Archivo para la categoría ‘APRENDER’

LA FORMACION EN CREATIVIDAD

LA FORMACION EN CREATIVIDAD
Lic. Carlos Churba.

El futuro de un país, de una organización, de un grupo, de una familia depende indudablemente de su capacidad para desarrollar, estimular, desplegar el potencial creador de sus integrantes.
La revolución en la educación pasa hoy por incorporar los conocimientos del campo de la creatividad en todos los niveles educativos.

La Formación en Creatividad

FORMAR EN CREATIVIDAD A LOS FORMADORES.

La consigna guía de nuestro pensamiento es «Formar en creatividad a los formadores», para que éstos a su vez se conviertan en multiplicadores de la propuesta: “La creatividad para todos”.
La creatividad es la única posibilidad de abrir nuevos caminos, de encontrar nuevas soluciones a los problemas, en un mundo totalmente cambiante, en el cual el avance tecnológico forma parte del escenario cotidiano.
El desafío es integrar la sensibilidad del alumno, con el profundo conocimiento de su interioridad a los saberes del campo informático (computadoras integradas en sistemas de redes).
Esta integración apunta a potenciar la inteligencia y la emoción junto a la inteligencia artificial y la tecnología de punta para el logro de la “Máxima creatividad al servicio de la vida humana”.
Vencer el temor a lo nuevo, a lo desconocido, al cambio que produce todo lo innovador y creativo es una tarea permanente para los formadores.
En lugar del temor a las innovaciones tecnológicas debemos estar dispuestos con apertura a conocerlas y aplicarlas.

Propongo pensar

¿Cómo podemos emplear estos adelantos para liberar la máxima capacidad imaginativa y creadora del hombre?
¿Cómo hacer realidad el preciado objetivo de una formación personalizada, que respete en cada alumno su propio ritmo, sus características de personalidad, su momento evolutivo, sus necesidades y sus deseos?
Se imaginan lo valioso, lo magnífico que seria poner la formación en Creatividad al alcance de millones de personas.
Contar con millones de Creadores. Creadores de posibilidades múltiples, creadores de nuevas fuentes de trabajo Creadores de nuevas fuentes de riqueza, en los más variados campos, disciplinas y quehaceres.
Podemos imaginar la enorme geografía mundial iluminándose gradualmente con la energía que brinda la Creatividad.
Para convertir la imaginación en una visión que impulse su realización, considero que uno de los factores principales será incorporar la Creatividad como materia en todos los niveles del sistema educativo de nuestro país y del resto de América.
El primer paso para instrumentarlo será desarrollar la creatividad en los educadores.
Para concretar la formación en creatividad he diseñado el M.I.F.A.C. Modelo Integral Facilitador de la Creatividad

Curso de Creatividad

Si te interesa desbloquear, desarrollar y aplicar la creatividad en tus actividades cotidianas te ofrecemos un espacio de 3 encuentros para el intercambio abierto, creativo y enriquecedor desde un modelo de trabajo original y práctico.

Creatividad para el buen vivir

Innovaciòn empresarial

El Efecto “Primark”: Innovación empresarial y marketing colaborativo

  • Publicado el 29 de enero de 2015 por Juan Merodio

¿Habeis oído hablar del Efecto Primark? Este término ya se mencionaba en un caso del IESE en 2011, como un nuevo modelo de negocio que estaba empezando a “remover” lo que ya existía.

Realmente no es más que un reflejo de lo que está pasando y del comienzo de la transición de las empresas a un nuevo concepto de realidad basado en los usuarios, y es que el consumidor de hoy en día decide, y tiene el poder de cambiar rápidamente el liderazgo de empresas, ¿os acordais lo que sucedió con la cadena Blockbuster?

Este rotura y creación de nuevos modelos de negocio está sucediendo poco a poco en distintos sectores, el sector musical, decoración, el editorial, el de la moda…. donde vemos empresas precursoras como pueden ser Primark o IKEA y empresas adoptivas del modelo como la española Shana, donde muchas veces se asocia este modelo al formato low-cost, pero no tendría porque.

