MAURICIO MACRI: SUS PASEOS PREDILECTOS

Yo no dudo de riverplatenses que estén animados de un afán constructivo en los tiempos que corren. No lo dudo y lo aplaudo.

Eso sí, otros riverplatenses en tiempos pretéritos dejamos muchas cosas a su servicio. Dividir a la sociedad riverplatense en réprobos y elegidos es muy peligroso. Como lo advertí en tiempos que Passarella creaba un clima de enfrentamiento que conduciría a graves heridas en el cuerpo social riverplatense.

A raíz de un “chisporroteo” sucedido hoy creí oportuno señalar que el doctor Quintás está desarrollando alguna gestión beneficiosa para el club.

También aludí a casos como el del ex secretario del club Daniel Bravo, a cuyas gestiones desde el ámbito de la Secretaría de Deportes del Gobierno de la Ciudad se debió que no hayamos perdido la calle Sáenz Valiente. Un tema aún latente y acerca del cual ilustra en su magnífica publicación “Siempre River” Pato  De Francesco, un joven riverplatense que hace muchos años vuelca lo mejor de sí desde su revista y el apuntalamiento de diversas manifestaciones del club. Que sufrió el destrato en tiempos del que se fue-

En ese tema de la calle >Sáenz Valiente estuvimos a pie firme con otros directivos poniendo el cuerpo el día en que en la Legislatura fructificaron los esfuerzos de Daniel y River no fue despojado de esa calle.

Daniel Bravo hizo valer su posicionamiento político en  pos de los intereses de River Plate. Y ahí punto. Ni él ni yo,por caso, buscamos erigir en  nuestro club un centro de campaña  al servicio de Aníbal Ibarra, cuya candidatura respaldábamos, uno desde el gabinete de su gobierno, el otro desde una más modesta Mesa Barrial. Pero River es otra cosa. Siempre lo tuvimos en claro.

Y creo que algunos jóvenes  de  indiscutible vocación de entrega al club deberían rechazar el desembarco en él de la fuerza política que prohijó (vaya esto dicho como dato accesorio aunque sea grave) un golpe institucional contra Aníbal Ibarra.

Sí, de las huestes de Mauricio Macri se trata. Ojo, que el tema adquiere ahora aristas más preocupantes. Pero no es nuevo.Ya en su primera fracasada intención de tomar el Gobierno de la Ciudad utilizó las instalaciones de nuestro club a sus fines proselitistas.Recuerdo que en ese momento conversamos con Daniel Bravo con cierta irritación  -la misma de ahora-  por el tema. Yo le  transmití al doctor Aguilar mi preocupación por una visita que consideraba -y sigo considerando-  abominable.Las razones que me esgrimió él fueron harto atendibles: armonización con eventuales factores de poder. Con esa misma filosofía estuve a su lado y junto a otros directivos recibiendo en el portón contiguo al microestadio al doctor Kirchner en un acto de campaña del PJ.

En oportunidad de la visita del hoy Jefe de Gobierno de la Ciudad, desde algún ángulo se  presionó a empleados induciéndolos a concurrir. Yo transmití al personal de mi área la total certidumbre que la asistencia era  absolutamente voluntaria. Para  desechar temores ejemplifiqué con que yo, entonces máxima autoridad  del todavía Departamento de Cadetes, no iba a asistir a ese acto. Y la gente se quedó tranquila.

Macri nos trató reiteradamente de “innombrables”. En repudiable actitud trató de poner en tela de juicio los numerosos campeonatos que ganamos en los 90 atribuyéndoselos al  entonces presidente Menem, con el agravante que tuvo esa postura siendo ya máxima autoridad de la Ciudad. Ya había estado en nuestro club ni bien asumió Aguilar en lo que se dio en presentar como visita de cortesía. Medio estupefacto por majestuosidad de River Plate atinó a una torpe descalificación: señaló que esta estructura “ya no corre más”. Indice revelador de su estructura mental.

Pese a sus dicterios, sin embargo ha echado y sigue echando mano a nuestras instalaciones.  El  Monumental forma parte de sus paseos predilectos.

