Archivo para la categoría ‘creaciones’

Etimología de la Creatividad

Etimología de la Creatividad

La palabra Creatividad deriva del latín “creare” que significa: engendrar, producir, crear. Está emparentada con la voz latina “crescere”: crecer.
En el Génesis del Antiguo Testamento aparece la siguiente frase: “Dios creó al cielo y la Tierra de la nada”. En este contexto, creación sería concebir desde la nada.
Por otra parte en el diccionario encontramos que crear “es producir algo que no existe”.
Si partimos del criterio que el hombre, para crear siempre parte de algo anterior, existente, para ser consecuente con la etimología deberíamos pensar que el creador por antonomasia sería Dios. Una reflexión: No se podría hablar de Creación divina sin un hombre que la nombre. ¿Sería aventurado afirmar que sin el hombre no hay posibilidad de Creatividad?.
Pienso que el ser humano cuando crea, recrea, es decir, combina de manera nueva y original materiales, ideas, símbolos, colores, formas, sonidos, movimientos, conformando de este modo productos y significados que antes no existían.
¿Cómo definir la creatividad?
Resulta para nosotros una verdadera paradoja definir lo indefinible: “la creatividad”.
La creatividad según distintos autores es indecible, impredecible e imprevisible.
Toda definición, sabemos, presenta ventajas e inconvenientes. Por un lado son necesarias para saber de que estamos hablando pero, por otro lado las definiciones cristalizan un concepto y esto que puede ser una dificultad en general en el caso de la creatividad es significativamente paradojal, ya que la creatividad es siempre lo nuevo, lo aun no conocido, lo por venir a la existencia.
La creatividad se vive, es entusiasmo, duda, desafío y coraje.
El hombre habita entre el cielo y la tierra y al crear participa de una aventura maravillosa, que trasciende el mundo de lo ya dado y configura transformando el universo que compartimos.
Ver más artículos y temas sobre Creatividad: www.carloschurba.com

El ‘Triunfo del amor’ Caravaggio

Contemplación de las imágenes

El ‘Triunfo del amor’ tiene una carnalidad táctil que antes de Caravaggio no había logrado y ni siquiera intentado nadie

ANTONIO MUÑOZ MOLINA

13 MAY 2016 – 16:03 CEST

El Triunfo del Amor

‘El amor victorioso’, de Caravaggio (1602).

Estaba en Berlín en un viaje atareado y muy corto y me encontré a media tarde con dos horas libres. Me dio la tentación de ir a ver el Triunfo del amor, de Caravaggio, que está en un museo de la ciudad, la Gemäldegalerie. Tomé un taxi y procuré no impacientarme midiendo los minutos rápidos que íbamos perdiendo en el tráfico. Acercarse por primera vez a un cuadro que uno ha estudiado mucho pero no ha visto nunca es una emoción llena de intriga. La proximidad y la búsqueda ya forman parte del hallazgo, le agregan la tensión de lo muy esperado, de lo aplazado. Mi primera sorpresa fue la quietud que reinaba en el museo. Los visitantes eran numerosos, pero no demasiados. En el vestíbulo no había ese alboroto entre de cafetería y centro comercial que lo asalta a uno nada más entrar a un museo americano. Al fondo de algunas salas había ventanales que daban a un jardín boscoso.

Cuando llegué a la sala donde según mi plano estaba el caravaggio, el sosiego del lugar ya me había apaciguado. Crucé un umbral y lo reconocí, al fondo, junto al marco de una puerta, contra un fondo que recuerdo rojizo, el niño adolescente con cara de provocación y de guasa, con una franca desnudez no edulcorada de idealismo clásico, el dios pagano con un descaro de ragazzo di vita, con una carnalidad táctil que antes de Caravaggio no había logrado y ni siquiera intentado nadie. Lo que desconcierta de Caravaggio es que reduce al mínimo la separación entre el personaje y el espectador. Me acordé de que el cardenal romano que compró la pintura la reservaba para el final del recorrido que hacían los visitantes por su colección, y que la tenía tapada por un lienzo verde. Al descorrerlo el efecto era mucho mayor.

Porque el tiempo que tenía era muy limitado procuraba aprovechar cada momento de observación, y era más consciente de algo en lo que no se suele reparar demasiado: la pintura existe en el espacio, pero sucede en el tiempo; el tiempo interior y concentrado de la representación y del proceso pictórico y el tiempo sucesivo de la mirada que la examina, del espectador que permanece inmóvil o se acerca o se aleja unos pasos de ella, que va advirtiendo cada vez más detalles, y que al ser consciente de ellos modifica la primera impresión. Contemplar un cuadro no es quedarse pasivamente ante él, sino ejercer una actividad intelectual y sensorial de primer orden, tan profunda y tan rica como la del lector que al recorrer los signos impresos sobre el papel o la pantalla lleva a cabo complejas operaciones neuronales que duran milisegundos, y que despiertan en su imaginación voces, presencias, mundos enteros.

Cuando yo estudiaba Historia del Arte, las explicaciones, casi todas marxistas o estructuralistas o psicoanalistas, eran tan petulantes que arrinconaban por completo a la obra

Pero ya tenía que irme. Había hecho el esfuerzo de no mirar ningún otro cuadro para que no se me fatigara la mirada y ahora se me acababa el tiempo. Igual que lo había ido viendo de lejos mientras me acercaba, ahora le daba la espalda pero volvía a mirarlo desde la entrada de la sala. Entre los miles de reproducciones fotográficas que existen de ese cuadro, las que están en el papel lujoso de los catálogos, o en las imágenes instantáneas de Internet, el Triunfo del amor que pintó Caravaggio solo existe en esa sala de un museo silencioso de Berlín; solo existió para mí durante el paréntesis de quietud entre un viaje en taxi y otro de vuelta hacia el hotel donde tenía una cita.

