Posts etiquetados como ‘china’

Los motivos para seguir comprando oro

Los motivos para seguir comprando oro

Los motivos para seguir comprando oro Cuando ya la economía mundial ha comenzado su etapa de recuperación luego de la histórica crisis, el oro sigue brillando contra todos los pronósticos y va por más.

La onza de oro ya superó los US$ 1.100 dólares y los entendidos siguen corrigiendo sus estimaciones al alza. Goldman Sachs (NYSE:GS), acaba de colocar el valor estimado en US$ 1.200, condicionado a que el valor del dólar se mantenga bajo en términos del resto de las divisas internacionales.

¿Será US$ 1.200 la onza el nivel máximo que pueda alcanzar el oro? Existen elementos para pensar que no y que puede seguir creciendo más allá de este límite imaginado por Goldman Sachs.

Para poder tener una aproximación del potencial de aumento que tiene la cotización del oro, lo primero que debemos hacer es relevar los factores que pueden seguir impulsándolo al alza.

La debilidad del dólar es siempre el primer motivo que se menciona. El Economista de España, reproducía la siguiente opinión del Commerzbank: “Mientras el dólar siga su tendencia bajista, es muy improbable que el precio del oro baje de forma significativa”. Esta es una visión bastante simplificada de los factores que influyen en la cotización del dorado metal.

En relación a la cuestión del dólar vale hacer una diferenciación entre las paridades nominales y reales con respecto al resto de las principales divisas. En este sentido, si bien el dólar se encuentra en sus niveles mínimos frente a las principales monedas internacionales, la mayor tasa de inflación del último tiempo (y también esperada) en la economía estadounidense, reduce la depreciación real del tipo de cambio para los EEUU, lo cual puede hacernos pensar que todavía existe un margen no despreciable para que la divisa estadounidense continúe perdiendo valor frente al resto.

Y lógicamente que el debilitamiento del dólar, que se espera, se mantenga, ayuda al alza del precio de la onza de oro, pero hay otros factores que también tienen su cuota de explicatividad en este fenómeno.

Tal como Ainhoa Giménez de Bolságora también le apuntaba al aumento de la demanda de los países asiáticos de la mano de su recuperación económica. Con la recuperación del ritmo de crecimiento de las economías asiáticas, aumenta la demanda de oro para joyería.

De la mano del debilitamiento del dólar como moneda de reserva internacional, los banqueros centrales han comenzado desde hace ya unos cuantos meses, a diversificar en mayor medida sus reservas internacionales, aumentando no solamente la participación de otras divisas, sino también del preciado metal, siendo éste un nuevo elemento que le pone presión al precio del oro.

En la semana pasada, el Fondo Monetario Internacional (FMI), le vendió al gobierno de India, unas 200 toneladas de oro (la mayor adquisición de oro de un banco central en 30 años). Este hecho no se debe interpretar como algo aislado, sino como un fenómeno que se seguirá repitiendo en el futuro.

Carolyn Cui del Wall Street Journal, recordaba que durante 18 años, los bancos centrales redujeron sus posiciones de oro en 10%, situación que para Cui ha mantenido equilibrado el mercado del metal. El cierre del 2009, encuentre probablemente a los bancos centrales cerrando sus posiciones como compradores netos, con los bancos centrales asiáticos y de los países de Medio Oriente como los principales compradores.

Para Cui, también los bancos centrales de Rusia y Brasil pueden emerger como importantes demandantes de oro ya que tienen pequeñas posiciones del metal en relación a sus reservas extranjeras totales (sólo el 4% del total de las reservas internacionales de Rusia y el 0,4% de las reservas internacionales de Brasil están en oro), lo que puede llevarlos a modificar su composición para diversificar adecuadamente sus exposiciones.

Tom Pawlicki, analista de MF Global le apunta a las muy buenas perspectivas del oro en el largo plazo: “La fortaleza de oro se mantendrá porque creemos que la Fed mantendrá bajos los tipos, por los temores sobre la situación en Irán y por el creciente interés de los inversores por el metal”.

¿Podremos pensar también en algún componente especulativo que lleve al alza a la cotización del oro? Sin dudas existe algo de especulación en el valor del oro y lo existirá en su evolución futura. Pero a pesar del componente especulativo, existen sospechas para pensar que la cotización del metal tiene poder para seguir subiendo y para hacerlo mucho más allá de los US$ 1.200 la onza que aventura Goldman Sachs.

Esta es la opinión de alguien que no teme jugarse en sus opiniones: “Sospecho que el oro va a subir por encima de 2.000 dólares durante algún momento del mercado alcista, pero dependiendo de lo que pase en el mundo, puede ir mucho, mucho más arriba”. Lo anterior lo había expresado a principios de mes el inversor Jim Rogers quien anticipó el rally de la última década de las materias primas.

Un detalle no menor que hace notar Rogers para, en parte, justificar sus expectativas, es considerar la evolución “real” del precio de la onza de oro: “El antiguo máximo ajustado a la inflación, de 1980, estaría por encima de los 2.000 dólares ahora. Por lo tanto, llegaremos seguro ahí en la próxima década”, decía convencido Rogers.

A pesar del gran desarrollo innovativo del sistema financiero internacional que sigue creando activos de inversión, una vez más queda en claro que el oro es el activo de inversión por excelencia y por lo tanto, merece al menos un voto de confianza.

Para quienes hicieron caso a las recomendaciones que Paola Pecora, anticipándose a la tendencia, hiciera sobre metales en Valor Global, están acumulando en poco más de mes y medio un retorno del 12% que sigue en alza. ¿Más detalles? Haga click aquí

Horacio Pozzo

—————La economía y los mercados van de la mano————–

El dólar está colapsando, y con él de la mano viene la suba en commodities. ¿Cuáles son las causas de la baja del dólar y cómo podemos predecir este movimiento para ganar en los mercados? Hay que comprender nociones básicas de economía y su interrelación con los mercados financieros. El curso Economía básica para inversores, acerca los elementos para comprender el funcionamiento de las economías y anticipar sus tendencias. Para suscribirse al curso, puede hacer click aquí o bien pedir información a info@latinforme.com

———————————————————–

¿Podrá China cumplir el rol de Estados Unidos?

¿Podrá China cumplir el rol de Estados Unidos?

¿Podrá China cumplir el rol de Estados Unidos? “Cuando el Banco Mundial hace un estudio y prevé que Brasil seguirá creciendo y que puede, en 2016, ser la quinta mayor economía del mundo, nos está colocando un desafío”, Luiz Inácio Lula da Silva, presidente de Brasil.

Cada vez es más frecuente escuchar este tipo de pronósticos sobre las economías emergentes. Mientras el mundo desarrollado lucha por su subsistencia y se prepara para grandes desafíos en el futuro, el mundo emergente (o al menos una parte de este submundo de países), está preparándose para el desarrollo económico y para estar en la discusión del liderazgo mundial.

No estoy diciendo nada nuevo si afirmo que China está dirigiéndose a ser la próxima gran potencia mundial, peleándole el liderazgo al propio EEUU. Sin embargo, creo que Andy Xie, ex economista jefe de Morgan Stanley para Asia-Pacífico, reconocido como uno de los analistas más brillantes del continente asiático, está haciendo una apuesta importante con pronósticos más precisos.

Andy Xie, quien fuera también uno de los economistas que logró predecir la crisis subprime, anticipaba en una entrevista con Libertad Digital, que China sólo necesita 15 años más para superar a los EEUU como primera potencia.

Para entender por qué China desplazará a EEUU del liderazgo mundial un punto de partida que podemos elegir es lo ocurrido en la economía estadounidense y que derivara en la crisis subprime. Sobre lo que ha ocurrido con la crisis subprime, Xie plantea que la crisis es una crisis de modelo. El modelo económico reinante en el mundo planteaba el endeudamiento de los países desarrollados (en especial de EEUU), financiado por el mundo emergente. Situación que se sostuvo hasta que los deudores estadounidenses no pudieron hacer frente al peso de su deuda. Con la recuperación se vuelve a plantear si esta dinámica continuará, aunque para muchos ya no puede sostenerse.

“La solución es que EEUU y otras economías deficitarias incrementen sustancialmente su ahorro. No pueden consumir más y ser solventes al mismo tiempo”, decía Xie y con ello planteaba el cambio de paradigma económico mundial.

Esta decadencia del mundo desarrollado se contrapone con la buena dinámica de crecimiento que se observará en el mundo emergente en el que la mejora en la situación socioeconómica impulsará el crecimiento de la demanda interna.

En el caso de China, no solamente existe una mejora en la situación económica de la población, sino que también se observa una mejora en su calidad de vida, con un destacado progreso en educación, lo cual está incidiendo en los hábitos de consumo.

China Daily reproducía la opinión de una funcionaria del Centro de Estudio de Educación Rural adscrito a UNESCO que decía sobre los progresos en educación de la población de China: “La comunidad internacional ha apreciado más altamente los esfuerzos chinos en la alfabetización, al comentar los éxitos de China en elevar el nivel cultural de su pueblo. Un país tan populoso como China ha llevado la delantera al lograr tan grandes progresos en un corto periodo de tiempo”.

