TANGENTE / Basado en una pintura de Claudia Medina Castro.

Bajó del taxi con la dificultad que le permitieron su ajustada y corta falda, la red que se entreveraba entre sus medias y los catorce centímetros de aguja en sus sandalias. Bajó su cartera del asiento y tomó el paquete envuelto en papel madera y cerrado con sisal, casi como para restarle importancia a su magnificencia.

Acomodó su pelo frente a los vidrios repartidos del portón de entrada, y un segundo antes de llamar al 3º’G’ aprovechó el brillo del acero inoxidable del portero para emparejar su rouge apretando primero y soltando después sus labios… (”perfecta”, se dijo para sí)

- ¿Quién es? se escuchó en la voz de Hernán desde el portero.

- ¿Esperabas a alguien más? le contestó como teniendo la respuesta estudiada.

- Ya bajo. Le djio entre la sonrisa que le había provocado la respuesta.

Luego de que se escuchara la puerta del ascensor, Hernán apareció en el palier del edificio; vestido completamente de negro y con el delantal a la cintura abrochado por delante.

Abrió la puerta y no pudo contener su mirada que se dirigía al paquete atado con sisal; (tal vez para la sorpresa de cualquiera que lo estuviera viendo).

-¿Te parece que podría estar esperando a alguien más así? le preguntó mientras la rodeaba con su brazo desde la cintura y sus dedos jugaban en su pelo.

Subieron, él se dirigió a la cocina para revisar la marcha de la cena y volver con dos copas de vino blanco, mientras ella y sin preguntar, descolgó una obra de telar que él se habría traído no recordaba de donde; abrió el paquete rompiendo el envoltorio de papel y colgó allí su regalo.

- Hay una delgada línea tangente a tus deseos y a los míos en esa pintura, no pude otra cosa que traértela en cuanto la ví, le dijo mientras lo rodeaba luego de tomar la copa que él le ofrecía y brindar por esa noche.

- ¿Cuatro hijos? pensó Hernán sin decir palabra y no pudo evitar sonreirle.

- No exactamente, pensó ella en el mismo silencio y devolviéndole una sonrisa, tan brillante como sus ojos y tan sugerente como lo que vendría.

La noche se convirtió lenta en la mañana siguiente entre la cena planeada para dos, la penumbra del dormitorio y las sombras que se dibujaron de sus cuerpos, en momentos de esos que se viven muchas veces, y siempre se recuerdan como únicos.

Hernán se levantó sigiloso, con la idea de prepararle el desayuno y al pasar frente a la pintura, quedó sumido mirándola, se sentó en el sillón frente a ella durante largo rato; observando y buscando aquello que le había resultado tan intrigante y a la vez revelador..

Antes que pudiera darse cuenta, ella estaba junto a él vestida apenas con una de sus camisas, juntó una a una sus prendas y se dirigió hacia donde sabía se encontraba la ducha.

Minutos más tarde, y mientras Hernán exprimía las naranjas del desayuno, ella salió vestida y con el pelo mojado, tomó de la mesa un juego de llaves, su cartera, y se le acercó a Hernán por la espalda..

“Nunca deberías haber dicho que me amabas”… Le susurró al oído.. y desapareció detrás de la puerta, dejando sobre el sillón  un tejido que parecía una bufanda del mismo color que el rojo de sus labios y del esmalte de sus uñas.

Apenas un instante después, y absorto en las palabras que le retumbaban todavía en la cabeza, Hernán tomó la bufanda y atándola a la araña de hierro del comedor, volvió a observar la pintura creyendo comprender absolutamente todo en el preciso momento en que dejaba caer la silla que lo mantenía firme al suelo y soltando apenas una lágrima….

Un abrazo para todos.
El Sir

tangente


Escribí tu comentario

, , El Sir dijo

Un grande dijo… “todo concluye al fin, nada puede escapar.. todo tiene un final, todo termina”

Otro abrazo para todos…
El Sir

, , cla9 dijo

la tangente de los deseos derrumbados. mejor nunca subestimar ciertas frustraciones femeninas…
impactante sir… me encantóooO lo que viste ahí!!! un ajuste de cuentas casi karmático! no sé porqué me pregunto, escapar es un final?
salud, sir!

, , marcela-segal dijo

Sir, como despedida, un relato cinematográfico, con un final impredescible… todavía me resuenan las palabras…”nunca deberías haber dicho que me amabas”…
Una mezcla de “El beso de la mujer araña” y “La viuda negra” esas femes fatales, que asustan a los hombres simples, atentos, serviciales… (le preparó la cena, el desayuno…)
Nooo!!! ¿por qué morir de amor?
¿por qué extinguir en un arrebato hipnótico tantas horas de placer negados al olvido?
Me dejaste perpleja…
Y triste… porque te vas…
Y tus letras… y tus chistes en los mails… no van a estar más…
Qué grande Sir, un lujo haberte tenido en el Club…
Marce.

, , marmota dijo

No cante, Sir, que me desafina pa’ la mierda…
Por otra parte, esto no es un adios, es una invernación. Una invernación un poco larga, pero invernación al fin.
Lo voy a extrañar.
Abrazo cariñoso.