En un libro tan singular por la originalidad de la mirada como por la limpieza del estilo, Entre miradas, Germán Huici habla de Caravaggio y de ese minuto que dura como máximo la contemplación de sus tres cuadros sobre la historia de san Mateo en la capilla Contarelli, a un lado del altar mayor de la iglesia de San Luis de los Franceses en Roma. Hay una especie de cepillo eclesiástico tecnificado en el que se deposita un euro, y a continuación queda iluminada la capilla, una claridad muy fuerte que contrasta con la penumbra algo acuática en la que parecen sumergidos frescos barrocos y los decorados de escayola dorada. El centro de Roma está anegado de turistas, pero Huici anota no sin gratitud que en muchas de las iglesias donde se guardan pinturas valiosas no suele haber casi nadie. Se desliza el euro por la ranura y la maquinita hace un ruido de taxímetro antiguo. La brevedad del tiempo asignado nos incita a perseverar en la contemplación. Y también el hecho de que hemos tenido que buscar esta iglesia en el laberinto de Roma, y asegurarnos de que llegamos a ella en las horas caprichosas en que permanece abierta, y avanzar por la nave sombría hasta este lugar preciso, esta capilla que tiene algo de la hondura de una cueva prehistórica al fondo de la cual se encuentran pinturas sagradas.

Hace falta algo más que tiempo y sosiego para apreciar las imágenes de la pintura: también es necesario el respeto

“La obsesión exhibicionista de nuestra época elimina el goce de la mirada sometida a limitaciones”, escribe Huici.Su libro es una vindicación de la pintura, justo en una época en la que parece haberse vuelto irrelevante, al menos para los legisladores de las modas estéticas. La multiplicación exponencial de las imágenes industriales, su omnipresencia, su facilidad, su rapidez, nos han anestesiado contra los placeres demorados de un arte que exige lo más raro y lo más anacrónico de nuestro mundo presente, la contemplación y la lentitud. “Una imagen a menudo requiere mucho tiempo para desvelar todo su potencial expresivo, estético y narrativo (…) Algunos cuadros se mueven si les dedicamos el suficiente tiempo”, dice Huici, con toda la razón.

Pero hace falta algo más que tiempo y sosiego para apreciar las imágenes de la pintura: también es necesario el respeto, una cierta cautela hacia ellas, la cortesía o la humildad de no querer agotarlas con explicaciones inmediatas, hacerlas a un lado para instalar en su lugar, en vez de su silencio, la palabrería de las interpretaciones. Igual que no toleramos dilaciones en la accesibilidad a las imágenes, incluso al precio de trivializarlas, también nos impacienta que permanezcan zonas oscuras en ella, resquicios de hermetismo o de ambigüedad.

Cuando yo estudiaba Historia del Arte, las explicaciones, casi todas marxistas o estructuralistas o psicoanalistas, eran tan petulantes que arrinconaban por completo a la obra misma que parasitaban. Detenerse a mirar un cuadro con los ojos abiertos era una antigualla, un residuo de formalismo burgués. Lo que hace con un conocimiento certero y flexible Germán Huici es recobrar el gusto y el misterio de las imágenes de la pintura, en una serie de itinerarios que abarcan desde la cueva de Chauvet hasta los vídeos de Bill Viola, con liviandad de ensayista, con la hondura de quien conoce muy bien la materia de la que habla. No hay reivindicación valiosa del arte que no sea también una vindicación del mundo real: “Es lo tangible lo que salva nuestras vidas”, escribe Huici, con un saludable desapego hacia las abstracciones. Y quizás lo más seductor de las imágenes es que combinan la materialidad y el misterio: “Las imágenes han de ser misteriosas. Es importante no romper ese suspenso, ese suspense”

Del estar presente, del crear y tolerar la ansiedad

Del estar presente, del crear y tolerar la ansiedad

Cuando en la escuela la maestra pasaba lista debíamos decir “presente”.

¿Qué significado puede tener esta palabra?

¿Qué reflexiones podemos hacer sobre el estar presente?

Quizá expresamos al decir presente diversos estados de ánimo.

Diapositiva1

Por ejemplo podemos decir presente y estarlo solo físicamente pero, en realidad, nuestra psique estar ausente, debido tal vez a que esta este presente en otro tipo de espacio, el espacio psíquico.

Podemos, en cambio, decir presente y estarlo realmente, entregados en forma plena a lo que estamos haciendo, viviendo cada momento con auténtica presencia.

Es interesante señalar que a los regalos se los llama también presente.

¿Qué es lo que entregamos de nosotros, qué parte nuestra se hace presente al hacer un regalo?

Por otra parte en hebreo existe una palabra shekinah, para expresar otro tipo de presencia, en este caso: la presencia divina.

¿Cuál o cuales causas pueden impedir o dificultar la presencia plena en el momento presente?

Pensamos que una de ellas puede ser la ansiedad, impaciencia, de alcanzar un fin determinado, lo que puede impedirnos estar dedicados plenamente a las tareas parciales necesarias para alcanzar tal fin.

Es preciso disponer de la capacidad de postergar el momento del encuentro con el fin deseado y tener conciencia que el presente tiene su propia realización.

Si en cambio predomina la ansiedad impaciente, el acento de la atención se ubica en el futuro impidiendo de este modo disfrutar del presente.

Según Schachtel este traslado hacia el futuro, supone u oculta la esperanza mágica de satisfacer deseos más amplios e inconscientes.

