Posts etiquetados como ‘Victoriano Lorenzo’

EN EL XXXV ANIVERSARIO DE LA BRIGADA INTERNACIONAL VICTORIANO LORENZO DE PANAMÁ

Hoy estamos felizmente celebrando un aniversario mas de la Brigada Internacionalista Victoriano Lorenzo. Pero también conmemoramos aquellos que partieron a la inmortalidad entre ellos Hugo Spadafora ( Comandante Ramón), Víctor, Efraín Rojas ( Macho), Olmedo Alonso Álveo ( Coco), los caídos en La Florcita, Ostayos, El Naranjo, La Calera, Colina 155, Nueva Guinea, Rivas, Orosi y los que se han ido después por enfermedades. Desde la creación de la Brigada Internacionalista a finales de agosto, hasta su afiliación al Frente Sandinista, en Septiembre 28 de 1978. Fue  toda una trayectoria histórica que hicimos los hijos de Bolívar con la sangre efervescente de Victoriano Lorenzo. Esta es una celebración mas de la confirmación de nuestros derechos de ser libres y luchar por esa libertad donde quiera que se nos necesite. En esos días, se nos necesito en Nicaragua y fuimos a dar todo lo mejor del pueblo panameño.

Y asi, el dia 27 de septiembre del mismo año, se inicia la selección y preparación de esta brigada. Posterior a una misa que se llevo acabo en la Iglesia de Don Bosco, en la capital nacional, fuimos arengados en un estadio, sin ningún tipo de preámbulos, direcciones, solo la idea de ir a combatir en Nicaragua. Aquellos hombres que se sentaron en un momento a pensar en como ayudar al pueblo nicaragüense, Spadafora, Mitre, Torrijos y otros, fueron hombres llenos de humanidad y sintieron en sus pechos el dolor de un pueblo aguerrido y mal tratado por las hordas somocistas, que saqueaban, violaban y destruían a la juventud nicaragüense, por orden de un tirano aferrado a destruir el pais. Es asi como sobrevino la idea de crear una brigada de ayuda militar compuesta de ciudadanos panameños.

Ese 27 de septiembre, el Dr. Hugo Spadafora (qdp) junto al Dr. Jorge Aparicio, entrevistaron a todos los posibles candidatos que formarían la Brigada, sin importar raza, posición social, color o sexo. Se seleccionaron los primero en ir a la línea de combate. Entre esos elegidos estuvimos dos mujeres, Amelia ( Gerónima Mineros) y yo. En primera instancia la compañera Amelia fue escogida, pero posteriormente me llamaron a mi, junto con los otros compañeros, cuyos seudónimos eran: “El tigre”( José Murillo) “Caballo Loco”( Antonio Hagan) “Barbita”(Pedro pablo López) “Pele”( Alexis Noriel Martínez), “Ciego” ( Saint George), Geño ( Rogelio González) y jossy ( Aida Alemán). Fuimos divididos en tres grupos, los de vanguardia que fuimos los 7 primeros y la Brigada dividida en dos partes, los cuales fueron a tomar un entrenamiento intensivo y especial.

En la mañana del día 28 de Septiembre, luego de una larga espera, fuimos llamados abordar un avión que nos llevaría a “luchar o vencer”. Montamos en el avión sin tener idea a lo que nos enfrentaríamos y así llegamos a la base Santa Rosa o Base 1. Nos sorprendió, ver panameños en el Frente. Entre ellos estaban Coclé, Santa María, Vladimir, Águila y otros. Integrarnos a la vida diaria no fue difícil, fuimos bien acogidos por los compañeros Sandinistas, quienes a su vez no nos miraban como internacionalistas, sino como nicaragüenses, hermanos de lucha. Un mes después arriba la Brigada completa y entre ellos, Amelia. Entonces, nos acogimos al pensamiento de Victoriano Lorenzo “ La pelea es pelando” .

Pasaron nuestros hermanos panameños a ser parte de la historia de ese amado y aguerrido país, Nicaragua! La mayoría de compañeros nicaragüenses, preferían tener en sus filas a los panameños, que no le temían a nada y eran los grandes héroes. Pero toda felicidad tiene una tragedia pendiente. Nuestros primeros muertos, aquellos que tampoco dijeron que morían ( por una patria ajena) sino que murieron por ella. Lucharon hasta sus últimos suspiros dos de mis mas queridos compañeros Oso ( Oriel Sánchez Oribarra) y Davinchi ( José Moreno) fueron las primeras victimas y los primeros en dar la vida por una causa. Caen también en heroicos combates, otros mas entre ellos, el querido Cro.Diablo (Rubén Darío Salvatierra). A medida que la guerra fue entrando en su fin, nuestros heroicos hermanos luchaban hasta lo ultimo, dejando así, una cuota de sangre en las filas de la historia de Nicaragua. Y lucharon panameños en los Frentes oriental, occidental, norte y sur de Nicaragua. Aquellos que cayeron durante la guerra, fueron elegidos para que su sangre pintara la bandera roja y negra sandinista con todo el honor y la gloria que se merece. Otros se nos han ido poco a poco de diversas formas. Y ahora que ya la edad avanza en nosotros, en el juicio sano y el amor a un pueblo libre nos deja esa satisfacción de haber cumplido porque como bien dijo Simón Bolívar: “ La libertad del nuevo mundo, es la esperanza del universo.”

