¿HACIA UNA “DEMOCRACIA A LA STROESSNERIANA” EN RIVER COMO EN EL BOCA DE MACRI?

No se trata de que el rol orientador en la vida riverplatense del doctor Aguilar sea necesario. Es imprescindible.
River vive tiempos signados por el avasallamiento institucional y la soberbia.
En ese contexto se dan insólitas expresiones atribuidas al vicepresidente Brito en el sentido de que Gallardo se va a fin de año y Francescoli está pensando en un reemplazante. Francescoli. Como si la CD no existiera y las autoridades que deberántratar este delicado tema tras los comicios de diciembre menos. Manifestaciones -al mismo tiempo- que resultan raras viniendo de quien hace poco formulaba comentarios críticos acerca de decisiones inconsultas.
A todo esto la vida de las agrupaciones revela pocos niveles de participación.. Estimaciones realizadas dan cuenta de que sólo 3 funcionan adecuadamente ¡Y una de ellas no está reconocida pese a que cumplimentó los requisitos! Quisiera atribuir el “cajoneo” de la presentación de esta nueva agrupación a la mezcla de soberbia y desidia que gana al club, porque si no tendría que empezar a pensar que desde algún sector se alienta el montaje de un fraude
Hay un padrón abultado en zonas de gente pudiente y una abrupta caída adonde vive gente qu no lo es.
Pero no importa, como dice Aguilar se nos quiere hacer creer que vivmos en una panacea.
Pero no. No es así. No hay panacea. Más bien me da la impresión de que como dijo el representante de socios Fernández Boan estamos transitando desprejuiciadamente por la cubierta del Titanic.
En algunos niveles se sueña con una “democracia a la stroessneriana” como la que impuso Macri en Boca.
Vuelve a acertar José María Aguilar:”No se advierten discursos críticos y somos protagonistas o víctimas o beneficiarios del mayor conrte ideológico en la masa societaria. Participar es la consigna”

OSVALDO RIGANTI
=============