Consideramos que esto puede ser uno de los bloqueos a la creatividad ya que esta requiere, para lograr una obra creadora, transitar un camino compuesto por distintas etapas.

Tolerar la ansiedad y la ambigüedad

Todo proceso creador se despliega en el tiempo, lo que necesariamente va a requerir de la persona creadora la tolerancia a la ansiedad y a la ambigüedad para poder concretar una obra creadora.

Diseño y Creatividad

Un cubo con sabor a hogar
Nombre: Mariangel Lopez.

Estancia, dormitorio, cocina y baño en sólo 6 metros cuadrados.
Estancia, dormitorio, cocina y baño en sólo 6 metros cuadrados.

Estancia, dormitorio, cocina y baño en sólo 6 metros cuadrados

Estudiantes de la Universidad Técnica de Munich diseñaron una mini vivienda que en sólo 6 metros cuadrados ofrece muchas de las comodidades de una gran mansión.

No sorprende que la genial idea haya sido desarrollada por estudiantes de la Universidad Técnica de Munich, una hermosa ciudad al sur de Alemania con ciertas desventajas, por ejemplo la escasez de vivienda pagable. El problema resulta tanto mayor para los jóvenes estudiantes. Pero aunque escasos de capital, han demostrado que les sobra el ingenio.

La idea del pequeño cubo vivienda resultó de una tarea propuesta por el arquitecto británico Richard Horden a sus estudiantes de la materia de Desarrollo de Productos y Arquitectura. Encargó a los estudiantes de la Universidad Técnica de Munich desarrollar una mini vivienda en cooperación con estudiantes de arquitectura del Instituto Tecnológico de Tokio, con los que mantuvieron contacto vía videoconferencia.

El resultado: un cubo compacto y elegante por fuera, y de gran comodidad por dentro.

Solución elegante y ecológica

Las paredes son de aluminio liso que le da al cubo un aura especial y una atmósfera de tranquilidad. Pero no sólo es bello a la vista, también resulta ecológico. El cubo no toca el suelo pues el concepto prevé perjudicar lo menos posible la naturaleza. Se encuentra sobre pedestales. Para Richard Horden una de las principales características de arquitectura exitosa es la luminosidad y la ligereza de los materiales.

El volumen del pequeño cubo es escaso, poco material y construído para reducir al máximo el consumo de electricidad. Como influye mínimamente en su entorno fomenta la relación de su inquilino con la naturaleza.

Incluso hay lugar para invitados
Cuatro ventanas de dimensiones distintas posibilitan la vista en todas direcciones. Están ubicadas de tal forma que resaltan la sensación de un domicilio con distintas habitaciones. Los muebles son en parte plegables. Así en el área de entrada se encuentra también el baño y en el área comedor, se trabaja y descansa, y además se duerme, pues se pueden levantar dos camas con lugar para cuatro personas

El pequeño cubo está equipado con técnica moderna: conexión de Internet, estéreo, televisión integrada de pantalla plana, enchufes bien situados y moderna cocina. Puesto que el cubo tiene sólo 2,6 metros de largo se le puede trasladar rápida y fácilmente.

¿Accesible para estudiantes?
El prototipo no resultó justamente barato. Costó medio millón de euros. Pero se prevé que su construcción en serie abarate el precio a sólo 25.000 euros por unidad habitacional.Estas se pueden combinar y crear asentamientos.

A partir del próximo semestre los universitarios lo pondrán a prueba. Algunos voluntarios vivirán durante un semestre entero en los pequeños contenedores que estarán situados en las cercanías de la universidad. Y si no mueren en el intento… estos cubos pronto podrían convertirse en parte del panorama arquitectónico de la ciudad.

Ø Relación con el Grafico Espiralado de la creatividad

Incógnita para resolver: El problema a resolver, (lo cual llevo a la creación de dicha casa) fue la falta de viviendas para habitar.

Sujeto creador: En este caso es un grupo creador el que lleva a cabo el proceso creador. Este grupo fue el de los estudiantes de la Universidad Técnica de Munich.

Proceso creador: Este grupo comienza el proceso en busca de un objeto aun no existente, desconocido; busca información ya sea en profesores, en otros estudiantes como por ejemplo los de arquitectura del Instituto Tecnológico de Tokio, en arquitectos, etc. Absorben toda aquella información que los conduzca a su producto deseado.

Producto: Después de investigar y recabar información llegan al producto deseado, el cual viene a resolver su problema. El producto es esta mini-casa, cubo compacto y elegante por fuera, y de gran comodidad por dentro.

Ambiente: Este proceso creador se desarrolló en un ambiente físico y social. En este caso al hablar de un ambiente físico podemos hablar de ambiente arquitectónico ya que es exactamente donde se llevó a cabo este proceso creador, cuando hablamos de ambiente arquitectónico no debemos dejar de lado las características que este ambiente requiere como ser: funciones, formas, dimensiones, iluminación, ventilación, acondicionamiento térmico y acústico, plástica, color y luz, textura, motivos, materiales, líneas, planos, volúmenes, espacio, equipamiento, muebles, artefactos, instalaciones, necesidades, protección, intimidad, vista, tranquilidad.
Con respecto a la tranquilidad, este grupo de estudiantes, diseñó las paredes de aluminio liso ya que le da al cubo un aura especial y una atmósfera de mayor tranquilidad. Si nos referimos a la vista se diseñaron cuatro ventanas la cual permiten que se pueda ver en todas la direcciones y además aumenta la luminosidad del espacio interior. Se puede ver tambien que para el diseño de esta mini-casa se ha propuesto utilizar pocos materiales y muchos de ellos plegables para hacer los ambientes más ligeros y espaciosos. Las dimensiones de este cubo son pequeñas lo que hace que sea fácilmente trasladables, además de que se puedan agrupar y así formar asentamientos.
Esta mini-casa esta equipada con todos los artefactos necesarios además de conexión de Internet, estéreo, televisión integrada de pantalla plana, enchufes bien situados y una cocina muy moderna.
Como dijimos anteriormente este proceso creador también se lleva a cabo en un ambiente social, (vemos como es su influencia en la estimulación de la creatividad), del cual no podemos saber mucho, no sabemos si fue un ambiente de respeto a la idea y tiempos de cada uno de los participantes, si se plantearon muchas o pocas ideas, si a los participantes de este proyecto se los motivó o reprimió con respecto a sus ideas. Pero si podemos saber que se ha establecido un intercambio de conocimientos entre grupos de estudiantes, entre estudiantes y profesores y se han utilizado mecanismos para facilitar esta tarea.