En mi libro cuento que el general Perón solía visitar el Monumental por las mañanas y, pese a no “cinchar” por nuestros colores, reconocía: “Esto es lo más grande que hay. Es aire puro”.

Me parece que Macri busca en River otra cosa que “aire puro”…

OSVALDO RIGANTI

=================

COMO RIVER, EL FUTBOL ARGENTINO ESTA DE PIE

Permítaseme volcar  mis aciertos en un reclamo y un vaticinio de tiempo ha.

Por estos días se cumple un lustro de que en este blog formulaba una demanda para la selección en pleno desmadre: “PORON PON PON, PORON PON PON, PARA SABELLA LA SELECCIÓN”  Se dio y Sabella fue un timonel avezado. Plantó el equipo acorde con las necesidades surgidas de algunos flojos desempeños y  de la potencia de algún par de contrincantes. Fue la suya la mejor campaña en los últimos 24 años en materia de mundiales y en los últimos 21 en materia de campeonatos internacionales (en 1991 y 1993 fuimos bicampeones sudamericanos).Es esta una de las grandes 7 campañas del fútbol argentino en materia intercontinental. Tuvimos los dos campeonatos mundiales en 1978 y 1986, los subcampeonatos mudiales de 1930, 1990 y el que terminó ayer, la Copa de las Naciones 1964 y considero también el destacado desempeño en el Mundial de Londres de 1966. en que después de 2 décadas (por no jugarse el torneo a raíz de la conflagración mundial `primero, por no querer Perón concurrir a los de 1950 y 1954 después, por las serias defecciones de 1958 y 1962 finalmente) accedimos a los 4os de final e Inglaterra pudo ganarle   por la mínima diferencia a un equipo diezmado por la injustificada expulsión de Rattin por parte del “referí alemán”. Fuera de esos torneos, en materia de competencias intercontinentales SAPO.

Alemania fue un justo campeón. Hace años que sus desplazamientos le confieren un matiz temible. En 1966 Antonio Liberti dijo que “tienen músculos hasta en los dientes”. Desde aquella aseveración del patriarca riverplatense han pasado muchos años, medio siglo casi y la sensación que él experimentaba se ha potenciado. Alemania parece una aplanadora en determinados partidos. En este y anteriores mundiales. Ante esa realidad Argentina estuvo a la altura de circunstancias. Fue una derrota ajustada. En tiempo suplementario, por la mínima diferencia, muy lejos de los 7 que le hizo a Brasil en estas semifinales y de los 4 con que despachó a la propia Argentina en los cuartos de final del torneo anterior.

Me refería al empezar a un acierto en un reclamo y un vaticinio de mi parte. Quedó expuesto mi acierto en el tema Sabella.

Respecto al vaticinio en el libro “RIVER ES ARGENTINA. un grito sagrado” que prologué al historiador Gustavo Cardone decía en mi último párrafo que “nuevamente River Plate y el fútbol argentino resurgirán conjuntamente de este atascamiento histórico”.

Fue escrito en un momento en que River era un tembladeral y que había dudas en cuanto a la selección. Prolfieraban los habladores mediáticos que descalificaban la gestión de Sabella.

Pero hoy, como River, el fútbol argentino está de pie.

OSVALDO RIGANTI

0==============

DE NUEVO EL MOCRI LEVANTANDO LAS VIEJAS BANDERAS

Por distintos facebook he distribuido entre varios amigos la foto que “inmortaliza” el momento en que Diego Quintás y Daniel Bravo “anuncian a la posteridad” mi designación como presidente honorario del MOCRI.

Más allá del matiz risueño, más allá de mi profundo reconocimiento a Diego y Daniel, al igual que a otros hombres de larga y dilatada trayectoria en la agrupación, lo importante es que el MOCRI está de pie y con un gran entusiasmo por parte de quienes participan de este nucleamiento que ha marcado hitos en la vida riverplatense, entre otros la conquista de torneos internacionales y el afianzamiento de las sociedades civiles, derrotando a los intereses del gerenciamiento.

