apenas se presente tomemos nota de él y esperemos el surgimiento del siguiente. No debemos dejarnos distraer por los pensamientos. Ciertos pensamientos pueden ser muy silenciosos, como “qué quietud” o sutiles , como ” aún no ha aparecido ningún pensamiento” , “¿es que no hay ninguno?”. En todos los casos limitémonos a tomar nota. Cuando comenzamos a vigilar estaremos en el máximo de concentración por lo tanto puede tardar un rato en aparecer pero tarde o temprano saldrán a la luz. Al cabo de los 5 minutos de observación habrás contado decenas de ellos. De este modo, llegamos a darnos cuenta., del tipo de pensamientos, palabras e imágenes que están presentes en nuestra mente, pero lo que realmente resulta más importante es observar atentamente el proceso de aparición constante de pensamientos,sin perdernos en su contenido. Es decir pasamos de ser el contenido de los pensamientos a ser observadores de un proceso.

El hecho de percibir que no somos nuestros pensamientos , observar su flujo y percatarnos de ellos sin identificarnos ni dejarnos fascinar nos dará de inmediato una gran sensación de libertad.

Bibliografía de consulta: Jack Kornfield
LEA MAS SOBRE ESTOS TEMAS EN: YOGA, APRENDER POR EL CUERPO

ESTADISTICAS CLARIN:

Origen de las visitas

Totales desde el inicio

Visitas
36338

Páginas vistas
50359

La atención plena. Meditación Vipassana



Podríamos decir que la atención plena es la conciencia clara de lo que ocurre instante tras instante, una conciencia que constituye el punto de partida y el principal ingrediente del remedio ofrecido por el Buda para alcanzar el despertar.
Cuando prestemos atención a nuestra vida ,a cómo es nuestra vida, realmente, nos sorprenderá constatar la gran cantidad de tiempo en que vivimos con nuestro “piloto automático puesto”, en somnolencia e inconsciencia, sin percatarnos de lo que hacemos y siendo completamente indiferentes a lo que ocurre a nuestro alrededor.

Imagina esta situación cotidiana:estás manejando tu auto, llegas a destino pero no recuerdas nada de lo que estuviste pensando, viendo, escuchando y lo más sorprendente, haciendo, durante todo el trayecto.
Mientras manejabas y esquivabas autos, frenabas y buscabas un lugar para estacionar, escuchabas la radio y pensabas a la vez en la discusión que tuviste con tu pareja ,en el maltrato de tu jefe y en tu padre que está enfermo.

Si pudiéramos darnos cuenta la cantidad de cosas que llevamos a cabo en un estado de distracción total como el ejemplo descripto, seríamos capaces de ponderar el efecto entorpecedor que la inseguridad, la falta de atención y el miedo tienen en nuestra vida.

Una acción que en la superficie puede tener un sentido o un fin , puede estar siendo boicoteada por nuestros pensamientos en lo profundo de nuestra mente.
La atención plena cumple tres funciones diferentes. En primer lugar se trata de darse cuenta claramente de lo que está ocurriendo en el momento presente, es decir observar y experimentar sin reaccionar. Seremos capaces entonces de darnos cuenta de todo lo que está presente y de abrirnos a cada experiencia, sin juzgarla, sin identificarnos con ella y sin rechazarla. la atención plena nos permite, percibir directamente los datos sensoriales sin analizarlos , compararlos o interpretarlos a través del tamiz de los miedos del pasado y los deseos del futuro, comprendiendo entonces las leyes que gobiernan nuestro cuerpo, nuestro corazón y nuestra mente.
La segunda de las funciones con las que cumple la atención plena es que estabiliza, sosiega y fortalece nuestra mente y la capacita para investigar directamente la naturaleza de la vida. Cuando es lo suficientemente intensa la atención plena actúa como un punto de referencia y protección que impide que nos quedemos atrapados en las circunstancias fluctuantes de la vida, sirviéndonos entonces tanto en el amor, en la música, el tenis y toda actividad humana.