Volviendo a la hipótesis de China como primera potencia mundial en unos años más, surge sin dudas el siguiente interrogante que se transforma en una preocupación para las economías que dependen del sector externo: ¿Cómo asumirá China dicho liderazgo? Está claro que el modelo económico chino apoyado en la demanda externa cada vez es menos sostenible.

La economía mundial está sujeta a grandes desbalances que se pudieron sostener gracias a la voluntad existente entre las economías. Pero esta voluntad ya no está. El gobierno de China no se quejaba por financiar el gran déficit estadounidense, pero a medida que el dólar fue perdiendo valor y evidenciando una tendencia hacia la baja que no muestra un piso claro en el largo plazo y que golpea a la riqueza real de las reservas internacionales del gigante asiático, se han comenzado a escuchar las primeras voces de disgusto.

“China y los países tradicionalmente superavitarios deben ahora consumir más. Solamente así se podrán corregir los tremendos desequilibrios de la economía mundial”, plantea en un pensamiento lógico Xie.

El mayor consumo interno de China, que tiene sustento en la mejora socioeconómica antes comentada, irá reduciendo su superávit de cuenta corriente aumentando el país oriental su importancia como gran consumidor mundial. Entonces asistiremos a un nuevo modelo económico mundial en el que China pasará a ser el país de referencia.

Lo anterior tiene lógica en tanto y en cuanto el propio gobierno chino es consciente de que no puede seguir dependiendo del sector externo para sostener su ritmo de crecimiento económico.

¿Qué nos puede hacer pensar que China logrará imponerse como la gran economía mundial? Principalmente, la gran cantidad de recursos (mano de obra) que aún no se han incorporado a la producción de la parte “capitalista” de China y la mejora continua en la calidad de vida de la población, son dos elementos esenciales que llevarán a la economía china al liderazgo mundial. “China es una economía orientada a la inversión” afirmaba Xie, orientación que garantiza el sostenimiento del ritmo de crecimiento, aunque en el futuro, la participación del consumo irá en aumento ya que el país cuenta con 1.300 millones de consumidores potenciales.

A medida que China vaya aumentando su importancia mundial, las decisiones de política económica tendrán un impacto directo en la economía mundial. Así en lugar de preocuparnos por las decisiones de la Fed (que lo seguiremos haciendo), nos resultará de relevancia saber qué ha decidido el Banco de China sobre la política de tasas.

El ciclo económico mundial dado el cambio en el balance de poderes, se asimilará ya no tanto al ciclo económico estadounidense sino que será más comparable al ciclo económico chino. Nos preocuparemos más si las familias chinas disminuyen sus consumos a que si lo hacen las familias estadounidenses.

A nivel de Latinoamérica, la región se preocupará más por lo que ocurra con Brasil, país líder a nivel latinoamericano. Lo que ocurra en la economía brasileña tendrá cada vez más importancia en la región, a medida que se consolide como potencia mundial.

El surgimiento de China y otras economías emergentes como nuevas potencias mundiales, además de cambiar la realidad económica mundial y las relaciones de poder, genera nuevas oportunidades de negocios. ¿Cómo hacer para identificarlas desde su origen y aprovecharlas para ganar? Latinforme a través del Curso de Economía Básica para Inversores , busca dar una respuesta a este interrogante, ayudando a entender cómo aprovechar los conocimientos sobre la economía en la toma de decisiones de inversión.

Nos encontraremos nuevamente el próximo lunes,

Horacio Pozzo

———- S&P500 sube 19%, portafolio de Valor Global sube 28%———

No es difícil ganar en Bolsa cuando todo sube. Lo difícil es dar con las compañías que subirán más que el resto.

Lanzamos hace cuatro meses Valor Global, un reporte con acciones recomendadas de fuerte potencial alcista en Wall Street para ganar más que el promedio de los inversores.

Si usted también quiere unirse a nuestros suscriptores que llevan ganando un 28% en la Bolsa de Nueva York, puede conocer más detalles aquí o bien escríbanos a info@latinforme.com para más detalles, tenemos un reporte diseñado para usted.

Las subas de nuestras recomendadas: 110%, 62%, 32%, 23%. Y más…

La compañía que liderará el crecimiento mundial

La compañía que liderará el crecimiento mundial

La compañía que liderará el crecimiento mundial

La guerra por las materias primas parecía haberse opacado frente a la catástrofe financiera originada en Estados Unidos. Una guerra en que todos apuntaban a China como gran devorador mundial de recursos y demandante al que todos buscan venderle. Pero China, no espera que le vendan, sino que prefiere salir a comprar. Esta crisis económico financiera mundial le ha venido de parabienes porque, si bien ya venía posicionándose en lugares como Africa, con China National Petroleum Corporation (CNPC) como socia mayoritaria de Greater Nile Petroleum Operating Company (GNPOC) en Sudán, o Brasil, armando alianzas con compañías locales como Petrobras (NYSE:PBR), con financiación para los proyectos de la petrolera a cambio de crudo, o Venezuela con Petróleos de Venezuela (PDVSA) y PetroChina como socias estratégicas en la construcción de refinerías; ha podido comprar activos internacionales a precios muy deprimidos. China se está rearmando. Y en ese rearme, está esta compañía de la que quiero hablarles hoy.

Esta empresa es la mayor productora y exportadora mundial de hierro, la segunda mayor compañía minera luego de BHP Billiton (NYSE:BHP).y productora diversificada de metales del mundo, la mayor compañía abierta de Latinoamérica, con una capitalización de mercado de US$ 139.000 millones.

¿Ya adivinó? Otra ayuda: junto con Petrobras, es la compañía más admirada de Brasil. Sí, es Vale S.A. (NYSE:VALE3), que junto con la petrolera conforman las de mayor peso en el índice Bovespa. Cuando Vale se resfría, el Bovespa estornuda.

Vale le vende a China, quien es segundo socio comercial de Estados Unidos, la locomotora económica mundial. ¿No es acaso una combinación perfecta?

Vale es una compañía de geografía y tenencia diversificadas: tiene sede en Brasil, pero tiene presencia en los cinco continentes, con proyectos mineros en 23 países, lo que la hace inmune a los vaivenes que pudieran generarse en una u otra economía en particular, pero no así inmune a los vaivenes globales generalizados como el actual.

La compañía produce y comercializa mineral de hierro (mayor productora y exportadora mundial), níquel (una de las mayores productoras), pellas de hierro, cobre, carbón, alúmina, potasio, manganeso, bauxita, aluminio, carbón, cobalto, paladio, metanol, uranio, minerales preciosos como platino, plata, oro, diamante, además de acero, y otros minerales no- ferrosos, entre otros.

Hierro, aluminio, cobre y manganeso son los cuatro minerales más utilizados mundialmente. Y los cuatro son producidos por Vale.

Su producción es utilizada para la fabricación de productos que utilizamos diariamente como ser vehículos, heladeras, aeronaves, redes de telefonía, líneas de transmisión de energía eléctrica, agujas, acero inoxidable, turbinas para la generación de electricidad, válvulas industriales, sistemas para baterías recargables, componentes de hornos, televisores, componentes electrónicos, producción de equipos para la industria alimenticia, farmacéutica, de bebidas, prensados de CDs y DVDs, ollas de cocina, baterías, latas para bebidas, celulares, electrodomésticos, en construcción civil y hasta en las vitaminas que mucha gente ingiere día a día.

Su crédito corporativo en moneda extranjera ha sido calificado como “investment grade”, Baa2 por Moody’s, BBB+ por Standard & Poor’s, y BBB- por Fitch

La demanda china de minerales y metales se viene expandiendo desde el último trimestre de 2008. La participación de Asia en las ventas de Vale se incrementó desde 43,2% en el último trimestre de 2008 a 56,4% en el tercer trimestre de 2009.

En cuanto a distribución por países, su principal mercado es China, con un 37% de las ventas seguido por Brasil con el 15,5%, Japón con el 9,8%, Corea del Sur con 3,8% y Estados Unidos con 3,7%. Este posicionamiento en su geografía mundial de ventas es lo que la hace tan sensible a la recuperación asiática, de la mano de China principalmente. El mineral de hierro de Vale tiene mejor precio y calidad que el chino, y por eso es más utilizado allí.

Y China tuvo un crecimiento anualizado del PBI del 10% mundial en este tercer trimestre.

La robusta performance de la demanda doméstica ha sido la principal razón de la expansión china, explicada por la aceleración de la inversión en activos físicos y por el crecimiento de gastos de consumo. Y una de las principales características de la reciente performance china es el incremento en la construcción civil -residencial y comercial- luego de la fuerte caída del año pasado (la construcción es responsable del 40% de las ventas de acero en el país). Esto generó una fuerte demanda en la producción de acero, que fue sustentado por inversiones desde el gobierno en infraestructura y por la producción récord de automóviles. El mineral de hierro chino es de baja calidad y elevado costo, lo que explica el volumen de importaciones de mineral, alcanzando en los primeros nueve meses del año, las 633 millones de toneladas métricas, un aumento de un 33% contra el mismo período del año pasado.

