Posts etiquetados como ‘organizaciones’

LA FORMACION EN CREATIVIDAD

LA FORMACION EN CREATIVIDAD
Lic. Carlos Churba.

El futuro de un país, de una organización, de un grupo, de una familia depende indudablemente de su capacidad para desarrollar, estimular, desplegar el potencial creador de sus integrantes.
La revolución en la educación pasa hoy por incorporar los conocimientos del campo de la creatividad en todos los niveles educativos.

La Formación en Creatividad

FORMAR EN CREATIVIDAD A LOS FORMADORES.

La consigna guía de nuestro pensamiento es «Formar en creatividad a los formadores», para que éstos a su vez se conviertan en multiplicadores de la propuesta: “La creatividad para todos”.
La creatividad es la única posibilidad de abrir nuevos caminos, de encontrar nuevas soluciones a los problemas, en un mundo totalmente cambiante, en el cual el avance tecnológico forma parte del escenario cotidiano.
El desafío es integrar la sensibilidad del alumno, con el profundo conocimiento de su interioridad a los saberes del campo informático (computadoras integradas en sistemas de redes).
Esta integración apunta a potenciar la inteligencia y la emoción junto a la inteligencia artificial y la tecnología de punta para el logro de la “Máxima creatividad al servicio de la vida humana”.
Vencer el temor a lo nuevo, a lo desconocido, al cambio que produce todo lo innovador y creativo es una tarea permanente para los formadores.
En lugar del temor a las innovaciones tecnológicas debemos estar dispuestos con apertura a conocerlas y aplicarlas.

Propongo pensar

¿Cómo podemos emplear estos adelantos para liberar la máxima capacidad imaginativa y creadora del hombre?
¿Cómo hacer realidad el preciado objetivo de una formación personalizada, que respete en cada alumno su propio ritmo, sus características de personalidad, su momento evolutivo, sus necesidades y sus deseos?
Se imaginan lo valioso, lo magnífico que seria poner la formación en Creatividad al alcance de millones de personas.
Contar con millones de Creadores. Creadores de posibilidades múltiples, creadores de nuevas fuentes de trabajo Creadores de nuevas fuentes de riqueza, en los más variados campos, disciplinas y quehaceres.
Podemos imaginar la enorme geografía mundial iluminándose gradualmente con la energía que brinda la Creatividad.
Para convertir la imaginación en una visión que impulse su realización, considero que uno de los factores principales será incorporar la Creatividad como materia en todos los niveles del sistema educativo de nuestro país y del resto de América.
El primer paso para instrumentarlo será desarrollar la creatividad en los educadores.
Para concretar la formación en creatividad he diseñado el M.I.F.A.C. Modelo Integral Facilitador de la Creatividad

Innovaciòn empresarial

El Efecto “Primark”: Innovación empresarial y marketing colaborativo

  • Publicado el 29 de enero de 2015 por Juan Merodio

¿Habeis oído hablar del Efecto Primark? Este término ya se mencionaba en un caso del IESE en 2011, como un nuevo modelo de negocio que estaba empezando a “remover” lo que ya existía.

Realmente no es más que un reflejo de lo que está pasando y del comienzo de la transición de las empresas a un nuevo concepto de realidad basado en los usuarios, y es que el consumidor de hoy en día decide, y tiene el poder de cambiar rápidamente el liderazgo de empresas, ¿os acordais lo que sucedió con la cadena Blockbuster?

Este rotura y creación de nuevos modelos de negocio está sucediendo poco a poco en distintos sectores, el sector musical, decoración, el editorial, el de la moda…. donde vemos empresas precursoras como pueden ser Primark o IKEA y empresas adoptivas del modelo como la española Shana, donde muchas veces se asocia este modelo al formato low-cost, pero no tendría porque.

Cuándo analizamos estos modelos de negocio nos encontramos con varias palabras que lo definen, como son eficiencia, costes operativos muy bajos y mayor tamaño en tiendas físicas, lo que implica una menor inversión global y un incremento en ventas.

Pero ¿qué sucede con el marketing de estas empresas? Se basan en el boca-oreja, es decir, en “colaborar” con los usuarios para difundir su marca y sus productos.

¿Cuánto invierten las empresas en publicidad corporativa? Si analizásemos estos datos veríamos que presupuestos millonarios, pero pregúntate ¿confias en una campaña de marketing donde alguien de la propia empresa o un actor contratado te dice lo bueno que son sus productos o servicios?

La verdad es que no, ¿entonces porqué seguimos invirtiendo tanto en marketing puramente corporativo en lugar de desviar parte de esa inversión en acciones de crowdsourcing donde trabajamos junto a nuestros clientes como prescriptores?

crowdsourcing

Esta filosofía empresarial es uno de los grandes desafíos de las empresas en su proceso de adaptación a la nueva economía, una economía que se funde con sistemas de economía colaborativa como BlaBlacar, que en próximos años cogerán más fuerza y donde ya hay empresas que han sabido tomar ventaja de ello en lugar de luchar contra ellos, es decir, convertir amenazas en fortalezas, como hizo recientemente la cadena de hoteles Room Mate con su proyecto BeMate.

En resumen, no se trata de que los modelos de negocio han cambiado y debemos adaptarnos al nuevo modelo, sino de que los modelos de negocio están en constante cambio, cada vez a una velocidad mayor y las empresas debemos ser capaces de establecer procesos constantes de innovación empresarial donde lo digital y el nuevo consumidor supondrán más de un 60% del éxito del negocio.

¿Qué opinas de esta nueva realidad empresarial? ¿Una realidad de vida o muerte?