La tercera función de la atención plena es la de equilibrar la mente. Si estamos plenamente atentos en el mismo instante en que nos veamos asaltados por el miedo, la confusión, el apego o en los casos más conmovedores, por los peores sufrimientos, siempre podremos valorar con detalle cuál es nuestra situación y siempre podremos recuperar rápidamente nuestro equilibrio. No importa lo prolongada o compleja sea una experiencia porque un memento de atención plena bastará para permitirnos recuperar el equilibrio interior.

Queda claro entonces que la atención plena no permite reaccionar mecánicamente a la mente, no es un proceso fácil, ni inmediato pero a medida que descubrimos la forma de sosegar la mente tanto como la de advertir y observar su estado , el equilibrio regresa.
Con el fin de experimentar el incesante flujo de pensamientos que condicionan nuestra vida publicaré en el próximo post un ejercicio para poder tomar conciencia de esta esclavitud silenciosa de la que somos víctimas y victimarios.

Adriana Paoletta

PARA LEER MAS SOBRE ESTOS TEMAS VISITA :YOGA APRENDER POR EL CUERPO

Montañas rusas espirituales.Los efectos secundarios de las prácticas de meditación.

¿Cómo entendemos las experiencias más espectaculares y exóticas que llenan la literatura de las grandes tradiciones místicas?¿Todavía las tienen la gente de la época moderna?¿Qué valor tienen dichas experiencias?.
Con una práctica espiritual sistemática,pueden presentarse experiencias poderosas de estados alterados del cuerpo,de la mente y del corazón.En este post intentaré abordar estas experiencias indescriptibles, para ponerlas en perspectiva como parte de nuestra vía espiritual.

¿Qué actitud debemos tener frente a los estados modificados de la conciencia?

Algunas vías espirituales insisten en que debemos alcanzar profundos estados de conciencia, con el fin de descubrir una visión “trascendente” de la vida, al abrirnos mas allá de nuestro cuerpo y de nuestra mente, degustando el sabor divino de la liberación. Dichas escuelas nos hablan de la necesidad de alcanzar la cima de la montaña,trascender nuestro pequeño yo y tener una visión cósmica, experimentando la iluminación.En el Zen , la escuela Rinzai acentúa las poderosas prácticas del Koan y de los retiros rigurosos para quebrar la conciencia ordinaria y conducirnos a las experiencias conocidas como Satori y Kensho, momentos de profundo despertar.
La meditación de la Visión Penetrante( Vipassana) ,incluye escuelas que usan poderosas técnicas de concentración y largos retiros intensivos para llevar a los estudiantes a un despertar mas allá de su conciencia cotidiana. El Raja Yoga y el Kundalini Yoga, las prácticas chamánicas, la “noche oscura” de la plegaria intensiva Cristiana, son otras de las escuelas que siguen este espíritu de la práctica.Las técnicas utilizadas incluyen ,repetición , intensidad, dolor,respiración fuerte,concentración muy enfocada,Koan,deprivación del sueño, que pretenden ayudar a los estudiantes a trascender la conciencia normal.

Otras muchas escuelas, sin embargo no buscan escalar la montaña de la trascendencia,sino, por el contrario, dar vida al espíritu de la cima,aquí y ahora, en cada instante de la vida. Sus enseñanzas nos dicen que la liberación y trascendencia deben descubrirse en el presente.La perspectiva de la escuela inmanente enseña que la realidad,la iluminación o lo divino deben brillar en cada momento, o sino no son auténticos. Unicamente nuestro deseo y nuestro apego, nos impiden experimentar ésta realidad. La escuela de Zen Soto lo enseña mediante una meditación denominada SIMPLEMENTE SENTARSE , una profunda apertura a lo que es verdadero en el instante,en dicha práctica abandonamos la noción de buscar la iluminación , el satori, o de ir a lugar alguno.En su enseñanza Suzuki Roshi nunca hablaba del Satori.Su mujer bromeaba diciendo que nunca lo había obtenido.
Toda percepción alterada y las visiones en la tradición Zen se conocen como MAKYO, o ilusión y se ignoran.
La meditación Vipassana tiene muchos maestros que mantienen una perspectiva similar.Para ellos lo estados modificados de consciencia son un fenómeno transitorio que hay que soltar, es decir no apegarse a ellos.Las enseñanzas del Advaita Vedanta, Krishnamurti,el Karma Yoga, y la vía del servicio a lo Divino, siguen éste camino.
Los senderos inmanente y trascendente son ambos expresión del Gran Camino.Cada uno de ellos nos lleva a un profundo soltar para acercarnos a la verdadera liberación.