La World Steel Organization estima que la demanda de acero crecerá un 9,2% en 2010, retornando al nivel pre-crisis de 1200 millones de toneladas métricas.

La empresa si bien obtuvo un beneficio neto de US$ 1.711 millones en el tercer trimestre de este año (un 61,3% menos que en el mismo periodo de 2008), duplicó los beneficios del segundo trimestre el 2009, prueba de que viene incrementando producción de la mano de la reactivación mundial.

Los embarques de mineral de hierro y pellas, su principal negocio, fueron de 75 millones de toneladas métricas, incremento del 35,9% en relación al trimestre anterior: “la recesión global está llegando a su fin a un ritmo más rápido de lo esperado”, comunicó la empresa.

Dijo que “retomó el crecimiento luego de los impactos del choque financiero mundial”.

Vale es la minera que más retorno brinda a sus accionistas, según datos de Bloomberg. Durante el período 2003-2008, la compañía obtuvo un 34,9% en TSR (Total Shareholder Return, es decir el retorno recibido por la inversión: aumento de precio más dividendos), seguida por BHP Billiton (NYSE:BHP) con un 27%, Anglo American (NASDAQ:AAUK) con un 12,1%, Xstrata con 8,8%, y Rio Tinto (NYSE:RTP) con 4,9%.

El mundo volverá a demandar fuertemente materias primas, y el momento de comprar empresas que las producen es ni más ni menos que en momentos como éstos, en que las compañías de sólido potencial que han venido creciendo de la mano de la fuerte actividad mundial, se retraen y corrigen, esperando el nuevo impulso de actividad.

Desde julio, Vale forma parte del portafolio de nuestro reporte Valor Global, que recomienda acciones con fuerte potencial alcista en Wall Street. En ese momento alertábamos que la compañía tenía un fuerte potencial alcista tanto en los fundamentals como en su aspecto técnico -en gráficos. Y esperábamos duplicara su valor en seis meses, al momento que valía $ 16,98 en Nueva York. Ayer cerró a $26,68, un 57% de suba en 4 meses. Y la seguimos manteniendo en el portafolio.

Si quiere conocer el resto de las compañías que conforman el portafolio del reporte Valor Global, haga click aquí .

Hasta la próxima,

Paola

Paola Pecora es analista internacional de mercados desde hace veinte años, y es la Editora en Jefe de Latinforme.com y de Valor Global, el reporte de asesoramiento en inversiones mensual, que apunta a inversiones con fuerte potencial alcista en Wall Street.

¿Seguirán subiendo las monedas latinoamericanas?

¿Seguirán subiendo las monedas latinoamericanas?

¿Seguirán subiendo las monedas latinoamericanas? “Cuando el Banco Mundial hace un estudio y prevé que Brasil seguirá creciendo y que puede, en 2016, ser la quinta mayor economía del mundo, nos está colocando un desafío”, Luiz Inácio Lula da Silva, presidente de Brasil.

Las monedas latinoamericanas continúan bajo presión hacia la apreciación frente al mayor flujo de capitales que está llegando a la región producto del deseo de buenos retornos por parte de los inversores. ¿Seguirá así la tendencia? ¿Qué otra moneda latinoamericana se podría unir a este grupo?

No nos debería sorprender lo que sigue ocurriendo en Brasil. A pesar del impuesto al ingreso de capitales, los incentivos de los inversores a seguir mirando hacia la economía brasileña, siguen estando presentes.

Es que la solidez de la economía de Brasil y la muy buena perspectiva de crecimiento que observa y que genera el tipo de elogios que acaba de realizarle el Banco Mundial, hacen que las inversiones tengan un importante retorno esperado con un limitado nivel de riesgo. Y dicho riesgo se limita también en la sensación del mercado debido a las políticas prudentes que desarrolla el gobierno de Lula, como el referido impuesto, para evitar tensiones en la economía.

La región está en la mira de los inversores que reconocen en la prueba superada por estas economías, con la reciente crisis financiera internacional, una clara señal de madurez de los gobiernos y economías latinoamericanas que aumentan la probabilidad de observar una verdadera evolución de la región hacia el desarrollo económico.

El atractivo que está manteniendo la región para los inversores se manifiesta en la continua presión que están padeciendo la mayoría de las monedas latinoamericanas hacia la apreciación. Así por ejemplo, el real brasileño es hasta el momento la moneda que más se apreció en el año en una magnitud del 35% (que pasó de R$ 2,31 a principios de año al nivel actual de R$ 1,71 por dólar), seguida por el peso chileno que se apreció en un 20% (que pasó de los $ 638 a los $ 532 en lo que va del año), y el peso colombiano que lo hizo en un 17% (pasando de los $ 2.247 a los $ 1.915 por dólar a lo largo del año). Otras monedas como el peso mexicano y el nuevo sol peruano, también sufrieron la apreciación cambiaria a lo largo del año aunque en una magnitud menor.

Mientras varios banqueros centrales luchan por sostener la competitividad de sus monedas, hasta unas pocas semanas atrás, el Banco Central de Argentina (BCRA), luchaba en sentido contrario buscando impedir que la moneda argentina se depreciara más de la cuenta con el riesgo latente de generar una disparada en el tipo de cambio. De hecho, el peso argentino inició el año intercambiándose en 3,45 unidades por dólar y actualmente lo hace a 3,83 unidades por dólar.

En el último tiempo, las señales provenientes desde la economía argentina que busca reconciliarse con los mercados de deuda y la buena acogida que el cambio de postura del gobierno argentino tuvo en el mundo inversor, promete el retorno de capitales al país y probablemente un problema para el BCRA.

Según Leandro Gabin de El Cronista, en el mes de octubre se ha observado un freno y reversión en la fuga de capitales en Argentina, que por primera vez desde marzo de 2007, experimentará un ingreso neto de capitales que podría ascender a US$ 300 millones.

El cambio en el contexto económico más el poder de fuego que posee el BCRA garantizan a los inversores que no se producirá una reversión brusca hacia la depreciación cambiaria que les pudiera producir una pérdida de capital. Actualmente, el nivel de reservas del BCRA se encuentra en los US$ 46.000 millones, lo que representa una garantía contra las presiones de reversión de la posible depreciación cambiaria mencionada. De hecho, el BCRA ya ha demostrado que no permitirá movimientos bruscos en el mercado cambiario, lo que representa una señal positiva para el mercado.

Con los tipos de interés por encima del 10%, apostar a colocaciones en pesos en Argentina es una tentadora alternativa bajo este contexto esperado de presiones a la apreciación cambiaria. Todo este atractivo que ofrece en este contexto la economía argentina se ve reforzado por las perspectivas de recuperación que observa a partir de este trimestre final del 2009. De este modo, el peso argentino se suma al resto de las monedas latinoamericanas que seguirán bajo presión en los próximos meses.

¿Seguirán bajo presión las monedas de la región? ¿Se puede esperar que las monedas latinoamericanas se sigan apreciando frente al dólar? Más allá de la continuidad esperada en el flujo de capitales hacia la región (que incluso se puede acelerar ante la mejora esperada en el contexto), existe un elemento que les generará mayor presión en los próximos meses y se vincula a la política de gestión de las reservas internacionales de China.

Desde el gobierno de China existe el convencimiento acerca de la necesidad de incrementar la participación de otras divisas dentro de la composición de las reservas internacionales para reducir su exposición al dólar estadounidense. De este modo, tanto el euro como el yen son las dos monedas que tienen todas las chances de comenzar a aumentar su porcentaje en el total de reservas internacionales de China.

Para tener una idea de la magnitud a la que nos estamos refiriendo, vale mencionar que hacia finales del mes de setiembre, China contaba con reservas internacionales por US$ 2,27 billones, con un alto porcentaje de las mismas denominadas en dólares.

Y la moneda estadounidense ya ha sentido el impacto de estos rumores. Ayer Zhou Hai, del Banco Central chino opinaba en el Financial News: “Las tenencias de euro y yen deberían ser incrementadas para reflejar el creciente intercambio comercial con la Unión Europea y Japón”. El dólar sentía el impacto en el día de ayer y se ubicaba en su nivel más bajo de los últimos 14 meses en 1,5061 por euro hacia la madrugada, para luego inmediatamente revertir y subir a su mayor nivel en una semana llegando a los 1,4844 por dólar. Lo que generó caída generalizada en los mercados de commodities e impulsando la baja accionaria ayer en Wall Sreet.

La economía estadounidense tampoco ofrece argumentos sólidos como para pensar en que el dólar pueda recuperar valor en los próximos meses, por lo que su relación con las monedas latinoamericanas seguirá debilitándose.