Esta entrada fue publicada en Marketing Digital y etiquetada como efecto primarkinnovacion empresarial,marketing colaborativoshana por Juan Merodio

CONVERSACIONES EFICACES. CÓMO DIRIGIR REUNIONES II

CONVERSACIONES EFICACES. CÓMO DIRIGIR REUNIONES II

conversaciones eficaces

Alan Barker, experto en comunicación, en la segunda edición de su libro “How to manage meetings”, propone las siguientes recomendaciones para lograr mantener conversaciones eficaces:

a).- Limitar el número de participantes, como ya hemos comentado en una entrada anterior. El número ideal no debería superar las 4 personas y el máximo puede llegar a 7.

b).- Mejorar nuestras habilidades de escucha. La calidad de una conversación va a depender de nuestra calidad como oyentes. Escuchar supone no sólo no hablar, sino también ser conscientes de la influencia que tenemos sobre el comportamiento del orador con nuestras conductas: mantener o no el contacto visual, tomar notas, hacer gestos afirmativos con la cabeza,….. No hay que olvidar, también, que cuando hablamos estamos demostrando la calidad de nuestra escucha, por ejemplo si interrumpimos estamos demostrando que hemos dejado de escuchar, que no estamos interesados en seguir haciéndolo, lo que afectará la respuesta de nuestro interlocutor.

El primer paso para mejorar nuestras habilidades de escucha consiste en ser conscientes de los obstáculos y de que algunos los podemos controlar y otros no. Cualquier conversación consiste, para cada participante, en dos tipos de conversación: la externa y la interna que tiene lugar dentro de nuestras cabezas. Debemos escuchar a ambas. Mientras tomamos parte en la externa podemos estar utilizando la interna para:

1.- Buscar respuestas a los problemas.

2.- Encontrar soluciones.

3.- Ensayar nuestra siguiente respuesta.

4.- Juzgar lo que el orador dice.

En ocasiones podemos interrumpir esta conversación y dedicarnos a escuchar realmente lo que nuestro interlocutor dice, lo que no dice, cómo lo dice y cómo no lo dice. Otras veces podemos controlar la conversación interior y para ello podemos:

1.- Anotar  nuestros pensamientos para poder dejarlos a un lado.

2.- Hacer que forme parte de nuestra conversación exterior verbalizando nuestros pensamientos.

3.- Hacer pausas antes de hablar para permitir que la conversación interior tenga lugar sin distorsionar nuestra escucha.

c).- Estructurar nuestro pensamiento. En una conversación debemos tener dos tipos de pensamientos:

1.- En una primera etapa deben estar enfocados a pensar en el problema y analizarlo.

2.- En la segunda fase tienen que estar centrados en buscar soluciones.

Muchas reuniones fracasan porque dedicamos poco tiempo a pensar sobre el problema y pasamos directamente a intentar encontrar soluciones.

d).- Controlar el tiempo adecuadamente. Generalmente una conversación eficiente comienza con un ritmo tranquilo para irse volviendo más rápido con el progreso de la misma. Pero no existen reglas sobre lo que es correcto. Percibimos que una conversación va demasiado rápida cuando existen muchas interrupciones, se producen conversaciones paralelas y las personas empiezan a mostrar signos de que han dejado de escuchar y de incomodidad con la situación. En el caso contrario, sabemos que se está enlenteciendo en demasía cuando un orador domina la conversación, no se plantean preguntas, surgen pausas frecuentes y el nivel de energía de la conversación desciende y languidece, mostrando los participantes signos de cansancio.

e).- Encontrar territorios comunes. Las conversaciones son un medio para hallar terrenos comunes. Solemos comenzar una conversación en nuestro terreno privado y debemos buscar utilizar la misma para encontrar cómo cruzar al territorio de nuestro interlocutor. Para ello podemos: hacer un comentario vacilante, exploratorio (“quizás podríamos,…”, “Creo que pienso…..,” “Es posible que….”) o hacer una pausa antes de hablar.

No debemos seguir adelante hasta que la otra persona nos haya dado permiso. Éste puede ser explícito: “Di lo que quieras” o “Me agradaría recibir tu sincera opinión” o mediante el lenguaje corporal o la conducta: sonreír, asentir,….

f).- Ir más allá de los argumentos. Una habilidad esencial para mejorar nuestras conversaciones en el curso de una reunión consiste en romper el círculo del conflicto. Barker destaca que la “Escalera de inferencias” es una buena herramienta para conseguirlo. El modelo fue desarrollado inicialmente por Chris Argyris y describe la forma en que pensamos en el transcurso de una conversación como una escalera. En los escalones bajos se encuentra la observación y en lo alto de la misma la acción. Desde la observación subimos al primer peldaño seleccionando datos (escogemos aquello en lo que nos queremos fijar). En el segundo escalón inferimos significados desde nuestra experiencia con datos semejantes, en el tercero generalizamos estos significados y los transformamos en presunciones, para en el cuarto construir modelos mentales o creencias a partir de esas presunciones. Finalmente actuamos basándonos en nuestros modelos mentales.

ladder_of_inference

Viajamos de arriba debajo de la escalera cada vez que mantenemos una conversación. Somos mucho mejores ascendiendo que descendiendo. Esta escalera nos va a permitir bajar de nuestras creencias y opiniones  individuales para ascender hacia valores y creencias compartidas.

La clave para utilizarla correctamente está en hacer preguntas para encontrar: las genuinas diferencias en nuestros modos de pensar, las similitudes y las formas de llegar a un entendimiento. Por ejemplo podemos preguntar:

“¿Qué datos subyacen a lo que estás diciendo?”.

“¿Estamos de acuerdo en los datos?”

“¿Estamos de acuerdo en lo que significan?”

“¿Me puedes aclarar tu razonamiento?”

“¿Cuándo has dicho……, querías decir ……..?”

