Posts etiquetados como ‘turbosave’

Una de piratas III – Poke mágico

Definitivamente me había cansado de usar cassettes. Es que tardaban mucho, necesitaba mucho espacio físico para guardarlos y últimamente los mejores juegos de Commodore 64 estaban viniendo en disco.

Leyendo la Segunda Mano de algún martes a mediados de 1987, vi un avisito de Real Time que publicaba algunos equipos usados en venta, con su correspondiente precio. El dinero que había juntado desde hacía un buen tiempo tuvo como destino una diskettera Commodore 1541 usada, en buen estado.

Volví desde Santa Fé y Pueyrredón hasta mi casa de San Martín, con la 1541 en una bolsita y una caja de discos de 5.25″ Damy. En el camino pensaba en todos los juegos que podría jugar. Y en toda la plata que tendría que gastar para conseguir nuevamente aquellos que quedaron en las cassettes. Y tenía una importante cantidad.

Al principio sufrí de esa lentitud de la 1541 que siempre había escuchado hablar. Pero no importaba, porque la carga era algo más rápida que desde cassette. Además, me daba un aire de usuario más experimentado. Un usuario con diskettera.

Pero me volvía a cansar. Y tuve que conseguir un cartucho Fast Load, que además de acelerar la carga y grabación de disco, venía con un botoncito de reset para la computadora. Y aún mantenía la preocupación de las cassettes. Si tuviera una manera de evitar que los programas arrancasen y luego poder pasarlos a disco…pero ¿¡cómo!?

Había visto en la sección “Trucos, Trampas y Hallazgos” de la revista K64 que se podían hacer cosas interesantes o extrañas, modificando valores en ciertas posiciones en la memoria. Por ejemplo, se podía modificar el cartel de la memoria disponible de la Commodore. Entonces, por qué no buscar un Poke de oro, un Poke mágico? Así empecé. Un cuelgue. Reset, borrón y cuenta nueva. Otro cuelgue y otro reset. Un tercer cuelgue y un tercer reset. Mil cuelgues…

Hasta que un día, en algún momento, la Commodore no se colgó. Y cargué el juego Ghost’n Goblins desde cassette. Y al terminar de cargar el juego no arrancó y tuve el control de la máquina. Bastante nervioso, puse un diskette vacío en la 1541 y utilicé el comando de grabación del Fast Load <- GNG .

Fue un ratito. Más nervioso aún, revisé el directorio del diskette y lo que había en la pantalla decía:


Había podido grabar un primer juego de cassette a diskette! Gracias a una combinación de llamadas a rutinas assembler y pokes:

SYS 2049 : POKE 56,0 :  LOAD

Se había deshabilitado la rutina de autoarranque del Turboloader de cassette. Gasté varias tardes y varias cajas de discos hasta que pude grabar un 90% del lote de juegos. El resto eran aquellos cassettes caprichosos cuyo Turboloader no podía burlarlo.

Al final de cuentas pude pasar juegos y programas de cassette a disco y también hacer el camino inverso con ayuda del programa copiador de discos Fast Hack’em , que incorporaba el programa TurboSave.

Así pude grabar a algunos a compañeros y amigos de la escuela como Pitu, con quien me sentaba, o Gabriel Ramirez, conocido por sus historias de levante de minas en el 169 mediante una sola mirada, y también a Gabriela, que era la única chica de la división y con la que un par de veces nos rateamos para terminar jugando al Outrun en su casa.

Había comenzado la época de “hacker” gracias a esta “serendipia” !


IMPORTANTE. Los contenidos y/o comentarios vertidos en este servicio son exclusiva responsabilidad de sus autores así como las consecuencias legales derivadas de su publicación. Los mismos no reflejan las opiniones y/o línea editorial de Blogs de la Gente, quien eliminará los contenidos y/o comentarios que violen sus Términos y condiciones. Denunciar contenido.
AgenciaBlog