Sujeto creador: Hasta aquí se ha cumplido un ciclo. En el cual retornamos nuevamente al grupo creador, este grupo (estudiantes) ya no es el mismo grupo del de partida ya que este producto creado (mini-casa), recrea a su vez a este grupo, lo transforma, lo enriquece, etc. Este grupo ya esta listo para iniciar con otro proceso creador, desde un punto de partida diferente al que inicio con este proceso creador.

Ø Etapas del proceso creador

1- Incógnita para resolver: Existe un problema, en este caso es la escasez de vivienda pagable.

2- Información: Estos estudiantes han necesitado contactarse con gente especializada en el tema, recoger información, etc.

3- Incubación: Todo el material es sometido a un procesamiento inconsciente. Para poder hacerse consciente, los contenidos inconscientes deben transformarse.

4- Iluminación: Es el momento en el que a estos jóvenes les emergió la idea y les dio la posible solución al problema.

5- Evaluación: Una vez que tuvieron la idea debieron valorarla. Cada disciplina está enmarcada por condiciones que toda nueva idea debe cumplir. Estos estudiantes debieron tener en cuenta que este nuevo producto cumpla con factores como la estabilidad, el clima, el paisaje, la superficie de terreno disponible, las necesidades, la posibilidad económica, los materiales, la tecnología, etc.

6- Elaboración: Consiste en plasmar la idea. Es decir en realizar esta mini-casa

7- Estrategias de Realización: Se buscan aliados para la aprobación y apoyo de la idea por ejemplo, empresarios que financien la construcción de estas mini-casa o como por ejemplo voluntarios que vivirán durante un semestre entero en los pequeños contenedores para saber si realmente este proyecto funciona.
Estrategias de Verificación: La verificación consiste en hacer feedback es decir que estos estudiantes debieron volver hacia atrás y repasar cada paso y decisión tomada.

Ø Además este grupo de estudiantes sentaron las bases, plantearon el concepto, idea para que de aquí en mas se pueda seguir creando desde este nuevo lugar, ya que desde ahora en un futuro no nos tiene que extrañar encontrar este nuevo tipo de viviendas, ya que aportan la solución a múltiples problemas habitacionales, problemas de espacio, etc. Es por esto que podemos decir que lo creado no se puede descrear, ya que se podrá eliminar o destruir este cubo-vivienda, pero la idea de una casa en miniatura, funcional de rápido armado y traslado va a quedar en la ¨cabeza¨ de estos futuros arquitectos.

Ø Podemos preguntarnos si esta creación, hecha por los estudiantes la Universidad Técnica de Munich de la materia de Desarrollo de Productos y Arquitectura, ¿es realmente creativa?

Para dicha valoración existen criterios de valoración:

Criterio Diferencial: Discrimina un producto según sea su creatividad: individual o sociocultural. Esta ha sido una creatividad a nivel sociocultural, lo cual no quita que pueda llegara serlo individual, ya que de ahora en más una persona puede crear esta mini-casa y para ella ser nuevo, original y novedoso, por mas que ya este creado a nivel sociocultural debido a que esta persona no sabia de que dicha casa ya era conocida. Ella en su nivel individual logró una obra creadora.

Criterio Tipológico: Se distingue al producto creativo en dos niveles uno superior y otro inferior. El nivel superior se basa cuando se crea un nuevo complejo semántico es decir la creación de la mini-casa, y el nivel inferior se refiere a la modificación de ese complejo semántico es decir todas las nuevas modificaciones que se le van a hacer de ahora en adelante a esta mini-casa, ya sea para hacerla mas cómoda aun, más pequeña por que no, con nuevos ¨adornos”, etc.

Criterio Pragmático: Para que una obra o producto sea considerada como respuesta adecuada además de ser nuevo y original, debe ser útil y beneficioso. Con esta mini-casa dichos problemas están solucionados ya que es novedoso y original por demás y también es beneficioso ya que se solucionan problemas de espacio, al poder agruparlas se podrán crear asentamientos, se podrán hacer viviendas sociales es decir para gente carenciada , etc.

Criterio Prospectivo: consiste en trasladarnos al futuro por medio de la imaginación y una vez allí valorar el producto en cuestión. Me parece que este nuevo producto, como dije anteriormente, va a solucionar muchos problemas en el futuro, ya que la población va creciendo en gran medida lo cual hará que no haya mucho espacio disponible para la habitabilidad, además se están registrando muchas catástrofes climáticas lo cual ocasiona perdidas de vidas humanas que por conservar sus casas se quedan en los lugares peligrosos con este nuevo tipo de vivienda este problema estará solucionado ya que son de fácil traslado y armado.