Si alguien, por ejemplo, sugiere una línea de acción, el otro puede descender cuidadosamente por la escalera al preguntar:

“¿Por qué piensas que ………puede funcionar?”, “¿Qué es lo que hace que sea un buen plan?”

“¿Has considerado ……?”,

“¿Cómo puede afectar a …..?”, “¿Esto quiere decir que…..?”

“¿Puedes ponerme un ejemplo?”, “¿Qué te ha hecho pensar en esto?”

La escalera de inferencia, también, puede servirnos para ofrecer nuestras ideas a nuestro interlocutor para que las examine. Si estamos sugiriendo un plan de acción podemos preguntar:

“¿Observas algún punto débil en mi pensamiento?”

“¿En circunstancias diferentes esto se vería de manera distinta?”

“¿Son válidas mis presunciones e ideas?”

“¿He olvidado algo?”

La ventaja de este modelo es que no necesita de un entrenamiento previo. Se puede utilizar inmediatamente como una forma sencilla de intervenir en conversaciones que corren el riesgo de convertirse en argumentos.

g).- Sintetizar con frecuencia. El tener la capacidad de resumir una conversación es una de las habilidades más importantes que debemos desarrollar. Es importante porque:

1.- Permite definir nuestro objetivo y comprobar que lo hemos alcanzado.

2.- Ayuda a estructurar nuestro pensamiento, al recordar en qué situación estamos respecto a las dos etapas del pensamiento,  que vimos en la entrada anterior, y por dónde debemos continuar.

3.- Evita perder el tiempo, al acabar con las digresiones.

4.- Facilita encontrar un terreno común. Al resumir lo que la otra persona está diciendo con nuestras palabras estamos encontrando un modo de entrar en su territorio.

Al comienzo de una conversación podemos sintetizar nuestro principal objetivo. Al avanzar la misma ir resumiendo lo que pensamos que estamos alcanzando y verificar que nuestro interlocutor está de acuerdo. Al finalizar hacer una síntesis de lo logrado y de las acciones que ambas partes se comprometen a acometer.

Sintetizar no significa repetir lo que la otra persona acaba de decir. Implica reinterpretar sus ideas con nuestras palabras, por lo que debemos:

1.- Destacar los puntos específicos en los que han hecho hincapié.

2.- Reconocer la posición desde la que han hablado.

3.- Entender las creencias que sustentan su postura.

Reconocer lo que otra persona dice no quiere decir que estemos de acuerdo, sino que vamos a tener en cuenta lo que nos dicen.

No debemos olvidar que debemos acompañar nuestras palabras con el lenguaje no verbal adecuado que demuestren nuestro reconocimiento, apreciación y comprensión.

h).- Apoyarnos en elementos visuales. Aparentemente recordamos el 20% de lo que oímos y el 80% de lo que vemos. A pesar de eso muchas de nuestras conversaciones, especialmente en reuniones, carecen de este crucial elemento. Si la comunicación consiste en el proceso de mostrar nuestras ideas, nuestras conversaciones se beneficiarían si pudiésemos conseguir que los demás visualizasen nuestras ideas.

Evidentemente existen muchas formas de hacer nuestras ideas visibles en una conversación: gesticulamos o modelamos con nuestras manos o expresamos nuestros sentimientos con las contorsiones de nuestros músculos faciales, escribimos en pizarras, utilizamos metáforas, analogías,….

Fuente: http://clavesliderazgoresponsable.blogspot.com.ar/   Isabel Carrasco

Leer más: http://carloschurba.wikispaces.com/Crealogar

Espacios de Trabajo que fomentan la Creatividad y la Innovación

Espacios de Trabajo que fomentan la Creatividad y la Innovación

Cuando nos propusimos elegir un nuevo emplazamiento para nuestra oficina en Valladolid, investigamos en mayor profundidad sobre cómo afectan los espacios de trabajo al rendimiento de sus trabajadores.

Las distintas tipologías de oficinas tienen sus implicaciones en la relación entre los trabajadores, y la relación de la empresa con otras organizaciones. Además, en un entorno de trabajo destinado al proceso creativo, el espacio donde se desarrolla debe fomentar la colaboración y permitir un ambiente propicio para la creatividad y la innovación.

Oficinas Abiertas

Peopleware. Lo importante es cómo el espacio afecta a las personas.

Especialmente relacionado con los trabajadores del conocimiento, los espacios físicos donde desarrollan su actividad, tienen una gran influencia en el desarrollo de la creatividad y la innovación. El hábitat de las organizaciones influye en el comportamiento de sus trabajadores, y puede promover comportamientos relacionados con la creatividad, con la colaboración y la conexión entre personas y nuevas ideas.

En el libro Peopleware sobre Productive Projects and TeamsTom DeMarcoTimothy Lister, aportan varias ideas sugerentes sobre cómo afecta el espacio de trabajo a la creación de un equipo de proyecto altamente productivo.

El texto hace especial énfasis en los problemas que se derivan de la tipología más común de oficinas abiertas, y la influencia que tiene la falta de privacidad de los trabajadores en su productividad.

La práctica común en las organizaciones tiende al diseño de oficinas abiertas, ya sea por razones económicas, de espacio, o por la creencia de que al sentar a muchas personas en un mismo lugar se fomenta la colaboración.

Sin embargo, cada vez se ponen más en duda los beneficios de este tipo de espacios supuestamente colaborativos. Varios estudios indican que estos espacios no afectan positivamente en la creación de nuevas ideas, y muchos directores de proyectos piden que sus equipos vuelvan a pequeños espacios para disfrutar de mayor privacidad, silencio y concentración.