Distintos elementos del contexto económico internacional resultan clave para poder anticiparnos y predecir hacia dónde se comportarán las divisas latinoamericanas. ¿Cuánto se puede ganar pudiendo anticiparse a los mercados? Posiblemente mucho, pero para ello, resulta necesario poseer al menos mínimos conocimientos de economía. Es por este motivo que Latinforme ha lanzado el Curso de Economía Básica para Inversores, en el que se repasan los elementos principales de la economía con aplicación práctica en la determinación de las decisiones de inversión.

Nos encontraremos nuevamente mañana,

Horacio Pozzo

———————OPORTUNIDAD DE INVERSIÓN———————

Aprovechemos esta baja en Wall Street para comprar. Como ya lo hicieron los suscriptores de nuestra newsletter de inversión Valor Global, que ya recuperaron su costo al invertir en las compañías que les recomendamos. ¿Quiere saber cuáles son? Puede probar ingresando aquí para averiguarlo y comenzar a invertir en nuestras acciones recomendadas. ¡Pronto salen las de noviembre! Para suscripciones haga clic aquí o bien escríbanos a info@latinforme.com para mayores detalles.

————————————————————————–

¿Seguirán subiendo las monedas latinoamericanas?

¿Seguirán subiendo las monedas latinoamericanas?

¿Seguirán subiendo las monedas latinoamericanas? “Cuando el Banco Mundial hace un estudio y prevé que Brasil seguirá creciendo y que puede, en 2016, ser la quinta mayor economía del mundo, nos está colocando un desafío”, Luiz Inácio Lula da Silva, presidente de Brasil.

Las monedas latinoamericanas continúan bajo presión hacia la apreciación frente al mayor flujo de capitales que está llegando a la región producto del deseo de buenos retornos por parte de los inversores. ¿Seguirá así la tendencia? ¿Qué otra moneda latinoamericana se podría unir a este grupo?

No nos debería sorprender lo que sigue ocurriendo en Brasil. A pesar del impuesto al ingreso de capitales, los incentivos de los inversores a seguir mirando hacia la economía brasileña, siguen estando presentes.

Es que la solidez de la economía de Brasil y la muy buena perspectiva de crecimiento que observa y que genera el tipo de elogios que acaba de realizarle el Banco Mundial, hacen que las inversiones tengan un importante retorno esperado con un limitado nivel de riesgo. Y dicho riesgo se limita también en la sensación del mercado debido a las políticas prudentes que desarrolla el gobierno de Lula, como el referido impuesto, para evitar tensiones en la economía.

La región está en la mira de los inversores que reconocen en la prueba superada por estas economías, con la reciente crisis financiera internacional, una clara señal de madurez de los gobiernos y economías latinoamericanas que aumentan la probabilidad de observar una verdadera evolución de la región hacia el desarrollo económico.

El atractivo que está manteniendo la región para los inversores se manifiesta en la continua presión que están padeciendo la mayoría de las monedas latinoamericanas hacia la apreciación. Así por ejemplo, el real brasileño es hasta el momento la moneda que más se apreció en el año en una magnitud del 35% (que pasó de R$ 2,31 a principios de año al nivel actual de R$ 1,71 por dólar), seguida por el peso chileno que se apreció en un 20% (que pasó de los $ 638 a los $ 532 en lo que va del año), y el peso colombiano que lo hizo en un 17% (pasando de los $ 2.247 a los $ 1.915 por dólar a lo largo del año). Otras monedas como el peso mexicano y el nuevo sol peruano, también sufrieron la apreciación cambiaria a lo largo del año aunque en una magnitud menor.

Mientras varios banqueros centrales luchan por sostener la competitividad de sus monedas, hasta unas pocas semanas atrás, el Banco Central de Argentina (BCRA), luchaba en sentido contrario buscando impedir que la moneda argentina se depreciara más de la cuenta con el riesgo latente de generar una disparada en el tipo de cambio. De hecho, el peso argentino inició el año intercambiándose en 3,45 unidades por dólar y actualmente lo hace a 3,83 unidades por dólar.

En el último tiempo, las señales provenientes desde la economía argentina que busca reconciliarse con los mercados de deuda y la buena acogida que el cambio de postura del gobierno argentino tuvo en el mundo inversor, promete el retorno de capitales al país y probablemente un problema para el BCRA.

Según Leandro Gabin de El Cronista, en el mes de octubre se ha observado un freno y reversión en la fuga de capitales en Argentina, que por primera vez desde marzo de 2007, experimentará un ingreso neto de capitales que podría ascender a US$ 300 millones.

El cambio en el contexto económico más el poder de fuego que posee el BCRA garantizan a los inversores que no se producirá una reversión brusca hacia la depreciación cambiaria que les pudiera producir una pérdida de capital. Actualmente, el nivel de reservas del BCRA se encuentra en los US$ 46.000 millones, lo que representa una garantía contra las presiones de reversión de la posible depreciación cambiaria mencionada. De hecho, el BCRA ya ha demostrado que no permitirá movimientos bruscos en el mercado cambiario, lo que representa una señal positiva para el mercado.

Con los tipos de interés por encima del 10%, apostar a colocaciones en pesos en Argentina es una tentadora alternativa bajo este contexto esperado de presiones a la apreciación cambiaria. Todo este atractivo que ofrece en este contexto la economía argentina se ve reforzado por las perspectivas de recuperación que observa a partir de este trimestre final del 2009. De este modo, el peso argentino se suma al resto de las monedas latinoamericanas que seguirán bajo presión en los próximos meses.

¿Seguirán bajo presión las monedas de la región? ¿Se puede esperar que las monedas latinoamericanas se sigan apreciando frente al dólar? Más allá de la continuidad esperada en el flujo de capitales hacia la región (que incluso se puede acelerar ante la mejora esperada en el contexto), existe un elemento que les generará mayor presión en los próximos meses y se vincula a la política de gestión de las reservas internacionales de China.

Desde el gobierno de China existe el convencimiento acerca de la necesidad de incrementar la participación de otras divisas dentro de la composición de las reservas internacionales para reducir su exposición al dólar estadounidense. De este modo, tanto el euro como el yen son las dos monedas que tienen todas las chances de comenzar a aumentar su porcentaje en el total de reservas internacionales de China.

Para tener una idea de la magnitud a la que nos estamos refiriendo, vale mencionar que hacia finales del mes de setiembre, China contaba con reservas internacionales por US$ 2,27 billones, con un alto porcentaje de las mismas denominadas en dólares.

Y la moneda estadounidense ya ha sentido el impacto de estos rumores. Ayer Zhou Hai, del Banco Central chino opinaba en el Financial News: “Las tenencias de euro y yen deberían ser incrementadas para reflejar el creciente intercambio comercial con la Unión Europea y Japón”. El dólar sentía el impacto en el día de ayer y se ubicaba en su nivel más bajo de los últimos 14 meses en 1,5061 por euro hacia la madrugada, para luego inmediatamente revertir y subir a su mayor nivel en una semana llegando a los 1,4844 por dólar. Lo que generó caída generalizada en los mercados de commodities e impulsando la baja accionaria ayer en Wall Sreet.

La economía estadounidense tampoco ofrece argumentos sólidos como para pensar en que el dólar pueda recuperar valor en los próximos meses, por lo que su relación con las monedas latinoamericanas seguirá debilitándose.

Distintos elementos del contexto económico internacional resultan clave para poder anticiparnos y predecir hacia dónde se comportarán las divisas latinoamericanas. ¿Cuánto se puede ganar pudiendo anticiparse a los mercados? Posiblemente mucho, pero para ello, resulta necesario poseer al menos mínimos conocimientos de economía. Es por este motivo que Latinforme ha lanzado el Curso de Economía Básica para Inversores, en el que se repasan los elementos principales de la economía con aplicación práctica en la determinación de las decisiones de inversión.

Nos encontraremos nuevamente mañana,

Horacio Pozzo

———————OPORTUNIDAD DE INVERSIÓN———————

Aprovechemos esta baja en Wall Street para comprar. Como ya lo hicieron los suscriptores de nuestra newsletter de inversión Valor Global, que ya recuperaron su costo al invertir en las compañías que les recomendamos. ¿Quiere saber cuáles son? Puede probar ingresando aquí para averiguarlo y comenzar a invertir en nuestras acciones recomendadas. ¡Pronto salen las de noviembre! Para suscripciones haga clic aquí o bien escríbanos a info@latinforme.com para mayores detalles.

————————————————————————–

¿La burbuja de los emergentes?

¿La burbuja de los emergentes?

¿La burbuja de los emergentes?

Las economías emergentes han dado la nota positiva en medio de la crisis. Las mismas se han mantenido al margen de la fiesta de los activos tóxicos (salvo en algunos casos puntuales y limitados) y la política económica sana que han llevado les está recompensando actualmente a través de la fortaleza y capacidad de recuperación que están demostrando.