Bibliografía e imágenes

http://www.dw-world.de/dw/article/0,2144,1685318,00.html

Churba, Carlos A. (2007) “La Creatividad” Un enfoque dinamizador de las personas y las organizaciones. Editorial Dunken. 7ma. Edición. Buenos Aires

La Creatividad como Juegos de Encuentro

La Creatividad como Juegos de Encuentro
“La aventura, la fantasía, el deseo, el sexo pero sobre todo: el amor, el alma, la sincronicidad y la capacidad de soñar, son como los juegos de encastre, muchas y variadas piezas que en su entreverar, casi siempre, generan un acontecimiento diferente, nuevo, quizá asombroso. Es vida que fluye”. @carloschurba

Un ejemplo del crealogar

CONVERTIR UNA IDEA ORIGINAL DE OTRO EN UNA IDEA ORIGINAL PROPIA

En el ámbito de la literatura, la música, la publicidad, el cine o la televisión (por dar algunos ejemplos) siempre se está buscando una idea original que poder vender, o con la que poder vender algo.

Un escritor busca una historia impactante que contar; pero también la buscan las productoras de cine y televisión. Incluso en un anuncio de menos de un minuto podemos contar esa historia novedosa que enganche.

En los tiempos que corren, donde parece que ya todo está inventado, resulta cada vez más difícil encontrar algo que no se haya dicho antes. Entonces, ¿qué podemos hacer?

Dicen que la realidad siempre supera la ficción (y razón no les falta a los que pregonan esto); por lo que buscar inspiración en el día a día puede dar resultados muy productivos. ¿Es esto suficiente? ¿Sacaremos una mejor idea de la realidad que de nuestra imaginación? Como buena gallega os diré que depende: hay literatura de ficción buenísima y malísima; y hay literatura realista que podemos separar en los mismos bloques. Por ende, un libro de ficción bueno es mejor que un libro malo que nos cuente algo real, y viceversa.

Pero también hay otra forma de buscar a esa dama esquiva que es la inspiración y por eso hoy quiero ir un paso más allá y preguntaros lo siguiente: ¿Es mejor la idea original o la reinterpretación de la misma? Podéis pensar si queréis que sólo por el hecho de que una idea original sea rompedora nunca va a poder ser superada por una versión de la misma, pero yo creo que esto no es así y puedo ilustrar mi opinión con un ejemplo:

Según el blog Las lecturas de Mr. Davidmore, se vendieron en Reino Unido unos 25 millones de ejemplares del libro 1984, de George Orwell, en los últimos 65 años, es decir: desde 1949 (fecha de publicación de la novela) hasta 2014 (año de publicación del citado post).

La última edición de Gran Hermano en España tuvo una media aproximada (según laWikipedia) de 2,5 millones de espectadores. Imaginaos que cada edición tuviera esa media de consumo, y asumamos que esa es la gente que «compra» ese producto que es el programa, y establezcamos un año de programa como una unidad de compra. En los 14 años que nuestro país lleva emitiendo Gran Hermano se habrían vendido, aproximadamente, unos 17 millones. Imaginaos ahora la cantidad que alcanzaría si su supervivencia llegase a igualar los 65 años que lleva el libro a la venta.

Bien es cierto que no podemos comparar el tocino con la velocidad y que un libro no puede equipararse a un programa de televisión que cambia cada año pero, salvando las distancias, hay que reconocerle a John de Mol, creador de este formato para televisión, que ha dado en el clavo.

¿A qué viene enlazar el citado libro con ese programa en concreto? Por si no lo sabéis, os diré que, para crear Gran Hermano, este productor se inspiró, entre otras cosas, en el libro 1984, de George Orwell. En esta novela de temática distópica el Gobierno controla todos los movimientos de los ciudadanos en todas partes a través de cámaras que vigilan incluso el sueño. Orwell nos hace plantearnos qué pasaría si viviésemos sometidos bajo el yugo de un gobierno totalitario que nos controlase en todo momento. A través de la lectura de 1984 nos vamos adentrando en un mundo donde no queda espacio ni para tener pensamientos íntimos; donde parece que ni se pueden tener sentimientos.

Como podéis apreciar, de la transformación de esta idea y adaptándola al S.XXI nace Gran Hermano. ¿Qué pasaría si esas cámaras controlaran todo lo que hacen las personas, pero no a todo el mundo, sino a un número concreto y en un espacio limitado? Y ¿qué pasaría si vendemos eso a la televisión? Supongo que esto es lo que se preguntó el conocido productor en su momento y, 14 años después, seguimos viendo en nuestras pantallas la respuesta: un formato revolucionario que puede no gustar a todo el mundo pero que es un éxito de ventas.

Y ahora, ¿qué me decís? ¿Puede ser la reinterpretación de una idea original mejor, o más rentable, que la idea en sí? Ya lo creo que sí.

Como dijo Jack London: «No se puede esperar a la inspiración, hay que ir a buscarla».

CRIS MANDARICA

Ver crealogar: http://carloschurba.wikispaces.com/Crealogar


Tres creadores y sus obras. El proceso creativo lateral y lógico

El proceso creativo lateral y lógico

Publicado por 

El proceso creativo que lleva al ser humano a realizar proyectos diferenciadores en los que queda la impronta personal de cada uno, es un proceso que puede ser complejo dentro de cada persona, que nunca ha salido ni saldrá, o puede ser un proceso de lo más fácil que fluye por una persona de una forma constante, o simplemente se adquiere con trabajo y metodología. Cuando uno sabe lo que quiere, pero no sabe cómo conseguirlo, tiene un problema cuya solución requiere de lo que el escritor ensayista Edward De Bono llama “pensamiento lateral”, este es un pensamiento creativo que en el fondo es una manera diferente de usar el cerebro sin utilizar la lógica. Esto puede sonar algo raro, porque el pensamiento humano se caracteriza por emplear la lógica que es unidireccional, sigue el camino que ella misma se traza; el pensamiento lateral cuenta con infinitas maneras de llegar a una solución, porque llega a ella por caminos distintos a los del pensamiento lógico. Pero un pensamiento no puede convivir sin el otro ya que el pensamiento lateral es creativo y sirve para crear las ideas, mientras que el lógico sirve para desarrollarlas.