Cuándo analizamos estos modelos de negocio nos encontramos con varias palabras que lo definen, como son eficiencia, costes operativos muy bajos y mayor tamaño en tiendas físicas, lo que implica una menor inversión global y un incremento en ventas.

Pero ¿qué sucede con el marketing de estas empresas? Se basan en el boca-oreja, es decir, en “colaborar” con los usuarios para difundir su marca y sus productos.

¿Cuánto invierten las empresas en publicidad corporativa? Si analizásemos estos datos veríamos que presupuestos millonarios, pero pregúntate ¿confias en una campaña de marketing donde alguien de la propia empresa o un actor contratado te dice lo bueno que son sus productos o servicios?

La verdad es que no, ¿entonces porqué seguimos invirtiendo tanto en marketing puramente corporativo en lugar de desviar parte de esa inversión en acciones de crowdsourcing donde trabajamos junto a nuestros clientes como prescriptores?

crowdsourcing

Esta filosofía empresarial es uno de los grandes desafíos de las empresas en su proceso de adaptación a la nueva economía, una economía que se funde con sistemas de economía colaborativa como BlaBlacar, que en próximos años cogerán más fuerza y donde ya hay empresas que han sabido tomar ventaja de ello en lugar de luchar contra ellos, es decir, convertir amenazas en fortalezas, como hizo recientemente la cadena de hoteles Room Mate con su proyecto BeMate.

En resumen, no se trata de que los modelos de negocio han cambiado y debemos adaptarnos al nuevo modelo, sino de que los modelos de negocio están en constante cambio, cada vez a una velocidad mayor y las empresas debemos ser capaces de establecer procesos constantes de innovación empresarial donde lo digital y el nuevo consumidor supondrán más de un 60% del éxito del negocio.

¿Qué opinas de esta nueva realidad empresarial? ¿Una realidad de vida o muerte?

Esta entrada fue publicada en Marketing Digital y etiquetada como efecto primarkinnovacion empresarial,marketing colaborativoshana por Juan Merodio

Ferran Adrià: “La creatividad es buscarse la vida”

El chef cocina ideas con los periodistas Vicente Jiménez y Carlos Francino en el ciclo ‘Visionarios’ de EL PAÍS y la SER

“Soy cocinero”, insiste Ferran Adrià, pero lo único que echa humo es su cerebro. Los ingredientes que el influyente chef internacional maneja son ideas, de forma torrencial. Su creatividad es plato único y a la vez se multiplica en un menú de iniciativas, contacto con la universidad, la ciencia, el periodismo… Y esa sociedad civil de la que, insiste, forma parte como un obrero innovador. Por eso, por su constante innovación y su visión vanguardista en la gastronomía, ha sido la primera figura invitada este miércoles al ciclo Visionarios, organizado por EL PAÍS y lacadena SER y patrocinado por el banco Sabadell para poner sobre la mesa referentes, líderes y espejos donde mirarse. En el primer menú del ciclo, Adrià cocinó ideas con el director adjunto del diario, Vicente Jiménez, y el conductor de La VentanaCarlos Francino. Un diálogo cómplice con dos periodistas : “En la cocina y la información tenemos en común la inmediatez”, dijo el chef.

Ante el atento público que abarrotaba el moderno auditorio en la Gran Vía madrileña de la Fundación Telefónica (con fans como su amigo el cocinero Juan Mari Arzak), recomendó no confundir la velocidad con el tocino. “La velocidad es un problema. No puedes hacer algo sin ser riguroso. Y la “con la seriedad y la rigurosidad se funciona”, todo lo demás “es espuma”, ironizó.

Y se habló de la falsa prisa y de la falsa velocidad. La buena, se admite y se desea: “¡Ójala se den prisa en curar el cáncer!”. Está cansado de las noticias malas. “Casi nunca aparece en los diarios la palabra felicidad”, les espetó a sus contertulios/amigos periodistas. Salieron a relucir las entrevistas, “más de mil al año”, y que según el cocinero “son una buena manera de no ir al psiquiatra”, a la vez que un vehículo “para reformular ideas”. Y si esas ideas se transmiten bien, mejor. Jiménez le comentó que la mayoría de las noticias que se publican sobre Adrià son buenas. Y el chef saltó a épocas crudas de incomprensión: “Nooo, ¿te acuerdas cuando salió el titular de Ferran Adrià envenena? Era un ataque a la vanguardia, a no querer cambiar cosas”.