El principal problema de una oficina abierta es el ruido ambiente que dificulta la concentración. La falta de privacidad y la sensación de que todo el mundo puede ver constantemente qué haces y escuchar qué dices resta libertad y aumenta la sensación de inseguridad. Las constantes interrupciones, provocadas por conversaciones telefónicas cercanas, el ruido de los ordenadores, charlas entre los compañeros, etc,  afectan negativamente a la concentración de todo el personal.

El principal motivo por el que las empresas optan por este tipo de espacios abiertos es un problema económico. Una oficina abierta resulta bastante más barata que una dividida en espacios distintos. Cuando la razón para elegir un espacio abierto es la económica, suele enmascararse bajo la idea de una mal entendida flexibilidad de la organización de la empresa. La flexibilidad de una empresa no quiere decir que los edificios y sus paredes también lo tengan que ser.

Por otra parte, un espacio de trabajo homogéneo, indefinido y sin orientación, no posibilita un uso alternativo del espacio, y la interacción entre las personas.  El uso alternativo del espacio de trabajo, propicia  encuentros fortuitos, reuniones puntuales no programadas en las que se traspasan ideas e información.

Buscando la Creatividad y la Innovación

Efectivamente, en las empresas destinadas a la creatividad y el desarrollo de conocimiento, debemos compartir y promover ideas. Este proceso creativo se basa en el trabajo colaborativo de todo el equipo de proyecto, por lo que los espacios de trabajo deberían facilitar esta colaboración entre las personas. Sin embargo, para la mayoría de las personas, el proceso creativo es un acto en soledad.

“El intento más equivocado de una falsa colectivización es la pretensión actual de ver al grupo como un vehículo creativo… Las personas rara vez piensan en grupos. Hablan, intercambian información, deciden, llegan a acuerdos… Pero no piensan. No crean.”

William Whyte, en The Organization Man

La colaboración y la transmisión de ideas entre las personas suele producirse de forma fortuita y no planeada. Un espacio de trabajo bien diseñado puede favorecer estas conexiones y encuentros creativos. Las oficinas deben contener espacios diferenciados y separados del bullicio habitual donde se puedan desarrollar discusiones creativas. Estos refugios o nichos permitirán que una conversación casual pueda convertirse en una conversación productiva orientada a la creación.

Los nichos de Christopher Alexander

De nada sirve promover un encuentro entre compañeros de trabajo que no se pueda convertir en una conversación privada. La falta de privacidad para seguir una conversación casual puede frustrar el intercambio de ideas.  El exceso de ruido y tráfico en una zona puede impedir la conexión entre personas, estos autores citan el ejemplo de los nichos de Christopher Alexander con los que el arquitecto soluciona el problema en su estudio de patrones. Estos nichos, pequeños lugares que acaban con la homogeneidad de un espacio, dan a las personas la oportunidad de tener un poco deprivacidad. Estos pequeños espacios son fundamentales para la conexión entre individuos.

Otro tipo de espacios en donde se promueve la interacción entre compañeros de distintas unidades funcionales son aquellos espacios destinados a los recursos compartidos, como la máquina del café, la fotocopiadora, áreas de descanso, etc.

Los radiadores de Información

Las organizaciones con un alto grado de innovación disponen de espacios de trabajo en equipo  con espacios para mostrar el trabajo en progreso. Se producen actividades regulares donde cada equipo comparte lecciones aprendidas y comparten información relevante con el resto de la organización. Las salas donde se realizan las exposiciones suelen ser abiertas, acristaladas, y fomentan la participación de otros trabajadores fuera del equipo de proyecto.

Es difícil trabajar en un equipo sin un espacio dónde trabajar en conjunto. El equipo de trabajo de un proyecto, requiere de un espacio para discutir tranquilamente y trabajar en un objetivo común de intercambio constante. Por esto se recomienda tener espacios dedicados a los proyectos en vez de oficinas abiertas donde todos se amontonan.

Una característica de estos espacios debe ser la de contar con lugares visibles para exponer el trabajo en progreso, no solamente hacia el equipo de proyecto, como Scrum, sino también hacia el resto de la organización. La difusión y puesta en común del conocimiento y avances de un equipo de proyecto invita a la retroalimentación, y permiten que la gente se inspire del trabajo de otros.

Aparte de la cuestión económica que supone crear espacios de trabajo por proyecto, el principal escollo a esta solución, es que muchas organizaciones no están acostumbradas a trabajar por proyectos, y la única visión posible es la de una estructura por departamentos. “Esta planta es la de los ingenieros, aquella la de marketing,…y en el sótano tenemos a los informáticos”.

Nichos para reuniones

Oficinas donde no se puede trabajar entre las 9 y las 5.

En esa búsqueda del silencio y la concentración hay personas que se quedan a trabajar en casa porque en la oficina no pueden realizar tareas urgentes o que necesiten de un alto grado de concentración.

Tom DeMarco y Timothy Lister hicieron encuestas en las empresas donde impartieron formación y consultoría sobre equipos de proyectos, y recogieron las conclusiones en su libro Propleware.

La principal queja que recogían de la mayoría de empresas que disponían de espacios de trabajo abiertos era que en dichas oficinas no se podía llegar al nivel de concentración necesario para un trabajo intelectual.

En la oficina no te puedes concentrar durante el horario normal de trabajo, por lo que muchos trabajadores optan por llegar antes, o quedarse hasta tarde en la oficina, aprovechando las horas en las que están menos concurridas.

“Si un trabajo es urgente, me quedo en casa para hacerlo, o me voy a la biblioteca municipal. Cualquier sitio menos la propia oficina.”