Pero a veces hacer las cosas demasiado bien puede tener sus riesgos aunque resulte difícil de creer. Así por caso, Argentina fue ejemplo durante el último tiempo de mala conducción en la política económica y de impredecibilidad en el contexto de su economía. Ello termina siendo en estos momentos beneficioso para el país en cuanto a que se mantiene alejada del foco de los flujos de capitales que están buscando con gran intensidad, oportunidades de grandes retornos, pero que terminan generando desequilibrios y efectos dañinos a las economías que visitan.

Como les he comentado anteriormente, el daño generado por la crisis financiera internacional ha sensibilizado a todos los analistas y demás especialistas quienes ven posibles nuevas burbujas por todas partes. Ciertamente el contexto actual es propicio para la generación de nuevas burbujas y de hecho, es probable que se estén generando. En esta oportunidad desde Standard and Poor´s se advierte que se podría estar gestando una burbuja en los mercados emergentes.

Los números de lo que ha ocurrido en los mercados emergentes en el último tiempo hablan por sí mismos. Desde principios del mes de marzo el MSCI de mercados emergentes se incrementó en un 115,1%, el Bovespa lo hizo en un 82,5%, el IND S&P ASIA 50 INDEX subió un 81,1%, mientras que el CSI300 de China lo hizo en un 52,2%, para dar algunos ejemplos. A ello hay que sumarles las presiones que están teniendo las monedas de los países emergentes hacia la apreciación cambiaria y que está obligando a una fuerte intervención de los Bancos Centrales de estos países para sostener su competitividad cambiaria tal como hemos comentado para el caso de los países asiáticos en un artículo de la semana pasada ”El modelo económico asiático bajo amenaza“.

Para el economista jefe de Standard & Poor’s, David Wyss lo que ocurre es bastante claro: “Creo que podría estar formándose una burbuja en algunos mercados de acciones emergentes, no sólo en Latinoamérica, se ve el mismo tipo de patrón en Asia”.

Si uno mira lo que sucede en los mercados luego de profundos derrumbes como los que sufrieron a lo largo de la crisis financiera internacional, encontrará normal que los mismos se recuperen con fuerza en cuanto comienzan a aparecer en el horizonte señales esperanzadoras de recuperación. Ello mismo es lo que ha pasado en los mercados mundiales, pero con el agregado que se percibe un exceso de optimismo que no se justifica en lo que está ocurriendo en las economías.

Los mercados mundiales desbordan de liquidez, la cual está saliendo a la luz luego de mantenerse en resguardo de los mercados que temerosos se protegían de nuevas réplicas de la crisis. Hay que recuperar el tiempo perdido es la consigna que se está cumpliendo a rajatabla en los mercados. El optimismo de los mercados parece descontrolado: “Francamente pensaba que íbamos a ver una corrección en septiembre y octubre. Estamos a mitad de camino de octubre y aún no sucedió nada”, decía sorprendido David Wyss.

Mientras los mercados se muestran entusiastas, las economías siguen corriendo grandes riesgos. Los sistemas financieros aún no se encuentran limpios de los activos tóxicos y todavía quedan varias entidades que caerán. Las cuentas fiscales no cierran y la deuda pública sigue subiendo en el mundo desarrollado. La cooperación y coordinación de políticas para reducir los desequilibrios globales no parece estar en la mente de los gobernantes, quienes no perciben el gran riesgo que corre el dólar de profundizar su caída y el yen de dar una amarga sorpresa. Así, en medio de la euforia una escalada del precio del petróleo por la debilidad del dólar y por las continuas tensiones geopolíticas no es una posibilidad que se pueda descartar y es claramente una amenaza a la continuidad de esta débil recuperación económica.

—————La economía y los mercados van de la mano————–

El dólar está colapsando, y con él de la mano viene la suba en commodities. ¿Cuáles son las causas de la baja del dólar y cómo podemos predecir este movimiento para ganar en los mercados? Hay que comprender nociones básicas de economía y su interrelación con los mercados financieros. El curso Economía básica para inversores, acerca los elementos para comprender el funcionamiento de las economías y anticipar sus tendencias. Para suscribirse al curso, puede escribirnos a info@latinforme.com o reservar su lugar aquí.

———————————————————–

En este mundo tan confundido hasta los reconocidos especialistas plantean cuestiones diferentes. Mientras el premio Nobel Paul Krugman aconseja un nuevo paquete de estímulo fiscal que probablemente poco pueda hacer para estimular a la economía pero mucho hará seguramente para hacer más difícil de cargar la pesada mochila de la deuda al gobierno estadounidense, Nouriel Roubini sigue mirando a los bancos estadounidenses con preocupación y ya ha advertido la posibilidad de que requieran nuevos aportes de capital para continuar digiriendo las enormes pérdidas derivadas de la crisis.

Creo que tenemos que recordar que Roubini fue uno de los pocos que ha advertido con anticipación el estallido de la actual crisis, y es por este motivo que sus opiniones deben ser tenidas en cuenta. Roubini también ha opinado acerca de lo que está ocurriendo con los mercados: “Los mercados han subido demasiado, demasiado pronto y demasiado rápido”. De este mismo lado de la vereda se encuentra también el premio Nobel Joseph Stiglitz quien advierte: “Existe un gran riesgo de que los mercados hayan sido irracionalmente eufóricos”.

El pronóstico de Roubini para los próximos meses es que los mercados de renta variable y las materias primas caerán en los próximos meses debido a la decepción que va a suponer para los inversores el ritmo de recuperación económica. Lo mismo debería pasar en los mercados emergentes. ¿Pero qué nos espera si ello no ocurre?

Los miedos de los gobiernos de que se extienda la crisis los está haciendo peligrosamente permisivos para la estabilidad económica mundial en el mediano y largo plazo. Roubini refleja claramente este riesgo que se está corriendo por la actitud pasiva de los gobiernos de los países desarrollados: “Con el propósito de alcanzar de nuevo el crecimiento estable y evitar la deflación, podemos estar plantando las semillas del próximo ciclo de inestabilidad financiera”. Para las economías emergentes, debería de tomarse medidas concretas que le pongan freno al flujo de estos capitales desestabilizadores hacia las mismas.

Mientras los gobiernos de las economías emergentes deciden qué hacer frente a los potenciales riesgos de burbujas en sus mercados, el flujo constante de inversiones que sigue entrando a dichas economías puede estar alimentándolas. Ya se inyectaron más de US$ 40.000 millones en activos en lo que va del año, según datos de EPRF Global, los que han superado las liquidaciones previstas por los fondos de acciones emergentes en el 2008 y ya superaron los ingresos récord del 2007, un año en el que la mayoría de los precios de los activos alcanzó máximos.

Si bien entiendo que al menos cada economía emergente debería implementar medidas de protección, creo mucho más conveniente que a nivel del G20 se plantee esta problemática y se determinen acciones conjuntas para dejar un mensaje contundente hacia los capitales especulativos.

Por el momento el mensaje sigue siendo el siguiente: “La fiesta continúa”.

Horacio Pozzo

———OPORTUNIDAD DE INVERSIÓN———-

Los suscriptores de nuestro reporte de inversión Valor Global llevan más de un 30% de ganancia desde julio. Y usted… ¿se lo va a seguir perdiendo?

chart

Haga click aquí para suscribirse

———————————————————–

Las economías desarrolladas siguen a las subdesarrolladas: el inevitable desenlace

Las economías desarrolladas siguen a las subdesarrolladas: el inevitable desenlace

Las economías desarrolladas siguen a las subdesarrolladas: el inevitable desenlace
14 Octubre 2009

Las economías desarrolladas están viviendo, producto de la crisis que ellos mismos crearon, en carne propia todos los padecimientos de las economías subdesarrolladas. Quizás sea ilusorio pensarlo, pero puede que esta experiencia los ayude a comprender mejor la realidad de los países emergentes para de este modo apoyarlos en el logro del desarrollo económico.

En estos momentos, el gobierno de una gran economía mundial no puede ocultar la enorme preocupación que le generan dos amenazas puntuales: el riesgo de insolvencia y el riesgo de sufrir un episodio de hiperinflación. Claro, no son los únicos riesgos a los que está expuesta esta economía, pero ciertamente son los dos que tienen mayores posibilidades de llevarla a una situación de catástrofe. Lo cierto es que en relación a la deuda pública bruta, en estos momentos la deuda asciende al 82% del PBI.

Esta economía a la que me estoy refiriendo es la economía estadounidense. ¿Sorprendido? Probablemente si ahonda en la realidad de la economía norteamericana encontrará que no existe demasiado margen para la sorpresa. Los desequilibrios que ha sufrido la han llevado a una situación límite. Los déficits gemelos (fiscal y externo) y una economía descontrolada y falta de regulación, con una extrema debilidad en el sector financiero, la han llevado a una situación límite de la que no le será fácil salir.

