Posts etiquetados como ‘inseguridad’

Inseguridad II: Los “Argumentos”

Son muchos los argumentos que despliegan ciertos sectores de la sociedad a la hora de intentar fundamentar la aplicacion de “mano dura”, baja de edad de imputabilidad, y otras maravillas por el estilo, cortesia de la filantropia local.

Vamos con algunos de esos “argumentos” (los “argumentos” del tipo “nacen torcidos y hay que matarlos de chiquitos en la panza de la madre”, por obvias cuestiones, no seran tratados en la presente entrega) y su correspondiente tratamiento por parte de quien les habla:

“Argumento” 1:


-”Vos hablas asi porque no te paso nada, el dia que te toque sufrir las consecuencias de un delito, en carne propia, vas a ser el primero en pedir pena de muerte o mano dura”


Segun esta postura, quienes comprenden las causas del problema y prefieren apuntar alli los caniones con el fin de que el mismo no siga reproduciendose, no habrian sido victimas de ningun delito motivo por el cual, al no padecer en carne propia el delito, tratarian a los delincuentes como victimas.

El ejemplo de Rivas refuta comodamente esta “teoria”. El Hombre tiene gran porcentaje del cuerpo paralizado por causa del accionar delictivo y, sin embargo, sigue pensando que quienes lo atacaron, ademas de ser sus victimarios, son, ante todo, victimas de un sistema de exclusion. Vale decir: Sus convicciones ideologicas no han variado un apice.

Por otra parte, son muchas las personas que, aun habiendo sido victimas de algun delito (ellos o sus familiares y / o amigos), han mantenido la idea de que un delincuente, por lo general, ademas de ser un victimario, es una victima que deviene en victimario por, justamente, haber sido victima desde (en la mayoria de los casos) el mismo momento del nacimiento.

Finalizando; No se puede legislar conforme a los estados emocionales de cada victima en particular. El estado emocional de una victima es comprensible pero no justifica cualquier cosa, mas aun, teniendo en cuenta que medidas violentas pueden generar (y lo hacen, por cierto) mas violencia de la que habia.

Por ejemplo: Si un tuerto asesina al querido tio del Senor Juan Perez, y el Senor Juan Perez, visiblemente consternado y dolido pide (comprensiblemente, teniendo en cuenta su estado emocional luego de la terrible perdida) pena de muerte para todos los tuertos ¿Podriamos considerar viable el pedido del Senor Juan Perez?

Ademas… ¿No tendria el deudo de una persona ejecutada -siguiendo esta logica- todo el derecho del mundo de reclamar venganza y pedir la cabeza de quienes hicieron posible esa ejecucion?
Al fin y al cabo el deudo es tan inocente y victima como el senior Juan Perez.

“Argumento” 2:

“La exclusion y el hambre nada tienen que ver con el delito, viven en una villa, no tienen para comer, pero tienen Direct TV, usan telefonos celulares costosos, y para el vino nunca les falta”

Mas alla del desprecio y del odio que rezuma esta tipica generalizacion reaccionaria, la realidad es que deberiamos preguntarnos, en todo caso ¿Por que algunas de las personas que viven en villas de emergencia tienen “Direct TV” y / o compran vino en lugar de comida?

Mas alla de casos puntuales o excepciones, las respuestas, en lineas generales, son mas que claras y ya han sido sugeridas en la primer entrega:

-Evasion de la realidad: La realidad que les ha tocado en suerte es durisima (Me pregunto de que manera actuarian muchos de los que esgrimen el “argumento” 2 si les tocara padecer solo un infimo porcentaje de lo que sufrieron y sufren estas personas) y, en algunos casos, intolerable. Tanto el Direct TV como el alcohol constituyen un medio de evasion de tan dura realidad. El consumo de toxicos para evadir realidades adversas no es nuevo en las sociedades capitalistas: Segun los trabajos mas serios y fundamentados, tanto en la primera como en la segunda revolucion industrial en Inglaterra, el consumo de alcohol entre los campesinos proletarizados y asalariados registraba un importante incremento en los periodos de condiciones laborales mas duras., en las principales ciudades.

