Masajes

res hombres están tomando en un bar discutiendo lo que habían hecho la noche anterior.
Alejo dice:
- Anoche yo le hice masajes a mi mujer en todo el cuerpo con un aceite de Olivo finísimo; luego, hicimos el amor apasionadamente y la hice gritar por 5 minutos seguidos, sin parar.
Andrés para no quedarse atrás dice:
- Yo anoche le hice masajes a mi mujer en todo el cuerpo, con un aceite especial afrodisíaco y luego hicimos el amor, la hice gritar por 15 minutos seguidos.
Juan dice:
- Eso no es nada, yo anoche le hice masajes a mi mujer con una mantequilla especial, le acaricié todo el cuerpo con la mantequilla, luego hicimos el amor y la hice gritar por 6 horas seguidas.
Alejo y Andrés, asombrados, le preguntan:
- Seis horas, oye qué bárbaro, cómo hiciste para que gritara por seis horas seguidas?
Y Juan contesta:

-¡Me limpié las manos en las cortinas!

Fuente: ChistesCool