, , lauris ʚϊɞ dijo

Por ser un hombre veo que maneja muy bien los mecanismos de las mujeres antes de un encuentro. No pude evitar imaginarlo mirándose en el portero eléctrico y diciendo “perfecta” … así que lo que me quedó fue mover la cabeza y sacar esa imagen de mi…

Luego mi imaginación mutó a imaginarlo cocinando (porque será que le pongo la cara de los autores a los personajes), pero a medida que transcurría fui despersonalizandolo y creo que fue lo mejor ya que el final no es el más grato.
Escuchar te amo, asusta a cualquiera…
Muy buen texto Sir

y me quedo con lo que dice el jefe … espero que esta sea una invernación… me niego a su partida de la marmota… así que hasta la próxima…

Abrazo????

Lala ʚϊɞ

, , El Sir dijo

Clau.. ¿Escapar es un final?… puede ser.. no lo había pensado así… en mi barrio futbolero dirían.. ¡¡Jaque Sir!!

Salud, Cla.!

, , El Sir dijo

Marcela.:
Me vas a hacer Shorar (como diría la jefa).. faltó que en el comentario pongas “Aquí yace el Sir”

Besos.!

, , El Sir dijo

Marmota… ¿Jefe… So’ Vo’ ? (Pregunto por el abrazo cariñoso vió)…
Ahhh otra cosa… Un cantante (muuuy malo por cierto) díría “Yo canto porque me gutas, yo nací para cantar..!”

Abrazo, cariñoso también

, , El Sir dijo

Lauris… Pará, pará, pará… ¿Me imaginaste a mi mirandome al espejo mientras me emparejaba el rouge de los labios?…Ahhh no, eso,no….. Ahora, me entra una duda…¿tenía puestas las medias de red?… Que feito… eso no lo imagino ni YO.!

Abrazo, si,.. Abrazo.

, , Justiciero dijo

Sir, me saco el sombrero. Impecable su relato.

Me gustó mucho la atmósfera creada, el romanticismo, la seducción y por supuesto el final impredecible. Un buen timing en la extensión justa.

, , Adrián Granatto dijo

Sí, era yo. ¿Acaso no le puedo dar un abrazo cariñoso yo a usted?

, , El Sir dijo

Justiciero.:

Muy muchas gracias Amigazo.!
Un abrazo.
El Sir

, , El Sir dijo

Jefe.! Si, si… claro que puede… pero como se que anda casto por el tema el “SI” no lo quería comprometer..!

Abrazo.
El Sir

, , glo dijo

Sir: digno broche para retirarse a invernar. Mucho cuidado con el alma femenina herida, jejeje
abrazos marmoteros

, , dr-fernet dijo

Solo puedo dejar mi voto, y decir que no puedo agregar nada mas de alguien que admiro como persona y como escritor.
Una vez mas, la manera de contar la historia, deja a las claras que tenes un don para narrar.
Un Salud enorme para usted.

, , El Sir dijo

Jefa..: Nada mas que gracias.. ha sido un placer compartir este espacio con todos ustedes.. me voy a invernar.. nos estamos viendo.

Abrazo de marmota
El Sir

, , El Sir dijo

Fernet.: Gracias por el voto y por lo que opinas de mí…. Lo único que tengo ADMIRABLE, es que soy GRANATE..!!! y eso lo compartimos…….

Un abrazo
El Sir

, , anila dijo

Hola ELSir… bueno es la primera vez que leo algo tuyo creo. Me parece muy buena reflexión! Me encanta la libertad con la cual te expresas. ( no te vas por la tangente :) Saluditos y mi voto

, , El Sir dijo

Anila.. Ehmmm creo que alguna vez leiste algo en este mismo club.. pero no cambia.. ¿no?.. Gracias por leerme nuevamente..!! Se que sos seguidora de la Marmota.. así que la comunidad te saluda a vos también (Bahhhh te saludo yo, pero vos hacelo extensivo)..

Gracias por el voto.!

Beso
El Sir

, , jorgeluis dijo

Hola sir:
Realmente impecable.
Esta pintura extraordinaria, mueve a escribir historias de amor con puntos suspensivos.
Estoy de acuerdo. Nunca le digas a una mujer que la amas.
Ellas no nos creen ni cuando decimos la verdad.
Y el toque de la bufanda.
No considero que esta sea la forma correcta de curar un dolor de garganta.
Un abrazo y buen fin de semana!!

, , ricardodesdebrasil dijo

Amigo Sir ;
lindo encuentro final.
Ella trajo un gualicho al reves …que le decía el cuadro ?
” La naranja se pasea
de la sala al comedor
no te mates con cuchillo
tampoco con tenedor
ahorcate con bufanda
roja…que es mejor !

o entonces:

Nuestro amor será familia
nuestros hijos …dos y dos
la casa será una jaula
yo seré loca …vos maula
seremos leche y vainilla
comeremos pan y arroz
andá y colgate …salame ,
es por decir que me amabas
que el buey solo bien se lame ,
y quiero que estirés las tabas !!

Bueno …es lo que se me ocurre.
Amigo Sir …vaya y vuelva , que siempre es aquí bienvenido
abrazo
ricardo

, , quimeykiltru dijo

taRDE pero seguro…. muy “no sir” este cuento, me encanto esta nuevs veta tuya, un lujete


IMPORTANTE. Los contenidos y/o comentarios vertidos en este servicio son exclusiva responsabilidad de sus autores así como las consecuencias legales derivadas de su publicación. Los mismos no reflejan las opiniones y/o línea editorial de Blogs de la Gente, quien eliminará los contenidos y/o comentarios que violen sus Términos y condiciones. Denunciar contenido.
AgenciaBlog