Personas en su mayoría jóvenes aún pero con años en las espaldas al servicio de la banda roja, han definido una intención común de rodear al flamante presidente de la agrupación Diego Quintás. Y éste -entre otros conceptos que evidenciaron una cabal compenetración con el mandato de notables riverplatenses que se han sentado en el sitial que hoy él ocupa- refirmó la vocación de apuntar al fortalecimiento del River nacional y popular.

El MOCRI, repito, está en la lucha apuntando al resurgimiento de sus grandes horas. Y levantando las banderas de siempre. Profundizar este camino, confluir con distintos sectores de disímil procedencia pero un común ideario, será seguramente el gran desafío.

OSVALDO RIGANTI

================

DI STÉFANO Y LABRUNA, LA FAZ RISUEÑA DE UN RECORDADO EPISODIO

En 1981 River le había ganado a Unión 1 a 0 en su estadio. Fue un cotejo opaco,ya no teníamos chance. Y habíamos quedado afuera de la Copa por enésima vez.

La influencia del todopoderoso Lacoste terminó con el ciclo de Angel como DT- A la finalización de ese partido vi a Aragón y los principales directivos de su entorno cruzar el hall con grandes bolsos. Me llamó la atención. Me pregunté adonde irían.

Labruna, en el vestuario, quedaba ajeno a todo. Había quedado con esa dirigencia en encontrarse en La Cantina de David en la tradicional cena post-partido de los domingos.

Pero esa noche el viejo maestro se quedó esperando infructuosamente a la cúpula dirigencial en la gran cantina riverplatense. Aragón y cía. habían ido a Montevideo, a pactar con Di Stéfano su incorporación como DT en reemplazo de Anyulín.

Fue un episodio cuyos ecos perduran hasta nuestros días. Con toda la gama de adjetivaciones que suscitó.

Pero muerto ya ambos, recordemos una faz risueña del episodio.

Aragón, buscando una salida elegante, le ofreció a Labruna cubrir una asesoría  en la materia, mientras el “Di” salía con el equipo.

Mientras se aguardaba con expectación la respuesta del hombre que nos sacó campeones tras 18 años de malaria, hubo margen, como comento, para la chacota. Una publicación dibujaba a Di Stéfano y Labruna como flamantes esposos, uno caracterizado con el atuendo de novia y otro con el de novio, cortando la célebre torta nupcial. Un preocupado don Rafael oficiaba de padrino, musitando: “Estoy muy preocupado. Esta pareja me parece que va a durar poco”.

Pero “la pareja” ni llegó “al altar”. Labruna desechó el ofrecimiento

OSVALDO RIGANTI

=================

UN DOLOR RIVERPLATENSE Y ARGENTINO: MURIÓ ALFREDO DI STÉFANO

River viste hoy un negro crespón.

Ha fallecido Alfredo Di Stéfano, uno de los jugadores excepcionales de nuestra historia y la del fútbol argentino.

Su largo paso por el Real Madrid  -del cual era presidente honorario- potenció su figura  y lo convirtió en una leyenda.

Qué no se ha dicho de la Saeta Rubia. Su permanencia en la Madre Patria no le impidió nunca nombrar a la banda roja, por la que siempre expresó su reconocimiento y amor.

Episodios que dieron lugar a cuestionamientos,como su paso por la Dirección Técnica de  Boca Juniors e inclusive también  -por la forma en que se dio- por la nuestra, no pueden ensombrecer en lo más mínimo su figura ciclópea.

Alfredo Di Stéfano fue un grande, Alfredo Di Stéfano fue un héroe. Y fue uno de nuestros destacados campeones, como jugador y como técnico.  Es una hora de honda tribulación riverplatense.

Buen viaje, Alfredo

OSVALDO RIGANTI

=================

BLATTER HABLÓ SOBRE RIVER Y AGUILAR

Hoy me llamó un destacadísimo hombre de la vida riverplatense, desde Brasil, adonde se encuentra presenciandoel Mundial. Aparte de su habitual deferencia de interesarse por mi estado de salud, me hizo algún comentario sobre la marcha de las cosas, y hecho más relevante aún, algo siempre auspicioso para los riverplatenses, este prominente hombre de nuestra institución tuvo oportunidad de hablar con la máxima autoridad de la FIFA.