Adquisicion de simbolos de poder: Tanto el sistema Direct TV, como los telefonos celulares, las zapatillas de marca, y tantos otros artificios de consumo, ademas de cumplir la funcion para la cual fueron (inicialmente) concebidos, constituyen simbolos de poder que transmiten significaciones. La logica del sistema impone el consumo de ciertos bienes como pauta imprescindible de existencia motivo por el cual, a mayor adquisicion de estos articulos, mayor es la sensacion de “existencia” (sentido de inclusion, sentido de pertenencia, etc) que tiene el consumidor (siempre dentro del sistema, claro esta). De esta manera, se le comunica al projimo que se existe, que se “es” . Es claro que cualquier persona que viva dentro de este tipo de sistema caera en esta trampa, algunos mas, otros menos (incluso quienes la conocemos). Esto explica, en gran medida, las razones por las cuales podemos observar telefonos celulares costosos en manos de personas que, evidentemente, tienen carencias basicas (alimento, vivienda, abrigo, etc)

“Argumento” 3:

“El que comete un delito de adulto debe pagar como un adulto”

El error en este caso es evidente; Si el adulto comete “crimenes de adulto”, es justamente, porque es un adulto. Un ninio que comete “crimenes de adulto, es solo eso: Un ninio haciendo algo que no conoce ni puede conocer cabalmente porque, sencillamente, no es un aldulto.

Si, por una cuestion elemental de madurez, el ninio no tiene plena conciencia de lo que esta haciendo ¿Por que darle el mismo tratamiento que a una persona que si tiene conciencia de lo que hace?

“Argumento” 4:

“Yo no tengo ninguna culpa de la exclusion ni de la delincuencia ya que pago todos mis impuestos y soy un ciudadano modelo respetuoso de las leyes”

La sola realidad de que no se puede concebir a un ser humano como un ente aislado de la sociedad dentro de la cual nacio, se crio, y vive, echa por tierra este tipo de argumento. Sin embargo, puedo agregar que en la mayoria de los casos (y como vimos en la primer entrega) el “ciudadano respetuoso de las leyes que tiene sus impuestos al dia” tuvo muchisimas mas oportunidades de devenir en tal que una persona a la cual desde el momento del nacimiento se le nego el acceso a toda posibilidad de, en un futuro, transformarse en un “ciudadano modelo” y, en todo caso, es ese “ciudadano modelo” el que debe predicar con el ejemplo y alejarse de comportamientos que se parecen mas a los de un animal en la selva que a los de un ser humano civilizado. Con respecto a esto ultimo, en la tercer entrega de “Inseguridad” tratare con mas detalle el “argumento” del “buen ciudadadno”

“Argumento” 5:

“Si tan buenitos son ¿Por que no te dejas robar por ellos?”

Este tipo de “argumento” parte de una exclusion tan erronea como antojadiza. Quienes lo esgrimen parecerian entender (vaya uno a saber por que) que el hecho de comprender que el delito tiene causas, por una parte, y el instinto de supervivencia en un momento de vida o muerte, por otra parte, son dos conceptos que se excluyen mutuamente.

Una cosa no quita la otra; Que el senior Alfredo Alfredez opine que la mayoria de los delincuentes son victimas de un sistema de exclusion social no significa que no tenga que reaccionar ante una situacion en la cual peligra su vida y / o la de los suyos. Ni hablar si tenemos en cuenta el estado emocional de una victima de un delito y las reacciones inesperadas (aun para la misma victima) que puede llegar a tener ante un hecho que lo desborda desde el punto de vista emocional.