Y como dice el lema de Visionarios, siempre hay algo o alguien que lo cambia todo, más allá de las incomprensiones aparte. “Los visionarios no gustan a todos”, y no siempre son entendibles, coincidieron el cocinero y los periodistas. “Cuando me dicen que no entienden mi proyecto estoy contentísimo. Si algo se entiende es que no es muy nuevo”, dijo el chef, obsesionado con la innovación, no solo la suya, sino la ajena: “Para innovar tienes que arriesgar”.

Adrià resaltó que él y sus compañeros de elBulli siempre han arriesgado, cambiaban continuamente y si ahora han cambiado de nuevo es para seguir innovando. “Hicimos vanguardia y no somos marcianos”. Adrià rechazó los calificativos de gurú o genio. “No me gustan. Yo solo soy un cocinero”, dijo mirando a sus compañeros de debate. Pero sí le gusta definirse “creativo”. “Cada una de las personas que estáis aquí tiene su proceso creativo”, dijo mirando al auditorio. Y les lanzó la receta: “Creatividad es buscarse la vida”.

¿Y cocinar? Pues casi una pregunta del millón, “esas que siempre hace Ferran y no se pueden responder”, recordó Jiménez. “Al final cocinar es una decisión”, contestó Adriá, sacudiendo las definiciones de los diccionarios: “Dicen que cocinar implica fuego. Y ¿no es cocina un tartar, un sushi?”. Elabora, que algo queda.

Salió a relucir la ética y la perseverancia nadando contracorriente: “Yo hablo de honestidad y seguro que mañana alguien dice de mí que soy un chorizo. Un día eres dios y otro día el demonio”. Y, futbolista él, citó el caso de Messi, “entregado a su mundo”. “Tienes que tener una fuerza mental brutal”, manifiesta.

Francino le preguntó por las tentaciones políticas: “No sé. Yo ayudo en lo que me pidan. Con elBulli Foundation ya doy un granito de arena en lo que me toca. Tenemos que saber donde estamos. Yo soy cocinero y un empresario”, dijo, pero si le pinchan, responde y da al momento recetas empresariales y políticas. Aboga por la ética de la honestidad, asegura que es su herramienta. Ya que, piensa, falta en la órbita política. La gente tiene derecho a equivocarse, pero que lo reconozcan. “Si pudiéramos arreglarlo con una cena…”, soltó ante la pregunta de por qué no sienta en su mesa a Artur Mas y a Rajoy. “A ver si desde elBulli Foundation demostramos a la sociedad civil de que puede haber un centro innovador de cocina, de moda, de cualquier disciplina. No hacen falta millones de euros para dedicarse al i+D”.

Y ¿no nos estamos quedando lejos frente a otros países que van a una velocidad superior a la nuestra? le planteó Vicente Jiménez. “Cuando sabes que estás cambiando el mundo, no puedes parar”, afirma el hiperactivo cocinero. El pesimismo no entra en su cabeza. “Hace cien años ni estábamos mejor ni se comía mejor”. Tenemos visualizados que los tomates de antes eran mejores y que todos tenían huertos en su casa… ¡Si había gente que comía pan duro!”

Jiménez retó a esas antenas innovadoras de Adrià y le preguntó qué le ha sorprendido en el último año. “El MIT (Massachusetts Institute of Technology)”, respondió rápido el cocinero. Ha vuelto fascinado de Boston. De un centro de ciencia y conocimiento donde ha expuesto su ambicioso laboratorio creativo e ideológico de elBulli y el vicepresidente es paisano suyo, de Hospitalet (como descubrió el reciente reportaje de El País Semanal). “En el MIT todo el mundo cree que puede cambiar el mundo”, dice entusiasmado. Allí vio pasión, algo “muy difícil de inculcar y transmitir”. Él ahora insiste en transmitir a las autoridades la necesidad de invertir en la sociedad civil: “Si hay una persona con un talento brutal, vamos a darle las mejores becas. Pensamos que somos buenos en deporte y no somos buenos en otras cosas. Habría que hacer una auditoría creativa, un inventario de talento, de ver dónde podemos actuar”.

