El V Foro Metropolitano de alcaldes propone reducir las emisiones de CO2 un 20%

El V Foro Metropolitano de Málaga se ha reunido este miércoles para abogar por la creación de un Plan Energético Municipal (PEM) para mejorar la gestión de la energía, buscar una mayor sostenibilidad, y reducir las emisiones de dióxido de carbono, pero todo ello, “sin disminuir la calidad de vida”.

Así, alcaldes y representantes de los municipios del área metropolitana de Málaga, en concreto, Alhaurín de la Torre, Alhaurín el Grande, Almogía, Benalmádena, Cártama, Casabermeja, Colmenar, Fuengirola, Málaga, Mijas, Pizarra, Rincón de la Victoria, Torremolinos y Totalán; y el presidente de la Diputación, Salvador Pendón; pretenden, a través de estas reuniones, conseguir una reducción del 20% de las emisiones de dióxido de carbono hasta el 2020, aplicando el Plan de Acción de la Energía Sostenible.

El catedrático de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Industriales de la Universidad de Málaga (UMA), Francisco Serrano, ha sido el encargado de realizar un informe donde se analiza la situación actual y se proponen distintas medidas consensuadas por técnicos y expertos para avanzar en la sostenibilidad.

En este sentido, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, resaltó la importancia de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) para evolucionar en el ahorro de consumo energético, fomentando un transporte más limpio, la utilización más inteligente de la energía, la reducción del dióxido de carbono y la sostenibilidad.

Por su parte, el presidente de la Diputación señaló que los ayuntamientos malagueños están “plenamente concienciados” en el ahorro energético, y así, podrán reducir en un 50% la facturación, también el consumo, y emitir 65.000 toneladas menos de dióxido de carbono. Además, resaltó que la totalidad de los municipios de la provincia tienen sus Planes de Optimización Energética (POE).

Pendón puso el ejemplo del municipio de Colmenar, que ya tiene implantado su POE, y que “por su interés” ha recabado las subvenciones necesarias para tenerlo en “plena ejecución”, y ahorran un 50% en su factura, algo “absolutamente fundamental”; aunque apuntó que, normalmente, el tiempo de media para amortizar la inversión sería de unos cinco años.

Pendón abogó, al igual que recoge el informe, por la elaboración de una ordenanza municipal modelo, que permita alcanzar las metas de consumo energético sostenible.

El alcalde de Málaga hizo referencia a las medidas puestas en marcha en la ciudad como las 41 instalaciones fotovoltaicas en edificios públicos, las 22 instalaciones solares térmicas, la mayoría en centros deportivos; las generación de 10 megavatios de energía a través del aprovechamiento de recursos de la estación depuradora de aguas residuales (EDAR), y el desarrollo de una arquitectura bioclimática en Soliva.

Medidas

El informe recoge que Málaga, Benalmádena, Mijas, Fuengirola, y Torremolinos tienen un mayor consumo energético, por cantidad de población y por los residentes climatológicos y el turismo, además, se aprecia un ascenso en el consumo en Alhaurín el Grande, Alhaurín de la Torre, Rincón de la Victoria y Cártama. Por su parte, Almogía y Totalán son los que menos consumen.

Para moderar el consumo se propone llevar a cabo una serie de medidas, entre las que se encuentran el PEM, que recoge la creación de centros de gestión energética, el diseño de planes de seguimiento y control, la elaboración de guías didácticas, promover encuentros y reuniones, elaborar una web temática; la creación de un logotipo de calidad, y la difusión de contenidos al alumnado.

Además, se abordan medidas sectoriales como la mejora de la eficiencia en el alumbrado público, la renovación del equipamiento en la Administración Pública para un uso más eficiente, la mejora de las instalaciones de climatización, el planeamiento urbanístico energéticamente eficiente, y diversas medidas con respecto al transporte.

Propuestas

En relación con las propuestas en materia de energía solar fotovoltaica se pretende, entre otras, la ubicación de este tipo de instalaciones conectadas a la red en edificios municipales, con lo que se evitaría la emisión de 21.500 toneladas de dióxido de carbono.

Con la energía solar térmica de baja temperatura se propone la instalación de 100 metros cuadrados de estas plantas con un reparto similar a las anteriores -3,4 por año-, por lo que en 10 años habría unos 3.400 metros cuadrados. Además, se pretende instalar cuatro metros cuadrados por centro escolar.

Con la biomasa también habría diversas líneas de actuación como la introducción de las calderas de biomasa en los edificios dependientes de los ayuntamientos y en hoteles, o la sustitución por calderas de combustibles fósiles; el uso de la biomasa para generar la electricidad, y la utilización de biocombustibles en el transporte.

Además, habría que tener en cuenta la necesidad de introducir gasolineras de surtidores de biocombustibles, que “hoy en día, son prácticamente inexistentes en el área metropolitana”.



IMPORTANTE. Los contenidos y/o comentarios vertidos en este servicio son exclusiva responsabilidad de sus autores así como las consecuencias legales derivadas de su publicación. Los mismos no reflejan las opiniones y/o línea editorial de Blogs de la Gente, quien eliminará los contenidos y/o comentarios que violen sus Términos y condiciones. Denunciar contenido.
AgenciaBlog