Las preguntas de la encuesta sobre la calidad del espacio de trabajo eran del tipo:

  • ¿Qué tamaño tiene la oficina, y si es un espacio cerrado destinado exclusivamente a los miembros del equipo de Proyecto?
  • ¿Es un espacio de trabajo silencioso y tranquilo?
  • ¿Se puede mantener cierto grado de privacidad?
  • ¿Puedes silenciar tu teléfono?
  • ¿Se pueden desviar las llamadas de teléfono?
  • ¿La gente a menudo se interrumpen sin necesidad?

Los equipos más productivos y que mejores resultados obtenían en la calidad de su trabajo, según los estudios de Tom DeMarco,  trabajaban en espacios más silenciosos, manteniendo un mayor grado deprivacidad. Oficinas mayores donde las interrupciones eran consideradas como algo altamente negativo y se evitaban por parte de la organización.

Autor: Carlos J. Pampliega

Innovación. Fundamentos para un cambio de Paradigma.

Las reglas de la  gestión empresarial están en crisis pues fueron diseñadas para tiempos lentos y estables. El fenómeno que está provocando cambios más  profundos en la gestión empresarial es la asunción que la innovación es la principal prioridad y que para ser efectivo en Innovación la base es una nueva forma de gestión del talento.

“Innovar desde las personas” es un nuevo paradigma que requiere sobre todo que la cultura cambie “cómo se hacen las cosas” “quien decide”, “cómo se potencian los cambios” y “cómo se gestiona la acción y el error”. Y cambiar la Cultura es Gestionar conversaciones. La clave será conectar y conversar para producir inteligencia colectiva que genere un nuevo tipo de innovación.

Por ello RRHH debe asumir el rol de agente de cambio en el nuevo paradigma que le obligará a cambiar su foco pasar de de gestionar la Inteligencia /Talento Individual y procesos administrativos a gestionar la Inteligencia Colectiva y el Cambio.

Señalemos 10 claves sobre los que se fundamentará este cambio hacía el nuevo paradigma:

1- Todos tenemos talento, todos innovamos: somos intraemprendedores: No se trata de pensar que todos los colaboradores están igualmente preparados para innovar, sino que todos tienen la obligación de hacerlo. La inteligencia colectiva requiere del talento de todos, lo contrario es un enorme despilfarro, requiere del talento diverso, del estratégico, del práctico, del operativo,…

2- Innovar consiste en crear una arquitectura para conectar talento: A la organización jerárquico-funcional que tan buenos resultados ha dado la debemos flexibilizar, aplanar pero sobretodo la debemos solapar nuevas estructuras que permitan más conexiones. Estos nuevos espacios son las comunidades virtuales que deben favorecer las conexiones gracias a la tecnología.

3- Cambiar la Cultura: crear las reglas para Conversar: La cultura se construye, mantiene y cambia mediante aprendizaje organizativo basado en conversaciones. Pero conversar no es hablar de todo y todos a la vez. Los procesos de gestión son los nuevos protagonistas en los nuevos entornos pues deben marcar cómo hablamos, cómo conversamos y sobretodo como aprendemos-desaprendemos.

4- Los líderes son arquitectos de espacios y creadores de conversaciones: seleccionar que conversaciones, cuando, mediante qué procesos de gestión y quien las debe tener es la principal función del líder, un gestor de comunidades. Sin la transformación del liderazgo no hay transformación cultural, necesitamos nuevos líderes transformadores: seleccionarlos, promoverlos y desarrollarlos.

5- RRHH debe alinear promoción, desarrollo y retribución con cambio cultural: Las políticas de RRHH deben estar perfectamente alineadas con el cambio cultural. La promoción de nuevos líderes, la formación social/tradicional, el desarrollo en los nuevos paradigmas de gestión, los sistemas retributivos flexibles y dinámicos deben estar alineados con la nueva forma de gestión del talento.

6- Procesos de gestión del talento flexibles, sociales y virtuales: las políticas de contratación, vinculación y la definición de los propios puestos y carreras deberán ser cada vez más liquidas en entornos cada vez más inciertos y flexibles. Donde habrá una virtualización del entorno laboral con profesionales con nuevos valores que a su vez exigirán de más transparencia, espacios de libertad y autonomía.

7- Fomentar la Cultura del Hacer y de Proyecto: Las estrategias y los planes pierden importancia frente a la acción, planificar se convierte en “probar” y “experimentar. El foco de la organización se divide en los que siguen el ritmo de esta y en los que trabajan en proyectos que buscan cambiar la propia organización. Proyectos dinámicos que se expanden o mueren en función de sus resultados.

8- Interiorizar el Ciclo de la Innovación. Todos somos expertos en innovación. El ciclo de la innovación que consiste en buscar ideas fuera/dentro del espacio organizativo, crear, prototipar, tener fracaso/éxito y extender siempre teniendo el foco al cliente interno/externo debe ser interiorizado por toda la organización . Y la parte más clave de este ciclo: disminuir probabilidad de error y desdramatizar el fracaso.

9- Mide y Comunica dando importancia a emociones y símbolos. Explicar y volver a explicar los nuevos paradigmas desde una perspectiva top-down de forma intensa generando debate en toda la organización, clarificar objetivos de innovación y del cambio y medirlos son claves de éxito. Pero, las emociones que son el motor del cambio, es necesario reinterpretar símbolos y tradiciones.

10- La innovación requiere actuar rápido, de forma amplia y con ambición: la energía, la resistencia y dificultad requieren ambición y convicción, requieren llegar a todos los rincones organizativos e implicar a todas las personas. Busca poderosos aliados internos y externos donde los expertos de RRHH deben ser los principales agentes de cambio, apuesta alto y comienza ya.