Le piden otra receta final: cómo estaremos en el futuro en España. “Si focalizamos dónde hay que invertir, mejoraremos. La innovación es el futuro. Hay que primar la excelencia y la innovación. Y no nos obsesionemos tanto con la universidad. La formación profesional no se puede olvidar. Tenemos que estar orgullosos de ser carniceros o carpinteros… Yo soy cocinero. Somos gente normal”, dijo este innovador personaje que no ha pasado por la universidad. La respuesta de sus anfitriones: “Sois normales inusuales”

Fuente: http://cultura.elpais.com/cultura/2014/02/19/actualidad/1392845672_466981.html

Curso: Desarrollo Integral de la Creatividad.

Curso- Desarrollo Integral de la Creatividad

Curso: Desarrollo Integral de la Creatividad.

Miércoles de 18 a 19,30 hs comienzo 7 de enero 8 clases

•          Un recorrido por los caminos de la Literatura, el Cine, el Arte con aportes del campo de la Psicología y la Creatividad para enriquecer la vida cotidiana.

•          Destinado a las personas que tengan interés en despertar, expandir y aplicar la creatividad en sus actividades personales y/o profesionales.

  • Temario: La percepción creadora. El proceso creador. La personalidad creadora. El espacio y el tiempo  de creación. La expresión creadora. Técnicas  de generación y aplicación de ideas.

Realización de lecturas y ejercicios de aplicación.

CONVERSACIONES EFICACES. CÓMO DIRIGIR REUNIONES II

CONVERSACIONES EFICACES. CÓMO DIRIGIR REUNIONES II

conversaciones eficaces

Alan Barker, experto en comunicación, en la segunda edición de su libro “How to manage meetings”, propone las siguientes recomendaciones para lograr mantener conversaciones eficaces:

a).- Limitar el número de participantes, como ya hemos comentado en una entrada anterior. El número ideal no debería superar las 4 personas y el máximo puede llegar a 7.

b).- Mejorar nuestras habilidades de escucha. La calidad de una conversación va a depender de nuestra calidad como oyentes. Escuchar supone no sólo no hablar, sino también ser conscientes de la influencia que tenemos sobre el comportamiento del orador con nuestras conductas: mantener o no el contacto visual, tomar notas, hacer gestos afirmativos con la cabeza,….. No hay que olvidar, también, que cuando hablamos estamos demostrando la calidad de nuestra escucha, por ejemplo si interrumpimos estamos demostrando que hemos dejado de escuchar, que no estamos interesados en seguir haciéndolo, lo que afectará la respuesta de nuestro interlocutor.

El primer paso para mejorar nuestras habilidades de escucha consiste en ser conscientes de los obstáculos y de que algunos los podemos controlar y otros no. Cualquier conversación consiste, para cada participante, en dos tipos de conversación: la externa y la interna que tiene lugar dentro de nuestras cabezas. Debemos escuchar a ambas. Mientras tomamos parte en la externa podemos estar utilizando la interna para:

1.- Buscar respuestas a los problemas.

2.- Encontrar soluciones.

3.- Ensayar nuestra siguiente respuesta.

4.- Juzgar lo que el orador dice.

En ocasiones podemos interrumpir esta conversación y dedicarnos a escuchar realmente lo que nuestro interlocutor dice, lo que no dice, cómo lo dice y cómo no lo dice. Otras veces podemos controlar la conversación interior y para ello podemos:

1.- Anotar  nuestros pensamientos para poder dejarlos a un lado.

2.- Hacer que forme parte de nuestra conversación exterior verbalizando nuestros pensamientos.

3.- Hacer pausas antes de hablar para permitir que la conversación interior tenga lugar sin distorsionar nuestra escucha.

c).- Estructurar nuestro pensamiento. En una conversación debemos tener dos tipos de pensamientos:

1.- En una primera etapa deben estar enfocados a pensar en el problema y analizarlo.