La crisis financiera, que las fallas regulatorias y la permisividad del gobierno estadounidense ha permitido que se generara, está teniendo mayores consecuencias que las estimadas en un principio. Cuando todavía no ha logrado salir de la crisis, la economía estadounidense se encuentra con un déficit fiscal que ronda el 10% en términos del PBI y que no logrará reducirse significativamente en el corto plazo. El resultado de los problemas fiscales se traduce a un nivel de deuda pública camino al 100% en términos del producto, un nivel ciertamente difícil de sostener. Con una economía en crisis, la credibilidad del dólar se encuentra por el piso.

La situación es grave aunque no todos la ven así. El nivel de confusión sobre la verdadera situación de la economía estadounidense y los riesgos emergentes derivados son tales que por un lado encontramos a la mayoría de los economistas de EEUU celebrando el fin de la recesión en aquel país. En el otro extremo del mundo encontramos opiniones como la siguiente de Miaojie Yu, del Center for Economic Research-National School of Development (Universidad de Pekín) acerca de los actuales desequilibrios que afectan a China y EEUU: “China no tiene por qué satisfacer las necesidades financieras de EEUU”.

Resulta preocupante escuchar opiniones como las de Miaojie Yu, como si China no fuera consciente de las terribles consecuencias que para sí misma puede tener dejar de financiar los desequilibrios de la economía estadounidense. Un viejo refrán dice “La culpa no la tiene el chancho sino el que le da de comer”, y en este sentido, China debe hacerse responsable y cooperar para encontrar una salida a la problemática estadounidense. De todos modos, de alguna manera va a tener que pagar por sus errores.

¿Qué es lo más preocupante en la economía de EEUU, el riesgo de insolvencia o el riesgo de hiperinflación? Ciertamente el riesgo de insolvencia en la economía de EEUU es relativo, ya que en definitiva toda la deuda del gobierno estadounidense está denominada en “moneda local” por lo que en última instancia, puede resolver el problema imprimiendo dinero. Claro que no es una alternativa sana y ciertamente puede provocar consecuencias negativas tan graves como el mismo default, pero al menos se cuenta con una alternativa para evitarlo.

Analizando la deuda pública, no sólo debe preocupar su nivel actual sino su evolución esperada. En relación a ello, en poco tiempo más superará el 100% en términos del PBI, pero hay algo más preocupante y se vincula al incremento en el déficit fiscal esperado como consecuencia del deficitario sistema de salud pública. Las proyecciones elaboradas por los técnicos de la Oficina Presupuestaria en relación al déficit fiscal y a la deuda pública en los próximos años, son realmente alarmantes.

¿Por qué se habla de riesgo de hiperinflación en la economía estadounidense? Los riesgos hiperinflacionarios si bien en estos momentos están relativamente contenidos, existen y están vinculados al exceso de liquidez con que se encontrará la economía estadounidense en los próximos meses.

La crisis obligó a la Fed a inundar el mercado de dólares que fueron absorbidos por el sediento mercado. Pero la recuperación económica generará una reversión de la preferencia por la liquidez del mercado y nos encontraremos con un gran exceso de dólares que nadie deseará y que obligará a la autoridad monetaria a quitar con la mayor rapidez posible toda la liquidez excedente.

Pero los factores que producirán la caída en la demanda de dólares en los próximos meses no se agotan en lo que les acabo de comentar. Existe un problema tan grave como el anterior y que se relaciona con el menor deseo que genera la moneda estadounidense como divisa de reserva. Muchas economías se están rebalanceando la composición de sus reservas internacionales en contra del dólar estadounidense, presionándolo hacia la baja. Según Libertad Digital, a comienzos del año 2009, China tenía bonos americanos por US$ 801.000 millones. En junio, la cifra había descendido hasta los US$ 766.000 millones y la tendencia continúa. O sea, no solamente ha dejado China de adquirir activos estadounidenses sino que además ahora se está desprendiendo de parte de los mismos. El riesgo de una escalada inflacionaria en EEUU puede además acelerar la huida generalizada del dólar.

—————La economía y los mercados van de la mano————–

El dólar está colapsando, y con él de la mano viene la suba en commodities. ¿Cuáles son las causas de la baja del dólar y cómo podemos predecir este movimiento para ganar en los mercados? Hay que comprender nociones básicas de economía y su interrelación con los mercados financieros. El curso Economía básica para inversores, acerca los elementos para comprender el funcionamiento de las economías y anticipar sus tendencias. Para suscribirse al curso, puede hacerlo aquí o escribirnos a info@latinforme.com

———————————————————–

¿Qué hace mientras tanto el gobierno de Barack Obama? El recientemente premiado con el premio Nobel de la Paz, no parece tener reparo en los gastos del gobierno, y aprovechando la buena nueva, decidió celebrarla enviando en “secreto” 13.000 soldados a Afganistán. Con esta política internacional, Obama ciertamente está aumentando las posibilidades de perder la guerra económica que llevará a la ruina a los EEUU.

¿Cómo podrá resolver EEUU sus desequilibrios y evitar un colapso que vuelva a golpear a la economía mundial? Sin dudas, la economía estadounidense por sí sola, poco podrá hacer. Disciplina y mucho timing de parte de EEUU, y coordinación y cooperación, con el resto de las economías, para reducir los desequilibrios. El G20 parece ser un buen ámbito para el compromiso de las principales economías mundiales, pero dicho compromiso se debe traducir en acciones concretas y no quedar en un simple palabrerío. Ya no puede China seguir creciendo a costa de los fuertes déficits de la economía estadounidense, ni el resto de las economías desarrolladas sostener sus elevados niveles de deuda. Las economías no pueden seguir políticas económicas en beneficio propio sin considerar si ello profundiza o no los desequilibrios globales existentes.

Mientras graves riesgos amenazan a la economía estadounidense, el resto del mundo no puede estar ajeno. La economía mundial ha entrado en una etapa en donde las políticas económicas no se pueden decidir a nivel país. La necesidad de cooperación y coordinación es la única alternativa que puede evitar una crisis superior a la subprime en donde no serán los mercados los que estarán en problemas, sino directamente las principales economías desarrolladas. ¿Tendrá EEUU, China y las principales economías, la capacidad suficiente como para eludir este gran foco de crisis que emerge en el horizonte?

Horacio Pozzo

———-OPORTUNIDAD DE INVERSIÓN———-

Los suscriptores de nuestro reporte de inversión Valor Global llevan un 30% de ganancia desde julio.

Y usted… ¿se lo va a seguir perdiendo?

Haga click aquí para suscribirse

———————————————————–

Por qué creo que seguirá subiendo el oro

Por qué creo que seguirá subiendo el oro

Por qué creo que seguirá subiendo el oro El precio del oro volvió a sus máximos, alcanzando un nuevo récord: esta vez alcanzó los US$ 1.036,6 la onza. Aunque para algunos el alza fuera impulsada principalmente por una versión luego desmentida, inevitablemente surge la siguiente pregunta ¿Qué podemos esperar para el precio del oro de aquí hasta fin de año?

La versión difundida por el periódico británico “The Independent” acerca que los países petroleros del Golfo estaban evaluando abandonar al dólar para fijar los precios del petróleo en otra moneda (o puntualmente, tomando como referencia una canasta de monedas), ante la debilidad del billete verde, fue el disparador del alza en la cotización del oro. Quien haya hecho correr esta versión ha generado apreciables beneficios para los que pudieron anticipar los movimientos del mercado.

Según estas versiones (¿Con fundamentos válidos como para ser difundidas?), los Estados del Golfo estaban en negociaciones con Rusia, China, Japón y Francia para reemplazar al dólar por una cesta de monedas. A raíz de esto, así como el precio del oro se disparaba, como si fuera un sube y baja, del otro lado el dólar caía con fuerza, aunque luego logró recortar pérdidas a raíz de la desmentida realizada por autoridades de Arabia Saudita y Rusia. De todos modos, el impacto fue fuerte y el dólar quedó débil y tambaleante.

La credibilidad de la versión de una posible sustitución del dólar se apoya en el fuerte cuestionamiento que está teniendo esta divisa como moneda líder global. Ya Kuwait, país liberado por las fuerzas estadounidenses de la invasión llevada adelante por Sadam Hussein a principios de 1990, decidió independizar al dinar kuwaití del dólar estadounidense hacia mediados de 2007, frente a la elevada e injustificada inflación que estaba importando el país por fijar su moneda a la moneda de los EEUU. El debate en torno a dejar al dólar como divisa para las transacciones petroleras no es nuevo.

Entre los elementos que están contribuyendo al debilitamiento del dólar, el final de la recesión internacional y el comienzo de la recuperación de la economía global, se ha llevado también los temores de los inversores que encontraban en la moneda estadounidense un refugio seguro.

Joseph Stiglitz salió a cuestionar la veracidad de lo postulado por el gobierno estadounidense de tener como objetivo el mantener un dólar fuerte: “A Estados Unidos no le interesa un dólar fuerte, es pura retórica”.