Todo esto lo podemos ver y poner en común en la Fundación Telefónica de Madrid ya que todavía se pueden ver las exposiciones de Paco Roca. Dibujante ambulante, Nikola Tesla. Suyo es el futuro y Ferrán Adriá.Auditando el proceso creativo. Tres personajes que no tienen nada que ver entre ellos, pero que tienen en común la creatividad, cómo llegan a ella y cómo la desarrollan en sus obras.

La exposición Paco Roca. Dibujante ambulante (20 de noviembre al 15 de febrero de 2015) es un recorrido que invita a comprender el trabajo creativo del dibujante, Premio Nacional del Cómic 2008, desde 1995 hasta la actualidad. Entre las novedades, se exponen algunos de los bocetos y originales de sus últimas obras: “Surcos del Azar” y “Andanzas de un hombre en pijama publicadas” por Astiberri. En total, pueden verse más de 200 piezas, desde bocetos, dibujos, apuntes, álbumes y audiovisuales, entre las que destaca uno de los dos Goya que obtuvo por la película “Arrugas”, la obra más conocida del autor, de la que se han vendido más de 60.000 ejemplares y ha sido traducida a ocho idiomas. La muestra permite entender el proceso creativo de Roca, maestro en el género del cómic, y refleja desde la generación de una idea hasta su plasmación en el soporte final. De este modo, la exposición penetra en las entrañas de su trabajo y nos muestra desde sus herramientas de trabajo hasta la técnica usada para dar vida a sus ideas en forma de dibujo. Él mismo la define así: “No se trata de una retrospectiva, ya que se han quedado muchas cosas fuera, pero si es una muestra de los caminos en los que me encuentro a gusto narrando: el cómic, la ilustración y los cuadernos de viaje”. El visitante podrá conocer el proceso de creación e ilustración de este personaje, con el que Roca se identifica y que constituye un símbolo de libertad, un cuarentón que por fin ha conseguido su sueño: quedarse en casa todo el día en pijama. Además, se podrá ver una muestra de sus trabajos desde 1995 hasta la aparición de su última novela gráfica “Los surcos del azar” (Astiberri), a finales de 2013, y contemplar bocetos, apuntes, publicaciones e ilustraciones de obras tan emblemáticas y conocidas como El invierno del dibujante”, “Las calles de arena” o “El Faro” (todas en Astiberri).

Otra persona que se diferencia por su creatividad y que está influyendo en varias generaciones actuales es Ferrán Adriá. Todo empieza con la frase “La creatividad es no copiar”. Para entender este termino hay que remontarse a 1987, cuando durante un stage culinario de Adrià en la Costa azul francesa, el gran chef francés, Jacques Maximin, afirma que “la creatividad es no copiar”. Esta frase fue el inicio del cambio revolucionario en la cocina de elBulli, Adrià dejó atrás los recetarios e inició su propia andadura, que cambió la manera de entender y degustar la cocina. Desde entonces, Adrià empezó a cuestionarse los límites establecidos. ¿Por qué un helado no puede ser caliente? ¿Quién dice que no pueden mezclarse dulce y salado? De aquí, la imagen que se ha elegido para representar esta exposición, un dibujo hecho por él mismo con la transcripción a mano de la palabra WHY? Durante 25 años, de 1987 a 2011, el equipo del restaurante de Cala Montjoi trabajó incansablemente con el fin de evolucionar el lenguaje de la cocina y encontrar un estilo propio, siempre con la exigencia de ser lo más disruptivos posible. ElBulli creó una partida dedicada exclusivamente a la creatividad. Estaba la partida de la carne, el pescado, los entrantes, los postres y … la creatividad. Con el cierre de elBulli en 2011, esta tarea continuó a través de el Bullifoundation, Adrià y su equipo se han dedicado a investigar y continuar experimentando sobre su propia disciplina. Han sistematizado una “fórmula de la creatividad”, tomando elBulli como ejemplo, que aspira a que sirva de modelo para otras disciplinas y de autoanálisis para encontrar el método de cada uno. Aseguran que no se trata de un modelo único, pero sí de un modelo válido para quien quiera mejorar el rendimiento y la eficacia de su empresa, negocio u oficio.

Ferran Adrià. Auditando el proceso creativo (29 de octubre 2014 al 8 de marzo 2015) es el primer resultado surgido del trabajo de elBulliDNA, un equipo multidisciplinar de una decena de personas que, desde la sede en elBulliLab, en Barcelona, está estudiando y decodificando el proceso creativo, y que dialogará con elBulli1846 en Cala Montjoi. La exposición más completa jamás producida en torno a la obra del cocinero catalán. Un auténtico mapa de toda una vida dedicada a la creación. Esta creación que podría a atreverme a calificarla de lateralidad, ya que emplea múltiples caminos para llegar a una solución creativa.

