Las economías desarrolladas siguen a las subdesarrolladas: el inevitable desenlace

Las economías desarrolladas siguen a las subdesarrolladas: el inevitable desenlace

Las economías desarrolladas siguen a las subdesarrolladas: el inevitable desenlace
14 Octubre 2009

Las economías desarrolladas están viviendo, producto de la crisis que ellos mismos crearon, en carne propia todos los padecimientos de las economías subdesarrolladas. Quizás sea ilusorio pensarlo, pero puede que esta experiencia los ayude a comprender mejor la realidad de los países emergentes para de este modo apoyarlos en el logro del desarrollo económico.

En estos momentos, el gobierno de una gran economía mundial no puede ocultar la enorme preocupación que le generan dos amenazas puntuales: el riesgo de insolvencia y el riesgo de sufrir un episodio de hiperinflación. Claro, no son los únicos riesgos a los que está expuesta esta economía, pero ciertamente son los dos que tienen mayores posibilidades de llevarla a una situación de catástrofe. Lo cierto es que en relación a la deuda pública bruta, en estos momentos la deuda asciende al 82% del PBI.

Esta economía a la que me estoy refiriendo es la economía estadounidense. ¿Sorprendido? Probablemente si ahonda en la realidad de la economía norteamericana encontrará que no existe demasiado margen para la sorpresa. Los desequilibrios que ha sufrido la han llevado a una situación límite. Los déficits gemelos (fiscal y externo) y una economía descontrolada y falta de regulación, con una extrema debilidad en el sector financiero, la han llevado a una situación límite de la que no le será fácil salir.

La crisis financiera, que las fallas regulatorias y la permisividad del gobierno estadounidense ha permitido que se generara, está teniendo mayores consecuencias que las estimadas en un principio. Cuando todavía no ha logrado salir de la crisis, la economía estadounidense se encuentra con un déficit fiscal que ronda el 10% en términos del PBI y que no logrará reducirse significativamente en el corto plazo. El resultado de los problemas fiscales se traduce a un nivel de deuda pública camino al 100% en términos del producto, un nivel ciertamente difícil de sostener. Con una economía en crisis, la credibilidad del dólar se encuentra por el piso.

La situación es grave aunque no todos la ven así. El nivel de confusión sobre la verdadera situación de la economía estadounidense y los riesgos emergentes derivados son tales que por un lado encontramos a la mayoría de los economistas de EEUU celebrando el fin de la recesión en aquel país. En el otro extremo del mundo encontramos opiniones como la siguiente de Miaojie Yu, del Center for Economic Research-National School of Development (Universidad de Pekín) acerca de los actuales desequilibrios que afectan a China y EEUU: “China no tiene por qué satisfacer las necesidades financieras de EEUU”.

Resulta preocupante escuchar opiniones como las de Miaojie Yu, como si China no fuera consciente de las terribles consecuencias que para sí misma puede tener dejar de financiar los desequilibrios de la economía estadounidense. Un viejo refrán dice “La culpa no la tiene el chancho sino el que le da de comer”, y en este sentido, China debe hacerse responsable y cooperar para encontrar una salida a la problemática estadounidense. De todos modos, de alguna manera va a tener que pagar por sus errores.

¿Qué es lo más preocupante en la economía de EEUU, el riesgo de insolvencia o el riesgo de hiperinflación? Ciertamente el riesgo de insolvencia en la economía de EEUU es relativo, ya que en definitiva toda la deuda del gobierno estadounidense está denominada en “moneda local” por lo que en última instancia, puede resolver el problema imprimiendo dinero. Claro que no es una alternativa sana y ciertamente puede provocar consecuencias negativas tan graves como el mismo default, pero al menos se cuenta con una alternativa para evitarlo.

Analizando la deuda pública, no sólo debe preocupar su nivel actual sino su evolución esperada. En relación a ello, en poco tiempo más superará el 100% en términos del PBI, pero hay algo más preocupante y se vincula al incremento en el déficit fiscal esperado como consecuencia del deficitario sistema de salud pública. Las proyecciones elaboradas por los técnicos de la Oficina Presupuestaria en relación al déficit fiscal y a la deuda pública en los próximos años, son realmente alarmantes.