2.- En la segunda fase tienen que estar centrados en buscar soluciones.

Muchas reuniones fracasan porque dedicamos poco tiempo a pensar sobre el problema y pasamos directamente a intentar encontrar soluciones.

d).- Controlar el tiempo adecuadamente. Generalmente una conversación eficiente comienza con un ritmo tranquilo para irse volviendo más rápido con el progreso de la misma. Pero no existen reglas sobre lo que es correcto. Percibimos que una conversación va demasiado rápida cuando existen muchas interrupciones, se producen conversaciones paralelas y las personas empiezan a mostrar signos de que han dejado de escuchar y de incomodidad con la situación. En el caso contrario, sabemos que se está enlenteciendo en demasía cuando un orador domina la conversación, no se plantean preguntas, surgen pausas frecuentes y el nivel de energía de la conversación desciende y languidece, mostrando los participantes signos de cansancio.

e).- Encontrar territorios comunes. Las conversaciones son un medio para hallar terrenos comunes. Solemos comenzar una conversación en nuestro terreno privado y debemos buscar utilizar la misma para encontrar cómo cruzar al territorio de nuestro interlocutor. Para ello podemos: hacer un comentario vacilante, exploratorio (“quizás podríamos,…”, “Creo que pienso…..,” “Es posible que….”) o hacer una pausa antes de hablar.

No debemos seguir adelante hasta que la otra persona nos haya dado permiso. Éste puede ser explícito: “Di lo que quieras” o “Me agradaría recibir tu sincera opinión” o mediante el lenguaje corporal o la conducta: sonreír, asentir,….

f).- Ir más allá de los argumentos. Una habilidad esencial para mejorar nuestras conversaciones en el curso de una reunión consiste en romper el círculo del conflicto. Barker destaca que la “Escalera de inferencias” es una buena herramienta para conseguirlo. El modelo fue desarrollado inicialmente por Chris Argyris y describe la forma en que pensamos en el transcurso de una conversación como una escalera. En los escalones bajos se encuentra la observación y en lo alto de la misma la acción. Desde la observación subimos al primer peldaño seleccionando datos (escogemos aquello en lo que nos queremos fijar). En el segundo escalón inferimos significados desde nuestra experiencia con datos semejantes, en el tercero generalizamos estos significados y los transformamos en presunciones, para en el cuarto construir modelos mentales o creencias a partir de esas presunciones. Finalmente actuamos basándonos en nuestros modelos mentales.

ladder_of_inference

Viajamos de arriba debajo de la escalera cada vez que mantenemos una conversación. Somos mucho mejores ascendiendo que descendiendo. Esta escalera nos va a permitir bajar de nuestras creencias y opiniones  individuales para ascender hacia valores y creencias compartidas.

La clave para utilizarla correctamente está en hacer preguntas para encontrar: las genuinas diferencias en nuestros modos de pensar, las similitudes y las formas de llegar a un entendimiento. Por ejemplo podemos preguntar:

“¿Qué datos subyacen a lo que estás diciendo?”.

“¿Estamos de acuerdo en los datos?”

“¿Estamos de acuerdo en lo que significan?”

“¿Me puedes aclarar tu razonamiento?”

“¿Cuándo has dicho……, querías decir ……..?”

Si alguien, por ejemplo, sugiere una línea de acción, el otro puede descender cuidadosamente por la escalera al preguntar:

“¿Por qué piensas que ………puede funcionar?”, “¿Qué es lo que hace que sea un buen plan?”

“¿Has considerado ……?”,

“¿Cómo puede afectar a …..?”, “¿Esto quiere decir que…..?”

“¿Puedes ponerme un ejemplo?”, “¿Qué te ha hecho pensar en esto?”

La escalera de inferencia, también, puede servirnos para ofrecer nuestras ideas a nuestro interlocutor para que las examine. Si estamos sugiriendo un plan de acción podemos preguntar:

“¿Observas algún punto débil en mi pensamiento?”

“¿En circunstancias diferentes esto se vería de manera distinta?”

“¿Son válidas mis presunciones e ideas?”

“¿He olvidado algo?”