Escrito por Virginio Gallardo

Fuente: http://humannova.org/index.php/es/articulos/liderazgo/382-innovar-desde-las-personas-10-fundamentos-de-un-cambio-paradigma

Nuevo libro de Carlos Churba. Edición digital ampliada

PORTADAFINALFinal1

Deseo agradecer a todos los que brindaron sus comentarios y votaron por el color de la portada del libro. Las opiniones han estado bastante divididas pero con mayoria por el color violeta. De cualquier manera ambos colores están presentes en las espirales.

El libro ya está a la venta en: http://lnkd.in/bcTKHVu

Seguiremos “crealogando” y apostando por concretar la Era de la Potenciación de la Creatividad Humana. Un fuerte abrazo!!! Carlos Churba

La innovación es el motor de la economía

Muchos son los que hablan de innovación, de cambiar el mundo con un clic y de hacer dinero en corto tiempo, cuando hace unos años, contados 20, 40 o 60, se necesitaba más que una sola idea y la bondad de la internet. Pocos son los que pueden hablar con propiedad de la era tecnológica y su revolución. De los cambios sociales y culturales que impactaron el mundo.
Uno de ellos es Bernardo Hernández, director mundial de productos emergentes de Google entre 2005 y 2013, y ahora, en una de las posiciones más sólidas de la estrategia global de las empresas digitales, lidera como vicepresidente de producto de Yahoo y CEO de Flickr, dos gigantes del negocio. Viene a Colombia, invitado por foros El Espectador, para contar por qué la industria lo considera el cerebro motor de la innovación. Estas son algunas de sus consideraciones.