“Argumento” 6:

“La pena de muerte es util (baja la cantidad de delitos) porque al menos ese delincuente (el delincuente ejecutado) no asesinara ni delinquira mas “

Otro clasico error. Mas alla de las estadisticas que nos informan que la aplicacion de la pena de muerte no solo no baja el indice de delitos, sino que, en algunos casos, lo incrementa (ademas de los enormes gastos que genera), la simple logica nos indica que por cada delincuente ejecutado que “no asesinara ni delinquira mas”, se multiplican los casos de delincuentes que, “jugados” y sabiendo que pueden ser victimas de la pena de muerte, redoblan su violencia, en especial, quienes estan profugos por delitos que contemplan la pena de muerte.

Los familiares y amigos del delincuente ejecutado que, a su vez, tambien se dediquen el delto: ¿No buscaran venganza, algunos de ellos, y redoblaran su apuesta en cada ocasion de robo?

Los familiares y amigos del delincuente ejecutado que, en cambio, no sean delincuentes.

¿No tendrian (siguiendo la logica) derecho tambien a pedir pena de muerte para los responsables de la muerte de su ser querido?

Al fin y al cabo, ellos no delinquieron y sufrieron la muerte de un familiar y / o amigo. Para peor; Sufrieron el asesinato premeditado (la pena de muerte) de un familiar y / o amigo.

“Argumento” 7:

“Al decir que los delincuentes son victimas, los estas justificando”

No se trata de justificaciones: Se trata de comprender las causas de un fenomeno en particular para, simplemente, encontrar la solucion mas adecuada para el presente y el futuro, inmediato y mediato.

Las medidas que no atacan las causas, ademas de ser injustas, son solo coyunturales y, en el caso de la delincuencia, no solo no aportan soluciones sino que terminan empeorando la situacion ya que tienden a generar mas violencia.

“Argumento” 8:

“Cuando tenes un incendio y estas a punto de quemarte de nada te sirve apelar a las causas que lo provocaron, lo urgente y primordial es apagarlo para no morirse”

Este ejemplo del incendio es simpatico pero presenta un problema metodologico basico que lo inhabilita como analogia valida ya que a la misma le esta sobrando un componente esencial: Nos esta hablando de una URGENCIA y ese es un valor dificil de determinar, valor que es incorporado, por lo menos, caprichosamente, en la construccion de la analogia.
Vamos a ver:
Para muchos de los que nunca fueron victimas de un delito pero se estan muriendo de hambre, la urgencia es el alimento, ergo, la redistribucion.
Para muchos de los que fueron victimas de un delito y no se estan muriendo de hambre, la urgencia sera la seguridad.
Para muchos de los que fueron victimas de un delito y se estan muriendo de hambre la urgencia sera, primero la redistribucion y luego la seguridad.
Para muchos de los que tienen severos problemas de salud y no tienen dinero para pagar una atencion adecuada, la urgencia tendra que ver con mejoras en el sistema de salud publica.
Para el ser humano que esta en la calle, la urgencia sera la materializacion del DECRECHO CONSTITUCIONAL a la vivienda digna.

En suma, dependiendo de los sujetos sociales y de las prioridades en sus necesidades, las “urgencias” van a variar de un grupo a otro.
Esta burda analogia estima que todos tenemos la urgencia de la seguridad, que dicha urgencia esta por encima de otras urgencias. La mencionada analogia incorpora caprichosamente un elemento que no existe (o existe solo para algunos) en el primer universo: La “Urgencia”.
Como se ve, esta analogia es completamente improcedente pues parte de un supuesto tan falso como caprichoso.

“Argumento” 9:

“Cuando hay una infeccion hay que tratarla. Para eso se dan los antibioticos que la matan”

Otra analogia erronea, esta vez, por ausencia.

Esta analogia no tiene en cuenta un elemento fundamental presente en la realidad que intenta describir: La cronicidad.

La delincuencia fruto de la exclusion social, en realidad, no puede compararse con una enfermedad aislada puesto que es un fenomeno cronico, motivo por el cual, para que sea una analogia valida, debe establecerse con una enfermedad cronica.