Pero no debemos echarle toda la culpa del aumento en la cotización del oro a un dólar débil. Para algunos como Jack Ablin, jefe de inversiones del banco privado Harris en Chicago, el contexto de tasas explica en parte lo que está ocurriendo: “En un entorno donde las tasas de interés están prácticamente en cero, el incremento del costo de cambiarse a oro es nulo. Esa es la razón que hace más apetecible al oro para los inversionistas”.

Tanto desde el punto de vista de los fundamentos como desde el punto de vista del análisis técnico, el oro mantiene su atractivo. Michael Kempinski, operador de Commerzbank, animaba el impulso comprador diciendo: “Inversores (y) fondos siguen comprando porque el lado técnico luce bueno”, buen argumento para aquellos que basan sus decisiones en la evolución de los gráficos e indicadores técnicos.

En el site de uno de los principales comercializadores de metales preciosos, Kitco, Eric y David Coffin decían lo siguiente sobre lo que está sucediendo: “El dólar está cayendo por sus propias razones y el oro está siendo visto como una moneda alternativa viable, es suficiente por ahora para explicar sus ganancias en términos del dólar”.

Eric y David Coffin además hacen referencia a lo que está ocurriendo en el balance entre la oferta y demanda del oro: “Los Bancos Centrales han sido compradores netos de oro últimamente, y esto es un fuerte movimiento en el balance de oferta-demanda”.

También hay otros factores provenientes desde el Oriente que han jugado su rol en la dinámica del dólar. Tanto Japón como India han permitido la apreciación de sus monedas. Japón posee uno de los más grandes pools de ahorro privado mientras que India ha sido el mayor mercado de oro minorista. En ambos casos, la apreciación cambiaria impulsó la demanda de oro.

———– CURSO Economía básica para inversores———

El oro está subiendo y muchos inversores ya están disfrutando las ganancias. Si usted no anticipó este movimiento alcista, le damos las herramientas económicas para que no se pierda la próxima suba. El dólar se devalúa en el mundo, ¿cómo aprovechamos esta situación para invertir? El curso básico de economía para inversores tiene ésa y más respuestas para adelantarse a la economía con las herramientas básicas para comprenderla. Promoción especial hasta el 23 de octubre: US$ 150. Vacantes limitadas, reserve su curso aquí.

——————————————–

Como ya nos estamos acostumbrando a ver, China también ha aportado al impulso del oro. Desde Beijing, el gobierno chino ha estimulado en el último tiempo a su población a comprar oro y plata, y a atesorarlos como riqueza. (ver más en Un fuerte jugador está comprando oro, sepa quién es y cómo acompañarlo en las ganancias)

Es importante notar que el precio del oro no sólo está aumentando en términos del dólar por el debilitamiento del mismo, sino que además las fuerzas provenientes desde la demanda han hecho que su cotización alcance máximos de seis meses al ser cotizado en libra esterlina y euros, superando en este último caso, los 700 euros la onza por primera vez desde comienzos del mes de abril del presente año.

Según El Economista, ayer también contribuyó (aunque no se le puede asignar un gran peso), la decisión del Banco Central australiano de dar inicio al ciclo ascendente de tasas con un incremento en su tasa de interés de referencia en un cuarto de punto porcentual.

¿Qué podemos esperar de aquí en más sobre la evolución de la cotización del oro? La cotización del metal seguramente esté llamando la atención de los inversores, muchos de los cuales estimarán con desencanto que han llegado tarde para aprovechar el alza del precioso metal. Sin embargo, existen fundamentos para pensar que seguirá rompiendo récords en los próximos meses. Nuestra editora, Paola Pecora ha recomendado una opción segura para apostar al oro en su reporte de inversión Valor Global. Haga click aquí para más detalles.

Desde el lado del dólar, la divisa estadounidense muy probablemente siga débil durante el presente año y también durante el 2010. “La deflación es definitivamente una amenaza en la actualidad”, decía Stiglitz a quien apoyaba Charles Evans de la Fed de Chicago diciendo: “Los vientos desinflacionarios están soplando con fuerza”. Es cada vez más fuerte la expectativa de que la Fed mantenga la tasa de interés de referencia sin variación durante gran parte del 2010. Stiglitz está convencido de ello: “La combinación de la amenaza de deflación y una lenta recuperación deberán de impedir a la Fed actuar por un tiempo”.

A la política monetaria de la Fed, se deben sumar argumentos desde el lado de la demanda que seguirán estimulando al alza a la cotización del oro. La recuperación de las economías será un elemento explicativo de la mayor demanda de oro para fines ornamentales (con China e India como grandes demandantes), porción de la demanda que ha venido creciendo con fuerza hasta la crisis. Por otra parte, la política de diversificación de reservas internacionales que se está observando en la mayoría de los países y que tiene al oro como un componente que está ganando participación dentro de las reservas de los Bancos Centrales, es otro elemento que apuntalará su precio. Y lógicamente, los infaltables especuladores que anticiparán y apostarán por el alza del oro, le darán una fuerza adicional para que siga al alza.

El dólar no reaccionó durante la crisis, quedó planchado.

Ahora que se está saliendo de la misma y contradiciendo la lógica, está en franca alza y prometiendo mayores ganancias.

Nos encontraremos nuevamente mañana,

Horacio Pozzo

Cuándo será el yuan divisa internacional

Cuándo será el yuan divisa internacional

Cuándo será el yuan divisa internacional “Somos prudentes en cuanto al concepto de la llamada internacionalización del renminbi”, Guo Qingping, vicegobernador del Banco Central de China.

Como todo proceso madurativo, en China, más allá del objetivo existente por imponer a su moneda como nueva divisa internacional, tanto por un interés político como económico, entienden que el proceso llevará tiempo y que se deben cumplir con una serie de condiciones. No es sólo una cuestión de deseo, también debe ser una cuestión de capacidad. En este sentido, el yuan tiene potencialmente, todo para imponerse en unos años más como una de las divisas globales, llegando incluso (y muy probablemente) a desplazar al yen de su reinado regional.

Mientras el yuan se prepara para imponerse como divisa internacional, en lo inmediato, en lo que se refiere a la relación con el dólar estadounidense, los analistas consideran, según afirma el Centro de Información de Internet China, que el tipo de cambio tendrá pocas presiones a la apreciación mientras la economía estadounidense se mantenga débil. Desde el mercado, se percibe que el yuan seguirá cotizando en una estrecha banda, que actualmente tiene como centro a las 6,83 unidades de moneda china por dólar estadounidense y ello en virtud del debilitamiento que ha observado la moneda estadounidense respecto a las principales divisas, implica un debilitamiento también del yuan con la consecuente amenaza para el balance comercial bilateral frente a China para las principales economías.

“El hecho de que una divisa se haga internacional no depende de un país en particular, sino del mercado” consideraba Guo Qingping. En China se sabe que para lograr el objetivo de internacionalizar al yuan, se lo debe hacer atractivo y para ello existen condiciones necesarias. Aunque no sea su color, el yuan está aún bastante verde para ser divisa internacional.

Pero a pesar que aún el yuan requiere un tiempo de maduración, ya varias economías han comenzado a incorporarlo como divisa de reserva internacional y algunos hasta acordaron utilizar al yuan en el comercio bilateral con China. El riesgo que surge en este sentido se vincula a la decisión de incorporar una excesiva porción de la moneda china dentro de la composición de las reservas y apostar a una moneda que no responde a las fuerzas de mercado y que a pesar de estar respaldada por una economía que crece fuerte, mantiene varios elementos de fragilidad.

Considerando la importancia de China como demandante de materias primas y pensando a futuro, no son pocos los que ven al dólar perder protagonismo en el comercio de materias primas y al yuan como una de las divisas que en el futuro participarán en el comercio de commodities. De hecho, el propio gobierno chino había planteado en el mes de marzo la idea de que el dólar sea reemplazado como unidad de reserva mundial.

Para Mark Mobius, quien dirige Emerging Markets Group de Templeton Asset Management: “Sí, las materias primas podrían ser denominadas en otras monedas. Esto ya está empezando”. Los gestores de fondos apoyan al yuan para denominar el precio de las materias primas porque, como se mencionó, China es el mayor consumidor mundial de ellas.

El yuan asoma entre las divisas globales, eso no se puede negar. Pero para que la moneda china pueda cobrar verdadero protagonismo como divisa internacional, debe ser negociable libremente, posibilidad que en estos momentos no parece estar en la mente de los gobernantes de china. La importancia del sostenimiento de un tipo de cambio competitivo para aprovechar las exportaciones para su crecimiento, (en donde Estados Unidos aparece como uno de los principales destinos), mantiene el deseo de continuar con la intervención en el mercado cambiario para evitar la natural apreciación de la divisa china.

