Archivo para la categoría ‘While my guitar gently weeps’

While my guitar gently weeps: la canción del día (solista)


Y asi, como quien no quiere la cosa, cumplimos con la catarata de pedidos (uno, de Sun King) para ver un videíto de un tema del Album Blanco. Y, de paso, nos encantaría que el mismo sea un aporte positivo en el comienzo de su fin de semana.

Esta versión de While my guitar gently weeps, de los mejores temas de los Beatles y, definitivamente, uno de mis favoritos, tiene todo lo necesario para ser fantástica, salvo una cosa. Tocan Paul, Eric Clapton (que sonido saca de esa guitarra, por Dios), Phil Collins…

Pero pareciera que falta George.

Si bien los cuatro Beatles tuvieron una activa vida social durante su tiempo como banda, George, menos egocéntrico y encantador que Paul y menos egoísta y absorvente que John, daba la sensación de ser el mas “conectado” o atento a su entorno.

Fue el primer amigo de Neil Aspinall, quien fuera chofer, road manager, asistente personal y director de Apple para los Beatles.

Recomendó que el dueño de The Cavern contratara a Mal Evans, quien después fue miembro del círculo íntimo de los Beatles como guardaespaldas, road manager y asistente todo-terreno.

Sugirió a los directivos de la discográfica Decca no dejar pasar la oportunidad de contratar a un grupo amigo, los Rolling Stones.

Fue artífice, junto a Paul, del alejamiento de Pete Best del grupo. En el caso de George el motivo fue hacer entrar a Ringo (ya eran grandes amigos) a la banda.

Invitó a su otro gran amigo, Eric Clapton, a grabar el solo de la canción del video de hoy. En parte porque seguía sin ser apreciado por John y Paul en cuanto a la calidad de sus aportes. En parte, porque su propio solo no lo convencía.

Fue el que llevó a Billy Preston a participar de las sesiones de Let it be, para dar mayor volúmen a la música de los Beatles, y como forma de alivianar las insufribles tensiones que vivían en esa época.

Se dedicó con mucha solvencia a producir grupos y solistas aún siendo parte de los Beatles.

Colaboró en la composición de canciones con otros artistas, en algunos casos sin figurar en los créditos (algunas canciones de Ringo, por ejemplo), y en otros usando un seudónimo.

Tocó como invitado en cantidad de discos de otros músicos, mas que los otros Beatles.

De un agudo y fino sentido del humor, su relación con Monty Phyton le permitió explotar una veta cómica apareciendo en programas y películas burlándose de los Beatles y de sí mismo. Integrantes de este grupo cómico inglés cantaron dos canciones desopilantes (The Lumberjack Song y Sit on my face) durante su concierto homenaje en 2002.

No hay una sola persona que lo haya conocido y tratado que no haya apreciado su cualidad humana y su amistad.

Tal vez por eso, cuando veo a Clapton sonreir al final de la canción, me parece que está todo bien.

Se nota que George en realidad nunca se fue, que está ahi, entre ellos.