La Era de la Potenciación de la Creatividad Humana

¿Ser innovador es lo mismo que ser emprendedor?
No. Ser emprendedor requiere además una capacidad de ponerle valor a la innovación tecnológica que hayas desarrollado para convertirla en un modelo de negocio sostenible. Todos los emprendedores necesitan alguna ventaja competitiva, por lo tanto, necesitan algún tipo de innovación. Así que no es una condición necesaria. Pero todos los innovadores necesitan ser emprendedores para poder poner en valor cualquier profesión.
En Colombia se critica el emprendimiento. La CAF reveló un estudio que dice que no es de alto impacto. ¿Cómo cambiar ese escenario?
He leído también algunos artículos con respecto a eso. Creo que no es cierto. Si se miran otros estudios se analiza que cuando aparece una idea lo suficientemente atractiva, una de esas nuevas empresas son altos generadores de empleo. Lo que pasa es que la mayoría de las nuevas empresas fracasan. Sólo un porcentaje muy pequeño acaba teniendo éxito y generando empleo. Pero muchas de ellas generan empleo. Pero pienso que ese análisis corresponde al conjunto completo de la economía y no al grupo del emprendimiento.
Hace tres décadas las empresas más importantes del mundo eran las petroleras. Hoy las mejor ranqueadas son las de tecnología. ¿Son entonces el soporte de la economía mundial en el presente y lo será en el futuro?
Sin ninguna duda. Eso pone de manifiesto cuáles serán los métodos elementales de la economía. Hace 30 o 40 años el mundo se movía por los hidrocarburos. Hoy lo que vemos es que el motor de las economías es la innovación y eso permite unos aumentos en productividad enormes, le permiten a la gente estar conectada de una manera más eficiente y el comercio puede ser más fluido e intenso. Las tecnologías, las empresas tecnológicas, se han convertido en la columna vertebral de las economías actuales.
Todo el mundo habla de la revolución tecnológica. ¿Cómo la define?
La renombro como la revolución digital. Cuando tuvimos la revolución industrial, pues esa en sí fue una revolución tecnológica. La que tenemos hoy, y somos parte, es la digital, es la capacidad de transformar la información para que sea procesada, transportada, presentada y consumida. Algo que no se había hecho nunca en la historia.
A Facebook lo critican porque se dice que dejó de ser innovador. Que no cautiva. ¿Cuál es su opinión de la considerada primera red social de impacto global?
Ellos supieron innovar de una manera radical hace tan sólo 8 años. No hay que perder esa perspectiva. Es un temprano horizonte. Subieron muy rápido. Y cuando tienes más de 1.000 millones de usuarios de probablemente toda la gente que debería estar en Facebook, de los 5.000 millones de personas que deberían estar conectadas a internet, pues tiene sentido que ellos tengan esa enorme porción. Todo el universo poblacional al que ellos querían tener acceso, pues ya lo tienen. Está estabilizando un crecimiento, están afrontando desafíos como la monetización, que es muy difícil en la sostenibilidad del negocio, y creo que vamos a ver cosas nuevas en Facebook. Lo bueno del entorno en el que se mueve la marca y el resto de sus competidoras similares es que el entorno es tremendamente creativo, hace 10 años ni Facebook, ni Twitter, ni Youtube existían, hoy son de las mayores empresas del mundo. Y en los próximos años vamos a ver la capacidad de creación de la nada, de fenómenos empresariales enormes con capacidad de convertirse en grandes multinacionales. Esa será la tónica dominante de la revolución digital.
Estas empresas han sido exitosas en muy poco tiempo. ¿Qué tan sostenibles son como negocio?
Tienes que saber crear un modelo sostenible. Hay gente que crea cosas de enorme valor para el consumidor, pero no logran crear ese modelo de negocio sostenible. Google lo sabe hacer perfectamente. Crea un motor de búsqueda con tremendo valor, pero también creó a la par el negocio de la publicidad muy efectivo con unos márgenes enormes y una cuota de mercado igual de grande. Es para mí la empresa de e-media más grande del mundo y lo ha sabido hacer y complementar. Ofrece para los usuarios y para los anunciantes. Es un modelo de negocio robusto y sostenible. Es el ejemplo perfecto de cómo debe desarrollarse este tipo de iniciativas. No es sólo pensar en el proyecto, es crear un modelo con valor.
En el mapa tecnológico, ¿en dónde queda Latinoamérica y Colombia?
Latinoamérica tiene tres cosas que la posicionan de una forma única en esta etapa de la revolución digital. Una es el talento. La gente tiene mucha motivación y se está exponiendo en el exterior para que tenga un buen intercambio tecnológico con el mundo. Dos, cuenta con estabilidad geopolítica. Han logrado desarrollar fundamentales sólidos para que disminuyera todo tipo de riesgo. Y la tercera es la relación adecuada que tienen con Estados Unidos y Europa, porque su comercio es más fluido. Si comparamos a esa región con otras emergentes de África o Asia, ustedes tienen mayor potencial, son más interesantes. Si lo saben aprovechar, podrán tener un catalizador de su propio crecimiento y el del triángulo con EE.UU. y Europa. Eso lo tiene Colombia, Chile y Brasil.
Háblenos de su actual posición, de su cargo como VP de Yahoo y CEO de Flickr. ¿Qué encontró y hacia dónde va?
El objetivo fundamental es crear productos suficientemente competitivos como para atraer un tráfico que pueda monetizarse y que se pueda convertir en un modelo de negocio sostenible. Yahoo y Flickr son exponentes extraordinarios que tuvieron éxito en el pasado y mi responsabilidad es que vuelvan a estar arriba. El mundo ha cambiado mucho en los últimos 10 años y entender qué es capaz de dar la tecnología al público de hoy es mi responsabilidad. Tengo mucha suerte de tener dos marcas que te crean una facilidad en cuanto al acceso a los usuarios, que de otra forma sería más difícil.
¿Cuál es el modelo de negocio de Yahoo?
El objetivo es ayudar a sus usuarios con lo que nosotros llamamos los hábitos diarios. El consumo de las noticias, el tiempo, el correo electrónico, el videoclip, esos hábitos en los que se invierte mucho tiempo, nuestra tarea es aglutinarlos en un único punto y hacerlo fácil para los usuarios a la hora del consumo. Eso es lo que hacemos hace 18 años y lo que Marissa Mayer está intentando recuperar aplicando la mejor tecnología que podamos construir para desarrollar productos competitivos que generen tráfico, el cual luego se monetiza con publicidad. Yahoo es un display enorme de anuncios porque atrapa la atención de cientos de millones de personas en todo el mundo, se convierte en un espacio atractivo para anunciantes que tienen avisos en sus campañas.
El negocio de los medios de comunicación cambió. Primero los impresos y luego llegó internet, que lo modificó todo. Parecía que estaba escrito y ahora la revolución es esa misma internet que se da por un vehículo: los teléfonos móviles. ¿Qué sigue? ¿Hacia dónde vamos? ¿Cuál es el futuro?
Aún les queda mucho camino a los teléfonos móviles. Ya se producen más de ellos que computadores de mesa. El tráfico de datos a través de móviles ya superó las líneas fijas. Es una realidad. Pero creo que no se ha encontrado cuál es el modelo ideal de los negocios en internet. Todas las empresas les siguen dedicando presupuestos mayores a los desarrollos móviles. Todavía tenemos que entender cuál es la manera en la que realmente podemos llegar a los usuarios a través de móviles y luego entender cómo esos distintos dispositivos se complementan entre ellos. El iPad tiene usos distintos al teléfono, y este al pc y ese al televisor. Complementar esos cuatro y los que puedan venir es el gran reto. Creo que esa revolución digital nos va a permitir mayor conexión. Pasamos muchas horas del día en el carro y ese debería esta también conectado. O la domótica para las casas. Los años que vienen serán para conectarnos.
¿Cómo fue ese salto del mundo de las finanzas al tecnológico? ¿Un banquero con ganas de emprender?
Siempre tuve ganas de emprender, mi gran habilidad era la de crear algo desde cero. Ese es uno de los enormes placeres que puede tener la vida. Y lo viví a los 29 años, cuando dejé mi trabajo en la banca. El catalizador de aquel cambió fue la revolución tecnológica del año 99, donde en todas partes se creaban empresas. La explosión. Aparecían cosas por todas partes. Me contagié. Dejé la carrera que había construido hasta aquel instante y me fui a emprender.
En Colombia la educación es costosa y la población con bajos ingresos es alta. ¿Cómo fomentar el emprendimiento en ese escenario?
El emprendimiento necesita, sobre todo, necesidad. Tanto por parte de lo usuarios potenciales como por parte del emprendedor. Uno de los mayores ejemplos es la gente que emprende porque no tiene cómo sobrevivir. La innovación y la creatividad tienen un caldo de cultivo en los entornos de carestía. Es necesario en un mundo tan global y competitivo estar preparado para todo. Pienso que si combinas esa enorme motivación de salir adelante con el talento que ya existe en países como Colombia, saldrán desarrollos importantes. Y no todo tiene que ser tan grande como Yahoo o Youtube, el tejido emprendedor puede tener muchas capas, dimensiones con éxito que ayuden en conjunto a la macroeconomía en general. El hecho de que la educación sea costoso en muchos casos no es un agravante sino un motivador.
ebohorquez@elespectador.com
@EdwinBohorquezA

Fuente: http://www.elespectador.com/noticias/economia/innovacion-el-motor-de-economia-articulo-458896

10 mitos sobre la creatividad

10 mitos sobre la creatividad

Existen muchas ideas acerca de la innovación y el pensamiento creativo que, en lugar de impulsarlos, los inhiben. ¡Derríbalas!

Por Martin Zwilling
10-25-2013

Muchas personas piensan que la creatividad surge por la inspiración divina, o por pura suerte o casualidad.