Pero no nos quedamos atrás las mujeres. Nos acogemos a la consigna “ no puede haber revolución, sin la participación de las mujeres” es de esta forma que mi estima querida compañera de lucha Amelia ( Gerónimo Mineros) y yo  (Aida ALeman), dimos nuestro grano de arena. Una dentro de la filas luchando hombro a hombro en la mas cruel batalla que perdiera el Frente Sandinista, sin dejar de ganar la guerra. La otra tuvo el deber de cuidar, curar, proteger y atender a los heridos, a los accidentados y a todos aquellos que buscaran en ella, ese amor y esa ternura que ella sabe dar.    Hago énfasis una vez mas en las palabras del General de Hombres Libres Augusto Cesar Sandino: “Los actos de heroísmo de las mujeres que colaboraron en el ejército, no sólo son muchísimos, sino que además las mayoría requieren largas historias para explicar los sacrificios que sufrieron y los peligros que enfrentaron por amor a la patria y todas, campesinas, maestras de escuelas, enfermeras, amas de casa y aún señoritas de sociedad, rindieron servicios sin los cuales nuestra guerra no habría sido posible”.    Allí también dimos una buena representación las mujeres panameñas y hoy día nos alegramos de poder estar con vida celebrando un aniversario mas y una confirmación mas de nuestras metas como Internacionalistas, como pueblo que desaprueba el abuso y los crímenes contra los pueblos. Por eso aun seguimos diciendo “Patria libre o Morir”!!

Algunas Fotos del Frente Sur Benjamin Zeledon

Algunas Fotos del Frente Sur Benjamin Zeledon, 16-10-2010	Frente Sur Benjamin ZeledonChilo...el tigrillo, Pedron, Poeta loco,
Frente Sur Benjamin ZeledonChilo…el tigrillo, Pedron, Poeta loco,

Laureano Mairena

Copañeros del Frente sur

Compañeros del Frente sur

 Hugo Spadafora, Jossy y Tigre
haroldo Horta Tricallotis en la celda donde paso sus ultimos dias hasta el Triunfo de la Rrvolucion

haroldo Horta Tricallotis en la celda donde paso sus ultimos dias hasta el Triunfo de la Revolucion

Leon de la Segovia y Haroldo Horta Ferito

Leon de la Segovia y Haroldo Horta Ferito

Frente sur 8
Nicaragua el pais que asombra al mundo

Nicaragua el pais que asombra al mundo

Los Muchachos.

La unica mujer panameña que combatio en la columna Jacinto Hernandez

La unica mujer panameña que combatio en la columna Jacinto Hernandez

Marcos y Jossy

Marcos, el 14 y Antolin
Antolin y 3 del Comando Rigoberto Lopez Perez..Marcos, 14 y Hugo

Acercándose la navidad de 1978,  movimos la base  a otro lado, a una montaña cercana a la casa de los viejitos que colaboraban con nosotros. Allí llagaron nuevos compañeros, entre ellos Roberto, Bienvenido, Jorge, Fidel y uno al que llamamos de cariño el Garañon.  De las otras secciones de la base se unieron Pedrón, Mario, Tania y Chilo, ademas de los otroscomandantes que llegaron para planificar otros  operativos.

En esa ocacion me dijeron con tiempo que participaría econ ellos. Me senti feliz porque estaría en acción y no esperando como una vaso frágil o como cuidadora inútil.    Marcos llego a la base y no me había ido a saludar, me enoje y queje de su actitud con Dagoberto. Ya el  había notado que ciertamente cada visita de Marcos, era muy dura para mi, porque  no me hablaba y me aconsejo que no lo saludara,  que lo ignorara, porque eso lo haría sentir celoso. Aproveche su visita y me fui al río a tomar mi baño sin saludar a Marcos. Mientras me bañaba, aproveche para hacerle bromas a Dagoberto quien estaba espaldas cuidando de mi en el rio. Hice toda clase de relajo,  mojaba y me reía de sus chistes para que Marcos nos viera. Cuando termine mi baño, pase cerca de Marcos, quien me tomo bruscamente del brazo y me hablo,  no le respondí,  únicamente trate de soltarme y le dije:

-“ No me toques!, para que quieres hablarme ahora?, soltame y no me volvas a tocar, ni a buscar en tu vida! tu saludas a todos menos a mi, yo no existo”

-“ ¿que pasa, decime que tenes ahora? ¿Por que ya no me queres hablar,? No te comportes como una niñita, que es lo que quieres de mi?”