La ventaja de este modelo es que no necesita de un entrenamiento previo. Se puede utilizar inmediatamente como una forma sencilla de intervenir en conversaciones que corren el riesgo de convertirse en argumentos.

g).- Sintetizar con frecuencia. El tener la capacidad de resumir una conversación es una de las habilidades más importantes que debemos desarrollar. Es importante porque:

1.- Permite definir nuestro objetivo y comprobar que lo hemos alcanzado.

2.- Ayuda a estructurar nuestro pensamiento, al recordar en qué situación estamos respecto a las dos etapas del pensamiento,  que vimos en la entrada anterior, y por dónde debemos continuar.

3.- Evita perder el tiempo, al acabar con las digresiones.

4.- Facilita encontrar un terreno común. Al resumir lo que la otra persona está diciendo con nuestras palabras estamos encontrando un modo de entrar en su territorio.

Al comienzo de una conversación podemos sintetizar nuestro principal objetivo. Al avanzar la misma ir resumiendo lo que pensamos que estamos alcanzando y verificar que nuestro interlocutor está de acuerdo. Al finalizar hacer una síntesis de lo logrado y de las acciones que ambas partes se comprometen a acometer.

Sintetizar no significa repetir lo que la otra persona acaba de decir. Implica reinterpretar sus ideas con nuestras palabras, por lo que debemos:

1.- Destacar los puntos específicos en los que han hecho hincapié.

2.- Reconocer la posición desde la que han hablado.

3.- Entender las creencias que sustentan su postura.

Reconocer lo que otra persona dice no quiere decir que estemos de acuerdo, sino que vamos a tener en cuenta lo que nos dicen.

No debemos olvidar que debemos acompañar nuestras palabras con el lenguaje no verbal adecuado que demuestren nuestro reconocimiento, apreciación y comprensión.

h).- Apoyarnos en elementos visuales. Aparentemente recordamos el 20% de lo que oímos y el 80% de lo que vemos. A pesar de eso muchas de nuestras conversaciones, especialmente en reuniones, carecen de este crucial elemento. Si la comunicación consiste en el proceso de mostrar nuestras ideas, nuestras conversaciones se beneficiarían si pudiésemos conseguir que los demás visualizasen nuestras ideas.

Evidentemente existen muchas formas de hacer nuestras ideas visibles en una conversación: gesticulamos o modelamos con nuestras manos o expresamos nuestros sentimientos con las contorsiones de nuestros músculos faciales, escribimos en pizarras, utilizamos metáforas, analogías,….

Fuente: http://clavesliderazgoresponsable.blogspot.com.ar/   Isabel Carrasco

Leer más: http://carloschurba.wikispaces.com/Crealogar

Grupo de estudio sobre Psicología de la Creatividad

“Si las puertas de la percepción y la creatividad se potenciaran,
la vida se presentaría como lo que es, infinita”


Grupo de estudio: Psicología de la Creatividad

DESTINARIOS :
PROFESIONALES Y ESTUDIANTES AVANZADOS DE TODAS LAS ORIENTACIONES: HUMANÍSTICAS, ARTÍSTICAS , CIENTÍFICAS  y TÉCNICAS.


MODALIDAD :
SE TRABAJARÁ CON TÉCNICAS LÚDICAS Y PARTICIPATIVAS. SE EMPLEARÁ DINÁMICA GRUPAL. SE ARTICULARÁN LOS
CONTENIDOS TEÓRICOS CON LA PRÁCTICA VIVENCIAL.


Comienzo: 8 de marzo

Informes: carloschurba@gmail.com

Nuevo libro de Carlos Churba. Edición digital ampliada

PORTADAFINALFinal1

Deseo agradecer a todos los que brindaron sus comentarios y votaron por el color de la portada del libro. Las opiniones han estado bastante divididas pero con mayoria por el color violeta. De cualquier manera ambos colores están presentes en las espirales.