Existen muchos mitos populares que rodean la creatividad en los negocios, pero ninguno de ellos tiene evidencias científicas. Un nuevo estudio llamado “The Myths of Creativity” (Los mitos de la creatividad), conducido por David Burkus, ayuda a desmitificar qué está detrás de ciertas fuerzas y procesos que dirigen a la innovación. El estudio de Burkus soporta lo que siempre he creído: que con el entrenamiento adecuado, cualquier persona con sentido común puede desarrollar ideas, proyectos, procesos y programas novedosos, innovadores y creativos.

El primer paso es no limitar tu pensamiento. Eso significa no creer estos 10 mitos acerca del proceso creativo:

1. El mito Eureka. Las nuevas ideas a veces parecen aparecer de la nada; como si fueran un rayo de inspiración. Pero las investigaciones demuestran que en realidad son la culminación de trabajar previamente en un problema. En realidad, este pensamiento tuvo tiempo de incubarse en el subconsciente, antes de aparecer como innovaciones del estilo ¡Eureka!.


2. El mito de los genes. Muchas personas creen que la habilidad creativa es una cualidad que se hereda con los genes. Pero, de hecho, los estudios demuestran lo contrario: no existe tal predisposición genética. La gente que tiene confianza en sí misma y trabaja más duro en un problema es la que tiene mayor probabilidad de generar una solución creativa.


3. El mito de la originalidad. Hay un mito largo y tendido sobre la propiedad intelectual: que una idea creativa pertenece a la persona que la pensó primero. Pero la historia e investigación empírica demuestran evidencias de que las nuevas ideas generalmente son combinaciones de ideas antiguas y que compartirlas ayuda a impulsar más innovación.

4.  El mito del experto. Muchas empresas confían en un experto equipo de expertos para generar ideas creativas. Pero los estudios  muestran que los problemas más difíciles generalmente requieren la perspectiva de un externo o de alguien no limitado por el conocimiento sobre por qué algo no puede realizarse.

5. El mito del incentivo. El mito del experto seguido lleva a otro mito, que argumenta que conforme mayores sean los incentivos (de dinero u otros), mayor será la motivación y la productividad innovadora. Los incentivos pueden ayudar, pero normalmente hacen más daño que ayuda, debido a que las personas aprenden a ‘engañar’ al sistema.


6. El mito del creador solitario. Éste refleja nuestra tendencia de reescribir la historia para atribuir las invenciones y trabajos creativos a una sola persona, ignorando al equipo de soporte y a los esfuerzos de los colaboradores. La creatividad comúnmente es producto de un trabajo en equipo, y estudios recientes demuestran que los equipos creativos pueden ayudar a los líderes a crear y ejecutar ideas creativas.

7. El mito de la lluvia de ideas. Muchos consultores hoy predican el concepto de lluvia de ideas, o de discusiones grupales instantáneas para explorar cualquier posibilidad. Desafortunadamente, no hay evidencia de que simplemente “lanzar ideas” consistentemente produzca pensamientos innovadores.


8.  El mito cohesivo. Los creyentes de este mito quieren que todos se lleven y trabajen felizmente juntos para adoptar innovaciones. Por eso vemos muchas empresas en las que los empleados juegan futbolito y comen juntos. Pero algunas de las empresas más creativas han encontrado formas de estructurar el conflicto y los desacuerdos dentro de sus procesos para empujar los límites creativos de sus equipos.

9. El mito de lo ilimitado. Otra noción popular es que las limitaciones inhiben nuestra creatividad y que los resultados más innovadores surgen de personas que tienen recursos ilimitados. Los estudios demuestran que la creatividad ama los límites. Así que una recomendación sería aplicar límites intencionadamente para aumentar el potencial creativo de tus empleados.

10. El mito de la ratonera. Algunos falsamente creen que una vez que se tiene una nueva idea, el trabajo está hecho. Pero ésta no servirá de nada si no se ejecuta, comunica y se dirige a los consumidores correctos.


Y si éstos son mitos de la creatividad, ¿entonces cuáles son sus componentes reales? De acuerdo con Teresa Amabile, directora de investigación en Harvard, la creatividad generalmente está dirigida por cuatro componentes esenciales: dominar el expertise, tener una metodología de creatividad definida, contar con personas dispuestas a involucrarse y que la empresa acepte nuevas ideas. Cuando estos componentes se reúnen, ocurre la creatividad.

Si crees que el éxito de tu startup depende de tu creatividad y de ser más innovador que la competencia, entonces no sigas ciegamente estos mitos. En lugar, usa tu tiempo en entender y cultivar los componentes creativos en tu ambiente laboral.

Libro: El Ejercicio del Nuevo Liderazgo

Libro: El Ejercicio del Nuevo Liderazgo

Se ha publicado la 2da edición del libro de Rodolfo Salas: El Ejercicio del Nuevo Liderazgo. Editorial Osmar D. Buyatti.

En una realidad que puede ser caracterizada por la incertidumbre, las crisis y la velocidad del cambio, es oportuno estudiar, comprender e incorporar conocimientos sobre: qué es el liderazgo, los estilos apropiados para liderar y las barreras que un líder debe superar.

Para llevar adelante y con éxito los proyectos de cambio en una organización el líder debe disponer de visión, estrategia, inteligencia emocional y capacidad de ejecución. Según el autor los líderes, para lograr que una empresa sea exitosa,  deben generar equipos de trabajo con un alto nivel de compromiso.

El libro presenta un caso de estudio y una guía de trabajo como punto de partida para relacionar los contenidos sobre el liderazgo con su aplicación empresarial.

Por último coincido con Salas cuando en contestación a su pregunta ¿cómo puede un líder mejorar su desempeño? propone un equilibrio entre el trabajo y el tiempo libre, lo que me recuerda la sabiduría de “el justo medio” de Aristóteles.

Carlos Churba

@carloschurba