Joseph Blatter lo trató con exquisita cortesía. Y de movida expresó la alta valoración que tiene por nuestra institución. No es nuevo. Recuerdo que en tiempos del doctor Pintado, éste quedó conmovido por su encuentro con el mandamás del balompié mundial, que sin rodeos le transmitió  -como en esta oportunidad- su visión de que River Plate es el club más importante de la Argentina. No pararon ahí las expresiones de reconocimiento de Blatter al anteriormente aludido riverplatense (que no es ni D´Onofrio ni Patanián, dos hombres de la actual plana mayor -no sé si Brito anda por esos lares- , por razones de obvia discreción no quiero revelar el nombre del distinguido riverplatense que me ocupa) sino que aparte de valorar a la alta personalidad de nuestro club presente en la eventualidad, puso especial énfasis en remarcar que “un presidente de River” cumplió gestiones dignas de encomio y “se portó muy bien en la FIFA, el doctor Aguilar”.

Hace años que digo que el juicio sereno del tiempo irá poniendo las cosas en su lugar en River Plate. Si bien era un tema sabido, tuvimos una refirmación de que el accionar del doctor Aguilar prestigió a River Plate en el seno de ese organismo”.

Otros, en cambio, con su torpeza e ineptitud nos hundieron en el descrédito. Mientras se ponían al club “de sombero”. Lo presumíamos algunos riverplatenses en los cruciales días previos a las elecciones de 2009. Y pasó lo que pasó.

Pero sigamos con los hechos constructivos. Como el relatado. Es bueno.

OSVALDO RIGANTI

=================

================

LA REVISTA 1986 Y LA RECONSTRUCCIÓN DEL TEMA MESSI. EL TESTIMONIO DE ABRAHAMIAN. LAS ACUSACIONES DE VAIRO EN DIVERSOS MEDIOS

Ha salido un nuevo número de la Revista “1986″. Es una publicación partidaria que dirige Facundo Pastor y contiene muchos temas de interés para la grey riverplatense.

“LA ERA GALLARDO” es uno de los temas que desarrolla Y brinda detalles de la presentación de quien fuera deslumbrante crack de formaciones campeonas. También despliega su pluma el historiador Gustavo Cardone, en la nota “ARGENTINA Y MILLONARIA”, haciendo alusión a la rica historia de aportes de River a la Selección, a la mayoría de elementos riverplatenses en los momentos más gloriosos de nuestro más popular de los deportes en el estilo de su libro “RIVER ES ARGENTINA: UN GRITO SAGRADO”, que Cardone me honrara haciéndome prologar.

“1986″ se aboca también a lo que bien da en llamar “LA RECONSTRUCCIÓN DEL TEMA MESSI”, con abundantes referencias a lo que constituye uno de los hechos más insólitos de la historia del Fútbol Amateur riverplatense, que constituye quizás la “punta de un iceberg” acerca de un estado de cosas imperante en River Plate cuando el milenio agonizaba, estado de cosas que llevó a crear mitos en forma totalmente errónea.

Pastor realiza un trabajo que corresponde resaltar y agradecer,”EL DIA QUE MESSI JUGÓ EN RIVER” es uno de los llamativos títulos, como así también el de “LA RECONSTRUCCIÓN.Los tres días de Lionel Messi en  River“- Todo esto rematado con la nota “EL HOMBRE QUE  PROBÓ A MESSI EN RIVER”, refiriéndose al DT de infantiles Eduardo Abrahamian, que aquilató sus virtudes y se movió incesantemente para que el hoy astro luciera nuestros colores. Revela Abrahamian QUE EN LA PRIMERA PRUEBA MESSI HIZO 16 GOLES EN UNA HORA, amén de desplegar un fútbol de dimensiones colosales. Ello lo llevó a participar del tema al DT General de Fútbol Amateur Delem. Es que Messi era probado para la prenovena, debía decidirse acerca de su ingreso a la estructura de Fútbol Amateur. En las prácticas Messi y el “Pipita” Higuain configuraban una dupla devastadora. Delem, en cuyas manos quedó el tema, coincidió con Abrahamian en la necesidad de efectuarle lo que se da en llamar “prefichaje”, aunque éste tiene validez a nivel interno,no carácter oficial. Ahí empiezan las cavilaciones y las dudas.