¿Por qué se habla de riesgo de hiperinflación en la economía estadounidense? Los riesgos hiperinflacionarios si bien en estos momentos están relativamente contenidos, existen y están vinculados al exceso de liquidez con que se encontrará la economía estadounidense en los próximos meses.

La crisis obligó a la Fed a inundar el mercado de dólares que fueron absorbidos por el sediento mercado. Pero la recuperación económica generará una reversión de la preferencia por la liquidez del mercado y nos encontraremos con un gran exceso de dólares que nadie deseará y que obligará a la autoridad monetaria a quitar con la mayor rapidez posible toda la liquidez excedente.

Pero los factores que producirán la caída en la demanda de dólares en los próximos meses no se agotan en lo que les acabo de comentar. Existe un problema tan grave como el anterior y que se relaciona con el menor deseo que genera la moneda estadounidense como divisa de reserva. Muchas economías se están rebalanceando la composición de sus reservas internacionales en contra del dólar estadounidense, presionándolo hacia la baja. Según Libertad Digital, a comienzos del año 2009, China tenía bonos americanos por US$ 801.000 millones. En junio, la cifra había descendido hasta los US$ 766.000 millones y la tendencia continúa. O sea, no solamente ha dejado China de adquirir activos estadounidenses sino que además ahora se está desprendiendo de parte de los mismos. El riesgo de una escalada inflacionaria en EEUU puede además acelerar la huida generalizada del dólar.

—————La economía y los mercados van de la mano————–

El dólar está colapsando, y con él de la mano viene la suba en commodities. ¿Cuáles son las causas de la baja del dólar y cómo podemos predecir este movimiento para ganar en los mercados? Hay que comprender nociones básicas de economía y su interrelación con los mercados financieros. El curso Economía básica para inversores, acerca los elementos para comprender el funcionamiento de las economías y anticipar sus tendencias. Para suscribirse al curso, puede hacerlo aquí o escribirnos a info@latinforme.com

———————————————————–

¿Qué hace mientras tanto el gobierno de Barack Obama? El recientemente premiado con el premio Nobel de la Paz, no parece tener reparo en los gastos del gobierno, y aprovechando la buena nueva, decidió celebrarla enviando en “secreto” 13.000 soldados a Afganistán. Con esta política internacional, Obama ciertamente está aumentando las posibilidades de perder la guerra económica que llevará a la ruina a los EEUU.

¿Cómo podrá resolver EEUU sus desequilibrios y evitar un colapso que vuelva a golpear a la economía mundial? Sin dudas, la economía estadounidense por sí sola, poco podrá hacer. Disciplina y mucho timing de parte de EEUU, y coordinación y cooperación, con el resto de las economías, para reducir los desequilibrios. El G20 parece ser un buen ámbito para el compromiso de las principales economías mundiales, pero dicho compromiso se debe traducir en acciones concretas y no quedar en un simple palabrerío. Ya no puede China seguir creciendo a costa de los fuertes déficits de la economía estadounidense, ni el resto de las economías desarrolladas sostener sus elevados niveles de deuda. Las economías no pueden seguir políticas económicas en beneficio propio sin considerar si ello profundiza o no los desequilibrios globales existentes.

Mientras graves riesgos amenazan a la economía estadounidense, el resto del mundo no puede estar ajeno. La economía mundial ha entrado en una etapa en donde las políticas económicas no se pueden decidir a nivel país. La necesidad de cooperación y coordinación es la única alternativa que puede evitar una crisis superior a la subprime en donde no serán los mercados los que estarán en problemas, sino directamente las principales economías desarrolladas. ¿Tendrá EEUU, China y las principales economías, la capacidad suficiente como para eludir este gran foco de crisis que emerge en el horizonte?

Horacio Pozzo

———-OPORTUNIDAD DE INVERSIÓN———-

Los suscriptores de nuestro reporte de inversión Valor Global llevan un 30% de ganancia desde julio.

Y usted… ¿se lo va a seguir perdiendo?

Haga click aquí para suscribirse

———————————————————–


Escríbi tu comentario

Si preferís firmar con tu avatarIniciá sesión

Los comentarios en este blog pueden estar moderados.

En ese caso, el autor del blog tendrá que aprobarlos antes de que sean visibles para la comunidad


AgenciaBlog