El libro ya está a la venta en: http://lnkd.in/bcTKHVu

Seguiremos “crealogando” y apostando por concretar la Era de la Potenciación de la Creatividad Humana. Un fuerte abrazo!!! Carlos Churba

“Es básico fomentar la creatividad en las escuelas”

«Es básico fomentar la creatividad en las escuelas, centrarse en la exploración más que en los contenidos»

El experto y coautor del Informe PISA propone mejoras en la formación del profesorado y mayor compromiso social para remontar los resultados. Pablo Zoido. Analista de la OCDE

No hay fórmulas mágicas para mejorar las competencias de los estudiantes murcianos, pero sí actitudes que los países y regiones más exitosos tienen en común, y que el analista de la OCDE Pablo Zoido expuso ayer durante las jornadas sobre evaluaciones externas organizadas por la Consejería de Educación, y que reunieron a 300 expertos en la materia en Murcia.

-Los resultados de los estudiantes murcianos en el último Informe PISA han sido demoledores, los peores de España solo por delante de Extremadura…

-Cabría esperar cierta mejora porque se han hecho esfuerzos, una inversión fuerte, pero al mismo tiempo hay que tener en cuenta que para las comunidades autónomas la muestra es más pequeña, y la precisión con la que se miden las tendencias no es tan alta como para el conjunto de España. Cabe mejorar, y es para lo que debemos trabajar. En el caso de Murcia, me parece más preocupante que haya casi un tercio de alumnos que no alcanza el nivel básico de competencias y un 40% de repetidores. Es un síntoma muy claro de que hay algo en el sistema que no funciona.

-Además, son peores que los obtenidos por la Región hace tres años. ¿Qué le parece?

-Debe ser una llamada de atención, pero a todos los sectores. Tiene que dar qué pensar a las escuelas, a los docentes, a las familias, a la Administración… La mejora es una responsabilidad compartida; todos tenemos que trabajar juntos y remar en la misma dirección, por supuesto manteniendo las fortalezas que tenemos, como la equidad en el sistema. Y siempre teniendo en cuenta que en comunidades como Murcia el desarrollo socioeconómico es complejo, la formación de los padres es menor, el porcentaje de alumnos de origen inmigrante es superior a la media… Todos esos factores son importantes, pero no determinantes. Hay otros lugares en España y en el mundo que con un contexto similar logran resultados mucho mejores. Lo que muestra PISA es que es posible y que hay lugares dónde se superan esos retos.

-Los resultados de Murcia llevan a pensar que repetir curso no sirve de nada, que los estudiantes no mejoran así sus competencias…

-No, no hay un resultado positivo en las competencias y habilidades de los repetidores. Cuanto mayor es la tasa de repetidores, peor es el resultado. No es una medida exitosa.

-¿Y cómo lo hacen esos países?

-No hay una fórmula mágica. En diferentes regiones del mundo hay sistemas con buenos resultados, independientemente de su contexto, pero sí hay ciertas actitudes que tienen en común. La primera es la creencia de que se trata de una responsabilidad compartida de las familias y la escuela. Eso en los países asiáticos es fundamental. La segunda es la colaboración entre las escuelas, los docentes, los equipos… También la calidad del profesorado: se trata de atraer a los mejores a la profesión docente, incentivarles con formación continua y ofrecerles los recursos que necesitan. El docente es el motor fundamental de la mejora, y necesitan también autonomía para decidir qué contenidos se imparten en clase, cómo se imparten o cómo se evalúan. Es importante ver también qué docentes lograr mejores resultados, y que compartan su forma de hacer. El tercer aspecto es la creencia en el potencial de todos los alumnos; hay que desbancar el mito del talento. Los mejores resultados no los consiguen los alumnos más habilidosos, se consiguen a base de trabajo. Si tú trabajas duro puedes lograr el éxito. Todos los alumnos pueden lograr pasar de curso, no hay que desterrar a un alumno porque empiece mal, todo el mundo puede conseguir buenos resultados.

-Habla de publicitar resultados de los docentes. ¿Y los de los alumnos? ¿Cree que un ‘ranking’ de colegios pude ser positivo?

-La base de todo debe ser la confianza mutua en el trabajo de todos. En España no estamos ahí todavía, a medio plazo puede ser interesante, pero una vez exista esa base de confianza y colaboración. Antes de llegar ahí queda mucho por hacer en España para crear ese clima de colaboración.