Ha sido también  muy importante el testimonio unos meses antes de su fallecimiento brindado por Federico Vairo, hombre de notable desempeño en nuestras inferiores a lo largo de décadas en los más variados niveles de responsabilidad. El lo acercó desde Rosario y advirtió a quienes tenían poder de decisión “que era una mezcla de Sívori con Maradona, pero no hubo caso”. “El manejo de personas que colocan a sus muchachos” configuró un serio obstáculo, como describe Vairo, que entre otras graves consideraciones denunció que “el pibe en ese momento no era negocio”. Vairo efectuó esas contudentes declaraciones a “Crónica” y otros medios.

Algunas interpretaciones adjudican a la Comisión de Fútbol Amateur de la época dilación en la resolución del tema. Pero quien la conducía, Norberto Alvarez hacía lo imposible por revertir un estado  de cosas signado por el ir y venir de personajes ajenos a la estructura del club y acerca de lo cual yo en mi carácter de Secretario de la Comisión Fiscalizadora previne, encontrando plena receptividad de parte de este directivo, que se mostraba muy preocupado por una situación que no tenía remedio sin producir el descabezamiento de responsables.

Con el cambio de autoridades en 2001 se barajaba un binomio al frente de Fútbol Amateur presidido por Alvarez, conmigo secundándolo. Pero finalmente Alvarez fue designado en Fútbol Profesional  -actividad en la que ha vuelto a desempeñarse en nuestros días- y yo fui nominado Presidente del Departamento de Cadetes, con la Escuela de Fútbol a cargo.

Producida la reelección de Aguilar, trabajé con el presidente del club, el presidente de Fútbol Profesional Slipak y el de Filiales Mazzulla en un retorno que constituía un caro anhelo, el de Gabriel Rodríguez,  que logramos concretar. Con dicho retorno y bajo la presidencia del doctor Diego Quintás que, amén de desplegar una acción reveladora de su aptitud dirigencial,higienizó algunas prácticas , River tuvo años de florecimiento en Fútbol Amateur, surgiendo jugadores que hubiéramos anhelado para empresas mayores pero brindaron gran utilidad en el duro camino de la recuperación de la divisional, amén de constituir una valiosa fuente de ingresos (que llevaron a algunos osados a hablar de “milagro económico”). Ya River había entrado en un declive total y el Fútbol Amateur quedó a la deriva, con un ir y venir desordenado de técnicos y en medio de delicadas acusaciones, más allá de la preocupación del ahora presidente Rabufetti por enderezar las cosas.

Pero volviendo al tema de la “Revista 1986″ configura un magnífico aporte al episodio tan mal resuelto en torno a Messi, como así también abre las puertas a un necesario debate que deberá darse acerca de “maestros” que no lo fueron.

OSVALDO RIGANTI

==============

ESTIMACIONES DE HOMBRES SABIOS

Chichizola, que saltó a las nubes de la consideración de la hinchada tras la recordada atajada del penal contra Racing que nos abrió el camino hacia el título, se ha ido de River Plate. Usufructuó condiciones de su contrato para irse así como así, sin darle a River la oportunidad de retenerlo como alternativa de lujo a Barovero o allegar recursos a sus maltrechas finanzas transfiriendo a un jugador capitalizado, tras invertir años en su formación futbolística.

Había atravesado momentos poco felices. Una falla suya contra Boca Unidos en Corrientes complicó seriamente nuestras posibilidades en los vergonzosos tiempos del descenso. Afortunadamente fue estabilizándose y llegó a tener actuaciones muy importantes en la marcha hacia el reciente título. Está en la lógica del arquero. Alguien que de esto tiene alguna noción, Amadeo Carrizo, dijo que el gran arquero se puede calibrar después de los primeros 500 goles. Sin necesidad de ir tantas veces a buscar la pelota al fondo de la red, Chichizola se mostró como un guardameta consolidado.