Y cuando se llegue a la etapa de liberalización de la negociación de la moneda china (que se producirá por un interés de China y no por las presiones de EEUU para que ello ocurra), no debemos imaginar que ello ocurrirá sin el mantenimiento de algún grado de intervención. Dicha liberalización será claramente y predeciblemente gradual. Pensemos sencillamente lo que podría ocurrir si se toma la decisión de liberalizar completamente el yuan, frente al fuerte excedente externo de China. Ello generaría una apreciación brusca de la moneda que se reforzaría con acciones especulativas de los inversores que apostarían en dicho sentido, lo cual impactaría fuertemente en la dinámica exportadora y consecuentemente en el crecimiento económico ante las dificultades de sustitución inmediata de la demanda externa por demanda interna. Ello sin dudas es altamente peligroso para una economía que debe crecer al menos al 8% para evitar que los problemas de absorción de la fuerza laboral que permanentemente se integra al mercado, pueda afectar la estabilidad política.

¿Qué podemos esperar entonces acerca del futuro del yuan en el contexto internacional? Por lo que se observa en las acciones tomadas por el gobierno chino, podemos esperar un lento pero continuado avance de la moneda china para posicionarse como moneda internacional.

Juan Pablo Cardenal de El Economista, daba cuenta del inicio el próximo 28 de setiembre, de la “’Larga Marcha” para destronar al dólar, día en el que el gobierno chino tiene previsto, por vez primera, la emisión en Hong Kong de bonos soberanos denominados en yuanes por valor de US$ 878,5 millones. El propio Ministerio de Finanzas de China, Xie Xuren, considera dicho evento como un paso decisivo para internacionalizar el estatus del yuan, y al mismo tiempo impulsar el fortalecimiento de la Hong Kong como centro financiero internacional.

En los últimos meses ha acordado con los Bancos Centrales de Argentina, Corea del Sur, Malasia, Hong Kong, Bielorrusia e Indonesia la formalización de swap cambiarios para que dichos países puedan pagar sus importaciones chinas en yuanes. También ha empezado a reducir paulatinamente su tenencia de bonos del Tesoro de Estados Unidos, aunque esa retirada no puede ser violenta.

Así, el yuan avanza y cada vez aumenta su presencia internacional, mientras muy pocos se preguntan ¿Será una buena decisión aceptar al yuan como moneda internacional o se estará asumiendo un riesgo para la estabilidad de las economías?

Horacio Pozzo

————INVERSIONES EN WALL STREET——–

Quienes tienen plata, aprovechan esta crisis para comprar. Como los suscriptores de nuestra newsletter de inversión Valor Global, que ya recuperaron su costo al invertir en las compañías que les recomendamos. ¿Quiere saber cuáles son? Puede probar ingresando aquí para averiguarlo y comenzar a invertir en las nuevas recomendadas de septiembre. Me pueden escribir a paola@latinforme.com para mayores detalles.

______________________________

Invasión china, Parte II

Invasión china, Parte II

Invasión china, Parte II ¿Cuál es el sueño de todo MBA que acaba de graduarse en alguna de las más prestigiosas universidades estadounidense? Ahora ya no es trabajar en una de las principales compañías estadounidenses sino que el objetivo principal es alcanzar un cargo jerárquico en compañías chinas de nivel mundial.

Hace unas décadas atrás China inició una invasión mundial con sus productos manufactureros. ¿Se está iniciando una segunda invasión de China a través de sus empresas globales?

Cada vez estoy más convencido de la importancia que para las compañías es la fortaleza macroeconómica que tienen sus países de origen por múltiples motivos. Lo que está ocurriendo con las compañías chinas a nivel global no debería sorprender e incluso nos tendría que hacer comprender que estamos ante un momento histórico en donde las principales compañías del planeta ya no serán aquellas que hagan flamear la bandera estadounidense.

El periódico oficial “China Daily” acaba de brindar un dato que ha llamado la atención: Según un estudio elaborado por la Confederación Empresarial de China (CEC) y la Asociación de Directores de Empresas de China, las 500 mayores empresas chinas registraron mayores beneficios que las 500 primeras firmas estadounidenses en el primer semestre del año.

Las 500 principales compañías de China acumularon ganancias por US$ 170.600 millones en el primer semestre del año versus los US$ 98.900 millones que alcanzaron las 500 principales compañías estadounidenses.

Hay que reconocer que la crisis ha afectado a todas las compañías a lo largo y ancho del planeta, incluso a las compañías chinas. Pero sin dudas las compañías estadounidenses han sido de las más afectadas por la dureza de una crisis histórica.

La mala performance de las compañías estadounidenses es destacada por la revista Fortune quien reveló que, con una caída de las ganancias del 84,6% en relación a las observadas en el primer semestre de 2008, han sufrido la peor caída de utilidades en los últimos 55 años.

__________

Dónde invertir el dinero en tiempos de crisis financiera

Cuando el mercado financiero está muy alterado, lo mejor es apostar a lo seguro, dicen los expertos. Y en el mercado latinoamericano existen opciones confiables y rentables.

Cuando China despierte, necesitará salir de compras. Paola Pecora y su equipo de analistas le cuenta dónde, aquí.

__________

Los ejecutivos estadounidenses no tendrán una feliz navidad ya que los bonos de fin de año serán sin dudas mucho menores que lo acostumbrado.

¿Por qué las compañías chinas han experimentado un menor impacto en la rentabilidad comparada con la performance de las compañías estadounidenses? Para Wang Jiming, vicepresidente de la Confederación Empresarial de China (CEC), el motivo principal es que las empresas chinas han demostrado una menor vulnerabilidad ante esta situación de crisis.

Probablemente la fortaleza de la economía china que siguió creciendo a pesar de la crisis, ha sido un punto de apoyo clave para que sus compañías continúen creciendo aunque a un menor ritmo. La demanda interna sirvió para compensar la caída de las ventas de estas compañías en el exterior. “Las compañías chinas aplicaron mejores políticas y enfrentaron un entorno en el mercado doméstico más favorable”, afirmaba Wang Jiming.

La evolución de las compañías chinas (al igual que la propia economía del país), ha sido fenomenal en los últimos años. Siete años atrás, las compañías chinas más poderosas representaban tan sólo la décima parte de sus semejantes estadounidenses, mientras que actualmente representan más de un tercio del tamaño que observan sus semejantes estadounidenses.

El fuerte crecimiento de varias de las compañías orientales les ha generado ser parte del segmento privilegiado de empresas globales. En 2009, 34 empresas de China continental se incorporaron al grupo de las 500 compañías más poderosas del mundo (con la Compañía Petroquímica China a la cabeza de estas 34 empresas), superando de este modo el número de empresas de capitales británicos.

Los impresionantes logros de las principales empresas del país oriental no deben ocultar detrás de esta euforia temporal, todos aquellos temas pendientes en los que deben trabajar para alcanzar un alto nivel de competitividad internacional.

Si bien el sector corporativo chino ha demostrado fortaleza frente al contexto de crisis, se debe reconocer que buena parte de dicha fortaleza debe agradecerse a la situación macroeconómica de China que absorbió buena parte de los shocks externos que hubiesen puesto en aprietos a los empresarios.

Las compañías chinas aún deben trabajar mucho en la mejora de la asignación de recursos, desarrollar actividades de innovación, aumentar la presencia e imagen internacional. El desarrollo de una cultura corporativa más eficiente y flexible, conjuntamente con la adecuación del modelo de negocio, son condiciones necesarias sobre las cuales las principales compañías de bandera china deberán trabajar para asegurar y profundizar la presencia internacional que han alcanzado.

Para llevar adelante el proceso de transformación que requieren las compañías en búsqueda de una mayor eficiencia productiva, la estabilidad y crecimiento económico de China aparece como un nada despreciable respaldo que les otorga oxígeno para aplicar medidas de fondo.

La experiencia mundial tanto en el ámbito empresario como en el contexto de una economía nacional, nos ha enseñado que no hay mejor contexto para llevar adelante reformas profundas que en tiempos de bonanza. China parece estar superando el contexto de crisis gracias a su política de estímulo y a la mejora de la economía mundial. La rentabilidad de las empresas de China representa un seguro ante cualquier problema financiero que se pueda presentar en medio de las transformaciones necesarias para poner al sector empresario chino a la altura de las exigencias internacionales.

¿Se animarán los empresarios chinos a dar este paso vital en la consolidación de la internacionalización de sus compañías? En varias oportunidades han demostrado que no le temen al cambio.

Horacio Pozzo

—–OPORTUNIDAD DE INVERSIÓN—-

Wall Street bajó un 5% en tres días ¿Usted aprovechó esta baja en los precios de las acciones para comprar? Aprovéchela con nosotros y suscríbase ya a nuestro reporte de inversión Valor Global ¡Comience a ganar con nuestras recomendadas de septiembre que salen mañana!

Más cuatro reportes para invertir sin riesgos:

1)Curso de inversión

2)Cómo invertir en la Bolsa de EEUU

3)Los mejores agentes de bolsa en Internet

4)Cómo abrir una cuenta por Internet para comenzar a invertir

Costo total del paquete US$ 150 por año (varias veces recuperado por las ganancias del portafolio de Valor Global). Ingrese aquí para saber más


AgenciaBlog