Los lectores de este Blog que siguen una práctica espiritual de un modo sistemático habrán experimentado en algún momento ambas perspectivas.Cada camino tiene su valor, y cada uno de ellos sus peligros.

El valor de los estados trascendentes de la conciencia es que nos dan una gran inspiración y una atractiva visión acerca de la experiencia vital; las vivencias que obtenemos de ellas pueden ser profundamente curativas y transformadoras.Pero sus peligros y malos usos son igualmente dañinos.Podemos comenzar a considerarnos seres especiales por haberlos experimentado,apegándonos con mucha facilidad a querer repetirlos.La extrema sensibilidad corporal, el éxtasis y las visiones pueden volverse adictivas.Pero el peligro más grande es creer que dichas experiencias nos transformarán y que tras un momento de iluminación nuestra vida cambiará totalmente para mejor..

Pensemos que somos adictos a todo, ya que el deseo y el apego, nos dominan , es por ello que el fin de la meditación no es la iluminación en sí misma sino la liberación de la esclavitud del deseo.

Por ello debido a que el territorio mental emocional y espiritual es tan vasto, es necesario que tengamos un maestro o guía que nos mantenga en equilibrio mientras navegamos a través de los mares turbulentos de la conciencia.

Namasté!

Inspirado en los trabajos de Jack Kornfield.

| | | | | |

El poder de la palabra




El tercer precepto de la conducta consciente, que en el Noble Octuple Sendero se denomina el habla correcta, consiste en abstenerse de palabras falsas. El habla correcta nos plantea una cuestión crucial ya que exige de nosotros que seamos conscientes de la forma en que utilizamos la energía de las palabras. Invertimos mucho tiempo, hablando, analizando, discutiendo, criticando y la mayor parte de este tiempo no estamos atentos ni conscientes. Deberíamos estar atentos de nuestras motivaciones, de cómo nos sentimos, de la reacción de nuestro cuerpo y si nuestra mente está clara o nublada, deberíamos ajustar nuestras palabras a la verdad o a lo que parezca más adecuado o más útil.

La palabra tiene un poder extraordinario y puede ser destructiva o esclarecedora, puede convertirse en una crítica mezquina o manifestarse por el contrario como una comunicación compasiva. Lo único que se requiere es que permanezcamos atentos que las palabras surjan de la profundidad de nuestro corazón. Cuando somos sinceros y solo decimos solo aquello que pueda servir de ayuda, la gente se siente atraída por nosotros. Ser conscientes y honestos aquieta y abre nuestra mente y fomenta la paz y felicidad de nuestro corazón.

En cierta ocasión fue requerida la presencia de un maestro para que tratara de curar a un niño enfermo,el maestro se limito a pronunciar una breve plegaria. Entre los presentes se hallaba una persona escéptica que manifestó abiertamente sus dudas con respecto a la eficacia de aquel sistema curativo tan poco ortodoxo.Entonces el maestro se giró hacia el y le espetó : “¡Tu no sabes nada sobre este asunto. !”. La persona se enojó con esa respuesta y su rostro se llenó de ira y cuando estaba a punto de responderle al maestro, este le dijo” si unas pocas palabras tienen el poder de hacerte enfadar hasta este punto ¿Por qué no iban a tener otras palabras el poder de curar?”.

Fuente: Goldstein y Kornfield, autores de Vipassana

LEER MAS SOBRE EL TEMA AQUI


IMPORTANTE. Los contenidos y/o comentarios vertidos en este servicio son exclusiva responsabilidad de sus autores así como las consecuencias legales derivadas de su publicación. Los mismos no reflejan las opiniones y/o línea editorial de Blogs de la Gente, quien eliminará los contenidos y/o comentarios que violen sus Términos y condiciones. Denunciar contenido.
AgenciaBlog