Cuando se llega a esta instancia de no renovación, generalmente ha existido un manejo dirigencial inadecuado.

No se le puede “cargar la romana” a la administración D´Onofrio. No se “cocinaron” las cosas debidamente cuando sus predecesores. No pienso ni tengo motivos para efectuar afirmación alguna de dolo. Reflexiono sobre ineptitud dirigencial, desaprensión en el manejo del patrimonio del club en esos “tiempos sin joda”.

Ahora, eso sí, que no me venga Chichizola, ni en su partida ni en tiempos futuros con el remanido tema del “sacrosanto amor a la divisa”. Lo que hizo no es inmoral ni ilícito. Pero lo suyo es amor a la guita y punto.

Vienen a cuento episodios similares protagonizados por los Solari. El que se puso el manto sagrado en los 60. su sobrino en los 90 y hasta donde yo sé andaba el otro hombre de la dinastía Solari en los tiempos que corren.

Jorge Solari arribó a la libertad contractual a comienzos de 1970. Había estado dos años casi sin jugar por una lesión, durante los cuales River cumplió con sus compromisos, pero él llevó su situación a la obtención del pase en blanco.

Ello llevó a escribir al maestro Bernabé Cicuta en el número 1313 de la Revista “River” en 1970, que “debió haber tenido la mejor voluntad para arreglar. Para compensarle a la institución lo que costó sin rendirle nada. Pero es un profesional. El club sólo le interesa el día del cobro. Por eso a nosotros los profesionales deben interesarnos el día del partido. Si rinden ¡aplausos!  Si no ¡hacha!. Y sanseacabó”.

En estos días asistimos a  estas expresiones de un hombre destacado de la actual gestión, Favio Asad: “Lo mejor del fútbol es el hincha sano y el dirigente abnegado. La mayoría de los futbolistas no mezclan sentimientos con dinero. Prevalece el segundo”.

Estimaciones de hombres sabios.

OSVALDO RIGANTI

================

MÁS ALLÁ DE LA PARAFERNALIA MEDIÁTICA, LO QUE UNO AGUARDA QUE MESSI HAGA DE UNA BUENA VEZ

Miraba hoy cuando la conferencia de prensa de Sabella a Augusto Fernández a su lado con indisimulado orgullo. Hoy Augusto está para protagonista de un Mundial.

Lo trajimos con el DT de los infantiles Abrahamian hace unos 17 años. Ya José Curti le había echado el ojo. Y fuimos con la gente de Fútbol Infantil a Pergamino a jugar un partido con los chicos de la filial de River y ahí definimos el tema.

Sin embargo, alguna vez leí que se atribuía a Delem su “descubrimiento”. Es más, que fue a buscarlo personalmente a Pergamino aseguraba ese comentario. La verdad “de la milanga”, lo trajimos nosotros. cuando tenía 13 años más o menos. Lo fichamos y fue jugador de River. Delem se enteró de su existencia un par de años después.

Desde ya la distorsión en la información no se circunscribe a lo apuntado. Justo venía de ver un video que reproducía  un reportaje a Maradona. Me detuve porque justo aludía a un tema que me provocó interés. Me provocó interés por lo indignante e irreflexivo de sus manifestaciones. Según él River tendría que ser una potencia mundial y “ahora está en segunda porque Aguilar se llevó 100 millones a la casa” (el video es de hace unos años). Más allá de la repugnancia que habitualmente me causa tanta ligereza para decir disparates, cavilé acerca del sustento ético con que el individuo de marras puede aventurar opiniones. Y recordé, entre otros casos, una cita del libro de Pasman, cuando Maradona se “indignó” porque se había “caido” un amistoso en Dubai al cual él adjudicaba dimensión importantísima para la preparación de la selección. Pero según dicho libro “su recaudadora Claudia” lo  había gestionado y “Maradona embolsaba cerca de u$s 400 mil”. A otra cosa.