Y para terminar y el más importante, sin quitar mérito a los anteriores, esNikola Tesla. Suyo es el futuro (3 de noviembre de 2014 al 15 de febrero de 2015) que gracias a el podemos disfrutar del mundo en el que vivimos ahora con sus avances. El inventor norteamericano de origen serbio es una figura fundamental de la historia del progreso. Podemos afirmar que sus descubrimientos, inventos, aportaciones y vaticinios permitieron el desarrollo de la civilización eléctrica en la que todavía vivimos. Tesla concibió la corriente alterna y la radio, también fue pionero en tecnologías visionarias para su época como la robótica, los aviones de despegue vertical, las armas teledirigidas, las lámparas de bajo consumo, las energías alternativas o la transmisión inalámbrica de electricidad… Y sin embargo, tras caer en desgracia en los albores del siglo XX, murió y residió en el olvido hasta los albores de nuestro siglo XXI.

Resulta incomprensible, dada la enorme trascendencia de su trabajo, comparable a la de sus rivales Thomas A. EdisonGuglielmo Marconi, ambos por cierto aficionados a husmear en sus patentes. Tesla, epítome del genio romántico, obsesionado con su trabajo y poco dado a los asuntos mundanos, tuvo mala suerte en los negocios y perdió el mérito histórico de sus contribuciones a favor de otros inventores más hábiles comercialmente hablando. A la postre, el nuevo capitalismo surgido de la Segunda Revolución Industrial desconfió de aquél que no se había hecho rico con sus inventos y lo relegó a la soledad de una habitación del hotel New Yorker. Allí murió Tesla, que había pasado de ser un atractivo y brillante científico europeo a un viejo que daba de comer a las palomas y mascullaba locas ideas sobre un futuro inalámbrico.En este caso vemos cómo se ha desarrollado la idea, una idea que está totalmente ejecutada.

Por todo esto el proceso creativo lo podemos aplicar al día a día de nuestras vidas, ya sea empleando la lógica o la lateralidad para desarrollar y pensar nuestras ideas.

Fuente: http://abcblogs.abc.es/fahrenheit-451/2015/01/27/el-proceso-creativo-lateral-y-logico/

EDWARD DE BONO “EL PENSAMIENTO LATERAL” EDITORIAL PAIDÓS.

Espacios de Trabajo que fomentan la Creatividad y la Innovación

Espacios de Trabajo que fomentan la Creatividad y la Innovación

Cuando nos propusimos elegir un nuevo emplazamiento para nuestra oficina en Valladolid, investigamos en mayor profundidad sobre cómo afectan los espacios de trabajo al rendimiento de sus trabajadores.

Las distintas tipologías de oficinas tienen sus implicaciones en la relación entre los trabajadores, y la relación de la empresa con otras organizaciones. Además, en un entorno de trabajo destinado al proceso creativo, el espacio donde se desarrolla debe fomentar la colaboración y permitir un ambiente propicio para la creatividad y la innovación.

Oficinas Abiertas

Peopleware. Lo importante es cómo el espacio afecta a las personas.

Especialmente relacionado con los trabajadores del conocimiento, los espacios físicos donde desarrollan su actividad, tienen una gran influencia en el desarrollo de la creatividad y la innovación. El hábitat de las organizaciones influye en el comportamiento de sus trabajadores, y puede promover comportamientos relacionados con la creatividad, con la colaboración y la conexión entre personas y nuevas ideas.

En el libro Peopleware sobre Productive Projects and TeamsTom DeMarcoTimothy Lister, aportan varias ideas sugerentes sobre cómo afecta el espacio de trabajo a la creación de un equipo de proyecto altamente productivo.

El texto hace especial énfasis en los problemas que se derivan de la tipología más común de oficinas abiertas, y la influencia que tiene la falta de privacidad de los trabajadores en su productividad.

La práctica común en las organizaciones tiende al diseño de oficinas abiertas, ya sea por razones económicas, de espacio, o por la creencia de que al sentar a muchas personas en un mismo lugar se fomenta la colaboración.

Sin embargo, cada vez se ponen más en duda los beneficios de este tipo de espacios supuestamente colaborativos. Varios estudios indican que estos espacios no afectan positivamente en la creación de nuevas ideas, y muchos directores de proyectos piden que sus equipos vuelvan a pequeños espacios para disfrutar de mayor privacidad, silencio y concentración.

El principal problema de una oficina abierta es el ruido ambiente que dificulta la concentración. La falta de privacidad y la sensación de que todo el mundo puede ver constantemente qué haces y escuchar qué dices resta libertad y aumenta la sensación de inseguridad. Las constantes interrupciones, provocadas por conversaciones telefónicas cercanas, el ruido de los ordenadores, charlas entre los compañeros, etc,  afectan negativamente a la concentración de todo el personal.

El principal motivo por el que las empresas optan por este tipo de espacios abiertos es un problema económico. Una oficina abierta resulta bastante más barata que una dividida en espacios distintos. Cuando la razón para elegir un espacio abierto es la económica, suele enmascararse bajo la idea de una mal entendida flexibilidad de la organización de la empresa. La flexibilidad de una empresa no quiere decir que los edificios y sus paredes también lo tengan que ser.

Por otra parte, un espacio de trabajo homogéneo, indefinido y sin orientación, no posibilita un uso alternativo del espacio, y la interacción entre las personas.  El uso alternativo del espacio de trabajo, propicia  encuentros fortuitos, reuniones puntuales no programadas en las que se traspasan ideas e información.

Buscando la Creatividad y la Innovación

Efectivamente, en las empresas destinadas a la creatividad y el desarrollo de conocimiento, debemos compartir y promover ideas. Este proceso creativo se basa en el trabajo colaborativo de todo el equipo de proyecto, por lo que los espacios de trabajo deberían facilitar esta colaboración entre las personas. Sin embargo, para la mayoría de las personas, el proceso creativo es un acto en soledad.