Cuando estamos en presencia de una dolencia cronica; -Infecciones a repeticion, para retomar el ejemplo del “argumento” medico- con la ingesta de antibioticos solo vamos a aliviar parcial y momentaneamente la dolencia. Para peor: Con cada nueva ingesta de antibioticos, estamos agravando la situacion ya que las bacterias suelen (perdon, medicos lectores…) “acostumbrarse” al antibiotico y crear resistencia con las gravisimas consecuencias que dicha praxis tiene para la salud (consecuencias que en algunos casos contempla el deceso del paciente).

Reformulando correctamente la analogia, ante un caso de infecciones a repeticion, lo mas atinado, en lugar de solo tomar antibioticos, es ir a un especialista que determine las causas de esas repeticiones.

Lo mismo sucede con un dolor de cabeza cronico: ante el mismo, lo mas logico, es visitar a un medico para que averigue las causas y nos de el pertinente diagnostico, en lugar de tomar aspirinas constantemente atacando el sintoma: De hacer esto ultimo, en lugar de un problema se terminan generando dos; La patologia que causaba el dolor de cabeza y una hemorragia producto de una ulcera.

Como vemos, este caso (a diferencia del anterior en el cual a la analogia le sobraba un elemento que habia sido incorporado caprichosamente) la analogia es invalida porque carece de un elemento; La cronicidad.

“Argumento” 10:

“¿Donde estan los derechos humanos de las victimas? Estas asociaciones solo se ocupan de los derechos humanos de los delincuentes”

Este es un constante latiguillo utilizado por ciertos sectores de la sociedad que rezuma una profunda ignorancia acerca de los derechos humanos y muchas de las organizaciones que se dedican a consagrarlos y defenderlos.

Las organizaciones de derechos humanos defienden los derechos de TODOS LOS SERES HUMANOS frente a los atropellos y abusos de los Estados y no de los particulares. Que no quepa ninguna duda que cada vez que el Estado vulnera un derecho, las organizaciones estan ahi para hacer oir su voz.
Sucede que, por lo general, los delincuentes son quienes ven mas vulnerados sus derechos (especialmente, los delincuentes POBRES -y “morochitos”) y asi es como se crea el ya mito popular(recordemos que los prejuicios de las clases dominantes son consumidos y reproducidos por gran parte de la sociedad) “derechos humanos de los delincuentes”.

En la proxima entrega, algunas conclusiones.

  • Comentarios
  • 8 votos

Inseguridad I: ¿Un posible origen?

Los invito a hacer un sencillo ejercicio de empatia.

Imaginemos (se pide sinceridad y un pequenio esfuerzo para poder ponerse en el lugar del otro) por unos instantes el siguiente cuadro:

-Miseria.

-Hacinamiento en viviendas (si es que en algunos casos, se pueden llamar “viviendas”), por lo general, no “propias” (bastante discutible el termino, por cierto), o haciendo parte de predios “tomados” (idem parentesis anterior, teniendo en cuenta que la Constitucion Nacional garantiza el derecho a la vivienda y que, ademas, muchos de esos “usurpadores” son, en su mayoria, descendientes de los verdaderos duenios de estas tierras).

-Ignorancia producto de la ausencia de minimas -aunque sea- oportunidades de acceso a una educacion de calidad (dificil educarse cuando se concurre a una escuela a llenar la panza con el refrigerio diario que ofrece la institucion, comida que, en muchas oportunidades, es insuficiente, ademas de ser lo unico que entra al estomago durante toda la jornada).

-Hambre (del tipo de hambre que duele y hace llorar) y / o nutricion deficiente (en el mejor de los casos): Con respecto a esto ultimo, es muy comun observar entre los moradores de un barrio humilde a gente “gordita”. En realidad, esa “gordura” tiene como explicacion una alimentacion basada en farinaceos (lo mas barato a la hora de alimentarse) y muchos medicos han comprobado que estos “gorditos” presentan severas deficiencias nutricionales (proteinas de alta calidad biologica, vitaminas, minerales, etc), deficiencias con alto impacto (segun los expertos) en las capacidades de aprendizaje, sobre todo, cuando se padecieron en la infancia.

-Enfermedades evitables.