Como contaba, incursioné en la “caja boba” y ahí me encontré con las para mi muy valorables manifestaciones de Sabella y Augusto Fernández.Claro que el tema no daba para mucho. El DT del representativo nacional debía responder a profundidades filosóficas acerca de si Messi en estos días dijo o no dijo lo que dijo. Con su habitual equilibrio explicó lo que estaba a su alcance y señaló que respetaba el derecho de cada uno a exponer un punto de vista.

Pero ya a esta altura la parafernalia mediática me saturó. Cosa que me ocurre no pocas veces.

El inimputable que difama, la mitología de supuestos viajes a buscar jugadores, la polémica en torno a dichos de figuras que concitan la  atracción popular, son temas del periodismo nuestro de cada día.

En el caso de Messi uno como hincha aguarda menos declaraciones y que en este su tercer Mundial que juega nos brinde actuaciones en un estilo de alta factura técnica y de “taura” ante rivales bravos. Como ayer Suárez ante Inglaterra. Menos cháchara.

OSVALDO RIGANTI

================

RENACE LA VIDA AGRUPACIONAL

Tejer conjeturas políticas sobre el futuro acto electoral sería apresurado y nocivo.

Hace hoy medio año recién del aluvión de votos cosechados por D´Onofrio y Caselli, revelador de la meritoria convocatoria de ambos (record lo de D´Onofrio, Caselli realizó también una excelente elección, ni Santilli ni Aguilar con sus triunfos de 1983 y 2001 llegaron a los guarismos que cosechó Antonio) y que  sumados a los mil y pico que revelaron un destacado trabajo por parte de Kiper y Olmos, sumaron unas 18 mil voluntades que desafiando un calor agobiante fueron a sepultar una época.

Hoy las prioridades son otras. Reparar a River Plate, afianzar este retorno a su destino de grandeza, abrir las puertas a todos los riverplatenses sin distinción de banderías, el esfuerzo conjunto para avanzar en esta hora pródiga de esperanzas.

Más allá de ello, las agrupaciones se están moviendo. Y eso es sano. Es algo que no debe descuidarse. De la vida interna de la misma salieron los grandes hombres que forjaron el coloso.

Cité varias veces el “aggiornamiento” de la Progresista,hoy liderada por Stéfano Cozza Di Carlo, el nieto del viejo querido “Titi”, junto a jóvenes como Santiago y “Nacho” David, con más Osvaldito Di Carlo -hijo éste del ilustre vicepresidente Campeón del Mundo, que llegó a la presidencia del club- y Fontichelli ocupando  cargos en la Comisión Directiva.

Y también surgen nuevas agrupaciones, con la presencia vivificante  de muchos jóvenes, como “La Liberti”, presidida por Franquito Caselli. Casi nada quiere decir el nombre. Cabe agregar que citar al ilustre  patriarca es difícil de disociar en la materia que nos ocupa a la agrupación Unidad Riverplatense, de la que él fuera fundador y tantos hombres de predicamento tuviera en su largo y fecundo recorrido, como Paoletta, Attar, Hernán Córdoba

Positivo lo expuesto. Porque implica que River vive.

En este proceso de revitalización por suerte no ha estado exento mi agrupación, el MOCRI, que dio 2 presidentes a River Plate y no pocos logros futbolísticos e institucionales, entre los cuales sobresalen las conquistas internacionales y la defensa apasionada de las sociedades  civiles, en momentos que se las quería “barrer”.

El MOCRI, ha sobrellevado una crisis que epilogó en una lamentable fractura. Que hoy ya es tema superado. Hubo gestiones en pro de su reunificación, con posiciones encontradas a veces, pero hoy lo positivo es que ha llegado a una definición y presentado sus nuevas autoridades.

En lo que a mí atañe hombres de predicamento en el MOCRI como Quintás y Mazzulla me han participado de algunas decisiones tomadas. Que en su momento generaron algunos desencuentros.

Pero cierto es que las cosas se hacen “camino al andar”. Hoy el doctor Quintás es el nuevo presidente de nuestra agrupación.

Felicité a Diego y le deseé suerte en su flamante gestión al frente del MOCRI. Ahora, que sea para bien de todos.

OSVALDO RIGANTI

================