-Los resultados del Informe PISA dibujan una brecha clara entre el norte y el sur de España…

-Sí, existe una brecha, pero también existe una brecha en el nivel de renta. Lo que queda claro es que las políticas educativas no han logrado corregir esas diferencias socioeconómicas entre las regiones, que es uno de los objetivos de la educación.

-Algunas voces apuntan a que los malos resultados de Murcia son el precio de la equidad de su sistema educativo. ¿Los países con mejores resultados son menos equitativos?

-No hay porqué elegir entre equidad o mejores resultados. Los países con mejores resultados también tienen los sistemas más equitativos. Los que han logrado mejorar lo han hecho apoyando el rendimiento de los alumnos más vulnerables, o eliminando diferencias entre escuelas o niveles socioeconómicos. También con medidas que hacen que el sistema seleccione menos entre los alumnos académicos y los técnicos.

-Pero la Lomce ahonda en ese sentido, e incluso adelante la selección de alumnos, con medidas como las reválidas o la FP Básica.

-Los países que han ido mejorando han ido retrasando esa selección de alumnos. No va en la dirección que observamos en el resto de los países que han mejorado.

-¿Cuánto pesan las expectativas de las familias en sus hijos?

-Son fundamentales. Hay que creer en las posibilidades del estudiante, involucrarse mostrando interés. El impacto mayor lo vemos en la importancia que da la familia a la cultura, a la educación como medio para mejorar y lograr un buen puesto de trabajo.

-Sobre los métodos de aprendizaje, ¿qué aportan los basados en la repetición, la memoria, el estudio de lecciones?

-Las preguntas de PISA ponen a los alumnos en contextos novedosos para que resuelvan problemas de forma creativa. Problemas que se pueden encontrar en su vida diaria, cuando trabajen. Los alumnos que obtienen mejores resultados no solo tienen una base, sino la capacidad de utilizar esos conocimientos.

-¿Debe fomentarse pues la creatividad en las escuelas?

-Sí, me parece fundamental. Los países con mejores resultados son los que se han centrado en la resolución de problemas, el pensamiento crítico; los que se centran no tanto en los contenidos, sino en el camino, en la exploración, que ayudan a los alumnos a aprender a aprender.

-En el futuro no será tan importante la acumulación de contenidos…

-Vamos hacia una sociedad en la que no se valorará tanto el conocimiento en sí mismo sino la capacidad de resolver problemas y habilidades no cognitivas como la perseverancia, la capacidad de ser abiertos, de ver los problemas desde diferentes puntos de vista… No basta con saber las reglas, sino cómo aplicarlas.

-Pero en la realidad del día a día los escolares salen de clase con montones de deberes que dejan poco margen a la creatividad.

-Los deberes son importantes para establecer un vínculo entre lo que se hace en la escuela y en casa y ayudan a involucrar a los padres o motivar a los alumnos. Las tareas pueden ser más participativas, con opciones para que el estudiante pueda escoger los contextos de los problemas. O que puedan resolverlos alumnos con diferentes niveles.

-¿Tendrían que modificarse el acceso a la profesión docente y la formación de los profesores?

-Los países que logran los mejores resultados han puesto mucho énfasis en el profesorado. Se selecciona a los mejores, la formación y las prácticas se miran al detalle y hay un apoyo continuo. Pero los resultados de Finlandia no se han conseguido de la noche a la mañana, son fruto de políticas puestas en marcha de forma coherente durante muchos años.

-¿Es equivalente un mayor gasto en educación con los mejores resultados?

-El gasto tiene su importancia pero hasta cierto punto. Hay muchos otros factores, y a partir de un nivel de gasto que España supera, entran en juego otros factores. En España no se trata de un problema de recursos, sino de en qué lo invertimos.

-Pero los recortes o el aumento de alumnos por aula no deben ayudar mucho…

-No ayudan, pero tampoco hay verdades absolutas. Si ha habido que optar entre tener más alumnos en clase pero con mejor apoyo del profesorado, los países asiáticos con mejores resultados han optado por la segunda opción.

Fuente: http://www.laverdad.es/murcia/v/20140116/local/region/basico-fomentar-creatividad-escuelas-201401160047.html