Le dije con tono muy orgulloso:

-“ Y me lo preguntas?, mejor no me hables, despídete de ellos,  es mas aquí termino todo, vete de mi vida para siempre. Yo tengo otro que si esta conmigo y se ocupa de mi”

Muy sorprendido me pidió con tono más suave que platicáramos a solas, yo le dije que tenia que esperar a que me peinara y me dijo que si.   Con calma y a la vez alegre,me fui a cambiar de uniforme y me peine, le comente a Dagoberto lo que paso  y me dijo que fuera  con el y le explicara como me sentía, que era el momento de hacerlo.  Cuando me dio la gana volví donde  Marcos,  salimos del área de la base cerca de la salida en un  potrero.  Alli  nos sentamos y me dio la razón de su actitud hacia mi, me pregunto si era cierto que yo tenia a otro compañero y si  ya habia dejado de quererlo,  fue muy bonito estar juntos, de pronto me dijo:

-“Sabes Jossy,  no me gustaria que mueras en combate y por eso no quiero que estés conmigo. Tampoco quiero que sufras si yo muero; pero si yo muriera  debes ser feliz porque morí por una causa. Buscas a otro compa que te cuide como yo y no me llores, porque no es digno de una revolucionaria llorar por los muertos. Si vos morís, yo te recordare para siempre por ser una Internacionalista revolucionaria y una buena compañera, porque yo se que eres buena y me gustas como eres, pero tengo que hacerte dura para que no sufras cuando yo falte”.

Le di las gracias por su comentario, mis ojos se llenaron de lagrimas, pero no dije mas nada, no había mucho que decir, mi garganta esta obstaculizada por las ganas de llorar.  Cuando pude decir algo, le comente que me hacia sentir mal porque todos en la base sabían que el no me saludaba y me dijo que no lo volvería hacer y que me ira a buscar para llevarme con el a donde estaba su asentado su grupo.  Nuevamente me pregunto si era cierto que yo tenia alguien y que si esa persona me quería realmente. Le explique que no era cierto eso, que mentí para que se enojara contra mi y me preguntara mas  y asi poder expresarme tal como lo hacíamos en ese momento,  ya que me dolía su fría forma de ser.

Marcos me dijo que el estaba seguro que eso no podia ser cierto,  que yo no lo traicionaría nunca y que estaba seguro de mis sentimientos. Aparte que los comandantes me estaban cuidando.

Me beso delicadamente como si no quisiera que el beso terminara  y se despidió de mi. Me obsequio un libro y una flor silvestre que tenia en la bolsa de su pantalón y me dijo que la había recogido pensando en mi. Volvió acercarse a mi  para quitarme una imagen de Don Bosco que colgaba de mi cuello y el reloj Seiko que le habían regalado.  No se porque extraña razón se iba feliz y yo tambien me sentía feliz,  porque me prometió llevarme con el  para estar juntos finalmente.  Abrió el portón, antes de salir  se volteo y me miro sonreído y con tanto amor,  me dijo desde el fondo de su corazón:

_”Sabes yo nunca te he dicho que te quiero, porque eso lo dice todo el mundo, yo no te puedo querer Jossy, ese es un sentimiento muy frio”

Me lleve las manos al corazón tristemente y le pregunte:

-“Entonces, quieres decir que  no me queres ? Nunca me quisiste verdad, por que me mentiste?”

Cuando mis lagrimas empezaron asomar a mis ojos el repuso claramente:

-“No! Jossy no, yo nunca te he querido, yo no te puedo querer a ti de ninguna forma. Lo que  yo siento es algo mejor, yo te amo y te voy amar siempre aunque este muerto te voy a seguir amando,  no olvides, yo te amo Jossy”

Esas lagrimas de tristeza se convirtieron en jubilo y con un suspiro en los labios le respondí:

-“Tontito,  yo también te amo y no me pienso morir y tampoco espero que tu mueras, solo que siempre tuve miedo decírtelo, creo que aun no era lo suficientemente mujer para decirte que te amo Marcos”.

-“ Mirá,  vengo en tres días, después del operativo que viene, para que nos quedemos junto, no te quiero perder, no mientras este vivo, te amo Jossy”

-“En serio vas a venir? Que chevere!  Te amo, Marcos, te amo, no lo olvides”

-“Si voy a venir por vos, para estar con vos para siempre, no quiero que estes sola y te sientas triste por mi culpa.”

No podía creer lo que había dicho,  en los meses que tenia de conocerlo, que me parecía un siglo, nunca me había dicho nada tierno y menos nada romántico.  Ese día precisamente, me dijo todo lo que yo quería escuchar, de corazón a corazón. Esas palabras parecían resonar una y otra vez en mi alma. Cuando se alejo que casi lo podía ver,  me grito con una gran sonriza en los labios y feliz, “Jossy yo te amo, pronto vendre por ti”.

Me fui muy contenta a comentarle a Dagoberto lo que el me había dicho, estaba tan feliz, desde ese dia  me comencé a preparar para cuando termináramos el operativo, estar a su lado y ser feliz con Marcos o quizás morir juntos. Fue el mejor dia de toda mi vida, saber que me amaba.

Continúa leyendo el contenido de este post