-Secuelas organicas producto de la mala alimentacion, muchas veces, irreversibles.

-Frio en exceso (en invierno) y pocas maneras de combatirlo eficazmente, con todas las complicaciones para la salud asociadas a estas carencias.

-Calor en exceso (en verano) y pocas maneras de combatirlo eficazmente, con todas las complicaciones para la salud asociadas a estas carencias.

-Ausencia de servicios básicos o presencia deficiente de los mismos.

-Estigmatizaciones clasistas y racistas, recibidas a diario (incluso desde los medios de comunicacion) y aceptadas, en muchos casos, por los mismos “beneficiarios”, gentileza esta, del Poder Hegemonico: Los clásicos y desagradables motes “negro de mierda”, “punga”, “villero”, “cabeza”,”negro cabeza”, “cabecita negra”, “moncho”, “groncho”, “pardo”, etc.

-Promiscuidad producto del mismo hacinamiento y del consumo (por lo general, abuso) de cualquier producto toxico con el claro objeto de evadir tan cruda y dura realidad.

-Violentas consecuencias familiares que supone el abuso de este tipo de toxicos (alcohol, drogas, etc), a saber; Todo tipo de violencia fisica y verbal.

-Contemplacion casi permanente, en los medios de comunicacion y en la vida cotidiana, de realidades materiales y afectivas que jamas se podran materializar, salvo por un golpe de suerte, o por la via del delito.

-Acceso a una educacion incompleta (con mucho viento a favor, primaria terminada) y, muchas veces, ineficiente, o en algunos casos, acceso inexistente.

-Drogas y alcohol a la vuelta de la esquina, siempre al alcance de la mano y de la peor calidad.

-Marginalidad producto de las consideraciones anteriores.

¿Captaron el cuadro en su totalidad (quedaron otros “beneficios” en el tintero, pero creo que con los citados basta y sobra)?

Cierren los ojos y traten de imaginarlo: traten de imaginar, con la mayor sinceridad posible, que hubiese sido de ustedes de haber nacido en un contexto tan extremadamente hostil: pero no desde el punto de vista de su actual formacion, sino desde el punto de vista de alguien que no conocio mas que el contexto anteriormente citado, contexto que no esta demas repetir; Hambre, ignorancia, miseria, hacinamiento, malnutricion, deseos, en su mayoria, ficticios, creados por las imposiciones del propio sistema (el mismo que luego los margina, desprecia y rechaza) e irrealizables, drogas, alcohol, promiscuidad, golpes, violencia, etc, etc, etc.

¿Lo hicieron?

Bien.

Imaginen todos los padecimientos anteriores, teniendo como marco una sociedad atomizada por las imposiciones individualistas de los medios de comunicacion (tener para “existir”) y del poder hegemonico en general, pautas de consumo propias de los sistemas de libre cambio, en los cuales el projimo pasa a ser un “competidor mas”, por no decir un “predador mas”, expresion mas adecuada esta ultima para versar acerca de los comportamientos que se pueden adquirir dentro de sistemas que emulan la vida salvaje de una selva.

¿Lo imaginaron? (tal vez la imagen ayude: Traten de recordar el contexto en el cual se criaron muchos de ustedes, y comparen con la imagen de la foto)

Sigamos.

Ahora tengan bien presente que millones de personas estan naciendo y se estan criando, en este preciso instante, en contextos similares.
En este punto, se me ocurren algunas preguntas:

¿A que creen que se dedicaran muchos de ellos cuando crezcan un poco?

¿A que creen que se dedican hoy muchos de quienes ayer padecieron las mismas viscisitudes?

¿Por que razon y salvo contadas excepciones, la delincuencia generalizada no se da en estratos sociales de clase media o alta dandose con mucha mas frecuencia en los estratos mas humildes (cosa que no significa que el pobre sea delincuente, pero que si significa que entre los delincuentes producto de las desigualdades, podemos encontrar a muchos pobres)?

En las proximas entregas, algunas posibles respuestas.

  • Comentarios
  • 10 votos