“El intento más equivocado de una falsa colectivización es la pretensión actual de ver al grupo como un vehículo creativo… Las personas rara vez piensan en grupos. Hablan, intercambian información, deciden, llegan a acuerdos… Pero no piensan. No crean.”

William Whyte, en The Organization Man

La colaboración y la transmisión de ideas entre las personas suele producirse de forma fortuita y no planeada. Un espacio de trabajo bien diseñado puede favorecer estas conexiones y encuentros creativos. Las oficinas deben contener espacios diferenciados y separados del bullicio habitual donde se puedan desarrollar discusiones creativas. Estos refugios o nichos permitirán que una conversación casual pueda convertirse en una conversación productiva orientada a la creación.

Los nichos de Christopher Alexander

De nada sirve promover un encuentro entre compañeros de trabajo que no se pueda convertir en una conversación privada. La falta de privacidad para seguir una conversación casual puede frustrar el intercambio de ideas.  El exceso de ruido y tráfico en una zona puede impedir la conexión entre personas, estos autores citan el ejemplo de los nichos de Christopher Alexander con los que el arquitecto soluciona el problema en su estudio de patrones. Estos nichos, pequeños lugares que acaban con la homogeneidad de un espacio, dan a las personas la oportunidad de tener un poco deprivacidad. Estos pequeños espacios son fundamentales para la conexión entre individuos.

Otro tipo de espacios en donde se promueve la interacción entre compañeros de distintas unidades funcionales son aquellos espacios destinados a los recursos compartidos, como la máquina del café, la fotocopiadora, áreas de descanso, etc.

Los radiadores de Información

Las organizaciones con un alto grado de innovación disponen de espacios de trabajo en equipo  con espacios para mostrar el trabajo en progreso. Se producen actividades regulares donde cada equipo comparte lecciones aprendidas y comparten información relevante con el resto de la organización. Las salas donde se realizan las exposiciones suelen ser abiertas, acristaladas, y fomentan la participación de otros trabajadores fuera del equipo de proyecto.

Es difícil trabajar en un equipo sin un espacio dónde trabajar en conjunto. El equipo de trabajo de un proyecto, requiere de un espacio para discutir tranquilamente y trabajar en un objetivo común de intercambio constante. Por esto se recomienda tener espacios dedicados a los proyectos en vez de oficinas abiertas donde todos se amontonan.

Una característica de estos espacios debe ser la de contar con lugares visibles para exponer el trabajo en progreso, no solamente hacia el equipo de proyecto, como Scrum, sino también hacia el resto de la organización. La difusión y puesta en común del conocimiento y avances de un equipo de proyecto invita a la retroalimentación, y permiten que la gente se inspire del trabajo de otros.

Aparte de la cuestión económica que supone crear espacios de trabajo por proyecto, el principal escollo a esta solución, es que muchas organizaciones no están acostumbradas a trabajar por proyectos, y la única visión posible es la de una estructura por departamentos. “Esta planta es la de los ingenieros, aquella la de marketing,…y en el sótano tenemos a los informáticos”.

Nichos para reuniones

Oficinas donde no se puede trabajar entre las 9 y las 5.

En esa búsqueda del silencio y la concentración hay personas que se quedan a trabajar en casa porque en la oficina no pueden realizar tareas urgentes o que necesiten de un alto grado de concentración.

Tom DeMarco y Timothy Lister hicieron encuestas en las empresas donde impartieron formación y consultoría sobre equipos de proyectos, y recogieron las conclusiones en su libro Propleware.

La principal queja que recogían de la mayoría de empresas que disponían de espacios de trabajo abiertos era que en dichas oficinas no se podía llegar al nivel de concentración necesario para un trabajo intelectual.

En la oficina no te puedes concentrar durante el horario normal de trabajo, por lo que muchos trabajadores optan por llegar antes, o quedarse hasta tarde en la oficina, aprovechando las horas en las que están menos concurridas.

“Si un trabajo es urgente, me quedo en casa para hacerlo, o me voy a la biblioteca municipal. Cualquier sitio menos la propia oficina.”

Las preguntas de la encuesta sobre la calidad del espacio de trabajo eran del tipo:

  • ¿Qué tamaño tiene la oficina, y si es un espacio cerrado destinado exclusivamente a los miembros del equipo de Proyecto?
  • ¿Es un espacio de trabajo silencioso y tranquilo?
  • ¿Se puede mantener cierto grado de privacidad?
  • ¿Puedes silenciar tu teléfono?
  • ¿Se pueden desviar las llamadas de teléfono?
  • ¿La gente a menudo se interrumpen sin necesidad?

Los equipos más productivos y que mejores resultados obtenían en la calidad de su trabajo, según los estudios de Tom DeMarco,  trabajaban en espacios más silenciosos, manteniendo un mayor grado deprivacidad. Oficinas mayores donde las interrupciones eran consideradas como algo altamente negativo y se evitaban por parte de la organización.

Autor: Carlos J. Pampliega

Nuevo libro de Carlos Churba. Edición digital ampliada

PORTADAFINALFinal1

Deseo agradecer a todos los que brindaron sus comentarios y votaron por el color de la portada del libro. Las opiniones han estado bastante divididas pero con mayoria por el color violeta. De cualquier manera ambos colores están presentes en las espirales.

El libro ya está a la venta en: http://lnkd.in/bcTKHVu

Seguiremos “crealogando” y apostando por concretar la Era de la Potenciación de la Creatividad Humana. Un fuerte abrazo!!! Carlos Churba